El repunte del virus obstaculiza la recuperación del turismo en España y sur de Europa

Un viajero en el aeropuerto durante el coronavirus
Henry Nicholls

Reuters

  • La industria del turismo en Europa se enfrenta ahora al repunte de casos de coronavirus, después de meses luchando por recuperarse del golpe de la pandemia.
  • El verano es un período crucial de ganancias para las aerolíneas y los hoteles, ya que puede significar la diferencia entre la supervivencia y la bancarrota durante los difíciles meses de invierno.
  • Hasta 30 millones de puestos de trabajo podrían perderse en 2020, según predijo la ETC, que representa a 33 organizaciones nacionales de turismo.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

La industria del turismo y los viajes en Europa se enfrenta ahora al repunte de casos de coronavirus ocurridos en las últimas semanas, después de meses luchando por recuperarse del golpe de la pandemia.

Si bien España está presentando las peores cifras en cuanto a nuevas infecciones, los temores por la pandemia no se quedan dentro de nuestras fronteras y empiezan a afectar a todo el borde meridional de Europa.

En lugar de impulsar la recuperación del sector turístico, algunos viajeros del norte más rico parecen más inclinados a quedarse cerca de casa. Esto es un golpe potencial para países como España, Italia y Grecia, donde el turismo representa una gran parte de sus economías.

A medida que se acerca la temporada alta de agosto y los turoperadores esperan reservas de último hora, la incertidumbre crece debido al aumento de los rebrotes, el distanciamiento social y la cuarentena impuesta para algunos viajeros.

La Unión Europea dio el miércoles otro revés al sector al dar un paso atrás en su plan de permitir la entrada de más viajeros extranjeros, informa Bloomberg

En una recomendación no vinculante a los gobiernos nacionales de la UE, el bloque aconsejó mantener las fronteras exteriores cerradas a la mayoría de países, incluido Estados Unidos, durante al menos 2 semanas más.

El verano es el momento en que las aerolíneas y los hoteles ganan la mayor parte de su dinero, ya que es el momento que millones de europeos reservan para sus vacaciones anuales, y la temporada puede significar la diferencia entre la supervivencia y la bancarrota durante los difíciles meses de invierno.

La situación también está tensando los lazos entre los aliados europeos. Las autoridades de Londres y Madrid se enfrentaron esta semana después de que Reino Unido aconsejó a los británicos evitar todos los viajes no esenciales a España e impuso una cuarentena de 14 días a todo aquel que llegara de aeropuertos españoles. 

Por su parte, Alemania advirtió el martes a los turistas sobre los viajes a Cataluña, Navarra y Aragón, citando la preocupación por el aumento del número de nuevos casos y el cierre de establecimientos.

"Todo esto apunta a un período de recuperación más largo y más doloroso para la industria y la economía mundial", dijo el martes Alexandre de Juniac, director general de la Asociación Internacional de Transporte Aéreo.

"Hay pocas posibilidades de que aumente el transporte aéreo internacional a menos que los gobiernos se muevan rápida y decididamente para encontrar alternativas al cierre de fronteras, la destrucción de la confianza y la cuarentena que mata la demanda", añadió.

Leer más: La recuperación del tráfico aéreo llevará más tiempo de lo previsto: no se volverá a los niveles de 2019 hasta 2024, según los cálculos de la IATA

En la mayor parte de Europa, el aumento diario de nuevas infecciones está muy por debajo del máximo alcanzado a finales de marzo. Sin embargo, España registró más de 900 nuevas infecciones en 3 ocasiones durante la última semana, una tendencia que no se había visto desde principios de mayo.

Incluso antes del último repunte, la demanda turística se desplomó a más de la mitad y no se espera que vuelva a los niveles anteriores a la crisis hasta 2023, según la Comisión Europea de Viajes. Hasta 30 millones de puestos de trabajo podrían perderse en 2020, predijo la ETC, que representa a 33 organizaciones nacionales de turismo.

El director ejecutivo de ETC, Eduardo Santander, dijo que los gobiernos deben adoptar un "enfoque armonizado" de las restricciones de viaje "si quieren salvar el sector turístico en Europa". Según apunta Santander, se está dando justo lo contrario y la confianza en los viajes está en un mínimo histórico.

Robert Griggs, director de política y asuntos públicos de Airlines UK, un grupo de presión de la industria, dijo que se necesita un enfoque más específico y regional "en el que la cuarentena se aplique sólo a las regiones afectadas". Las pruebas en los aeropuertos permitirían a las personas que no estén contagiadas continuar viajando sin necesidad de autoaislarse a su llegada, añadió.

El caso de Grecia

Johanna Strand, portavoz de las islas griegas del Egeo Sur, dijo que el número de pasajeros que llegan a los aeropuertos de Mikonos, Santorini y Rodas está aumentando.

Grecia ha registrado apenas 4.336 casos, según los últimos datos de la Universidad Johns Hopkins. Una cifra muy inferior a los más de 280.000 en España y casi 250.000 en Italia.

"Grecia no puede controlar el miedo que la gente en Alemania, Francia o el Reino Unido puede tener sobre el virus o las potenciales cuarentenas", dijo el jueves el Ministro de Turismo griego Haris Theoharis en una entrevista con la televisión ANT1.

LEER TAMBIÉN: El aviso de un grupo de hackers españoles a Cecotec sobre sus aspiradoras Conga: los 'planos' de las casas recopilados por los robots se estaban guardando en un servidor poco seguro

LEER TAMBIÉN: La OMS advierte de que la pandemia es una ola continua y no será estacional

LEER TAMBIÉN: La hipnotizante animación de un científico que muestra cómo todo el sistema solar orbita alrededor de un centro invisible... y no es el Sol

VER AHORA: Qué es Twitch y por qué está tan de moda