El plan eléctrico de Volkswagen para España aumentará las compras de componentes de Seat a proveedores españoles hasta los 6.500 millones en 2030

Trabajadores de Seat en la planta barcelonesa de Martorell
Reuters
  • Seat aumentará las compras de componentes a proveedores españoles dentro de la apuesta eléctrica de Volkswagen en el país, hasta 6.500 millones de euros en 2030.
  • Este incremento es el resultado del plan para concentrar toda la cadena de valor de las baterías, desde el litio a la gigafactoría de Sagunto (Valencia), que Volkswagen presentó la semana pasada al PERTE del coche eléctrico.
  • El sector navega entre los anuncios de inversiones y la preocupación por el golpe al empleo que pueda provocar la transición eléctrica, ya que un coche a batería requiere menos horas de trabajo que uno de combustión.
  • Comienza el día bien informado con la selección de noticias de Business Insider España: suscríbete gratis aquí.

El proyecto eléctrico de Volkswagen para España, que incluye la fabricación de eléctricos pequeños en sus fábricas de Barcelona (Seat) y Pamplona (VW) y la gigafactoría de Sagunto (Valencia), aumentará los encargos de los fabricantes de componentes españoles. 

El gigante alemán pretende que el 80% de los componentes de sus vehículos a batería sean nacionales, según Expansión, lo cual implica que, dentro de los 8.000 millones de euros que pretende gastar en este área para 2030, casi 6.500 millones vayan a la industria española del sector.

Se trata de una magnitud relevante, ya que fue precisamente esa cantidad (en concreto 6.517 millones de euros) lo que gastó Seat en todas sus compras —a proveedores nacionales y extranjeros— del último año 2021, un dato un 17% superior a 2020 aunque todavía por debajo del último año prepandemia, cuando gastó 7.166 millones en compras, según el último informe anual.

El incremento de compras españolas tiene que ver, sobre todo, con el proyecto Future: Fast Forward presentado la semana pasada junto a más de 60 compañías —entre ellas Telefónica, Iberdrola, Bosch, Gestamp o Técnicas Reunidas— para optar a los fondos europeos del PERTE del vehículo eléctrico, que cubrirá toda la cadena de valor de las baterías, desde el litio hasta la gigafactoría de Sagunto.

Volkswagen y Seat invertirán 10.000 millones de euros en electrificar su producción en España

Herbert Diess, presidente del grupo Volkswagen

Volkswagen anunció el jueves que aumentará la inversión prevista en su fábrica de baterías valenciana —una de las 6 que tiene previsto tener en Europa para 2030— de 7,000 a 10.000 millones de euros, donde habrá más de 3.000 personas trabajando de forma directa y que debería estar en funcionamiento para el año 2026.

La compañía alemana no solo fabricará baterías en España. Según Expansión podría poner en marcha también la producción de arneses de cableado para vehículos, un elemento clave y cuya disponibilidad se ha visto seriamente golpeada por la guerra en Ucrania, país que era un gran productor de los cables que llevan los vehículos en su interior para comunicar sus componentes.

El impacto de la electrificación en el empleo

Estos planes de gasto son importantes porque uno de los principales temores de los trabajadores del sector de la automoción es que la electrificación reste empleos a la industria. Es conocido que los vehículos eléctricos requieren menos horas de trabajo por unidad que los de combustión, lo cual lleva tiempo generando una enorme inquietud en los trabajadores.

Un estudio de la consultora Boston Consulting Group cifró el impacto de la electrificación en el sector automovilístico español en una pérdida neta de 29.000 empleos. Hasta 87.000 empleos vinculados con vehículos de combustión se verían directamente afectados, más de la mitad se compensarían con los nuevos empleos creados por los eléctricos, pero el saldo final sería negativo.

El precio de la transición al vehículo eléctrico en España: se perderán 29.000 empleos en 2030 y 165.000 trabajadores necesitarán reciclarse

Un trabajador en una línea de ensamblaje de coches en la fábrica de Seat en Martorell (Barcelona)

Tanto es así que el presidente del comité de empresa de Seat Martorell, Matías Carnero, llegó a hablar de un excedente de mano de obra superior a los 2.800 trabajadores en la planta catalana

Seat ofreció la semana pasada prejubilaciones a 1.130 trabajadores, en plena negociación del nuevo convenio colectivo y con las dudas de si la marca histórica española podría dejar de existir, en favor de la deportiva Cupra, que ofrece una mayor ganancia por vehículo.

Otros artículos interesantes:

Volkswagen y Seat invertirán 10.000 millones de euros en electrificar su producción en España

Volkswagen mantiene facturación y mejora su resultado en el primer trimestre de 2022, pese a que sus entregas se desploman un 22% y su producción un 12%

Seat y Volkswagen suman a Telefónica, Caixabank e Iberdrola en su proyecto para el PERTE del coche eléctrico, que abarca desde la extracción de litio hasta la planta de baterías de Sagunto

Te recomendamos