Pasar al contenido principal

Solsticio de invierno: la noche más larga de todo el año

Amanecer en la tierra
Pixabay

Ya ha llegado el invierno. Este jueves 21 de diciembre, a las 17 horas y 28 minutos en España, ha comenzado la estación astronómica coincidiendo con el solsticio de invierno, momento en que la posición del Sol en el cielo se encuentra a la mayor distancia angular negativa del ecuador celeste.

De la misma forma que en el Solsticio de Verano se produce la noche más corta del año, la del día 21 al 22 ha tenido más horas de oscuridad que cualquier otra. Este fenómeno se hace más pronunciado a medida que te acercas al Polo Sur o el Polo Norte, y como muestra está el día sin noche o el día de total oscuridad que tiene lugar una vez al año en los extremos norte y sur del planeta.

¿A qué se debe que el primer día de Invierno también tenga la noche más larga? A la órbita que describe la Tierra en su ciclo alrededor del Sol, que no es circular sino elíptica. Esto provoca que junto con el eje de inclinación de la Tierra, se originen las estaciones.

Si el eje del planeta no estuviera inclinado, no habría estaciones y tampoco habría noche más larga. Lo que ocurre es que en ambos equinoccios los rayos del sol inciden de forma distinta sobre el Hemisferio Norte y Hemisferio Sur. Por eso cuando llega el Invierno en el norte de la Tierra hay menos horas de sol, porque coincide que su órbita e inclinación favorecen esto.

Esta explicación también sirve para ilustrar por qué a medida que se acerca el verano los días van siendo más cortos. Los solsticios se producen cuando la Tierra está en el extremo exterior de su órbita, mientras que los equinoccios -de primavera y otoño- son cuando está en la zona interior, más cercana al sol. A medida que se acercan los solsticios los días se van acortando o alargando respectivamente.

La órbita de la Tierra, la inclinación del eje y todas sus consecuencias son absolutamente inamovibles. Esto signifca que seguiremos teniendo invierno -al menos astronómico-, verano, días más largos y más cortos independientemente de lo que ocurra o cómo evoluciones el cambio climático.

Te puede interesar