Pasar al contenido principal

Así es la nueva oferta hotelera de Túnez para recuperar el turismo perdido

Una zona hotelera de Túnez
Pixabay

En el año de la recuperación del turismo internacional, tras los dos ataques terroristas de 2015, Túnez asiste también a una oleada de nuevos desarrollos hoteleros que buscan a atraer a una variedad de mercados emisores, con más perfiles de visitantes y una oferta más diversa.

La apertura en 2017 del Four Seasons Hotel Tunis, en el segmento del lujo, abrió la puerta a una serie de desarrollos de establecimientos de entre 3 y 5 estrellas que están diversificando el panorama hotelero y apuestas de grandes marcas como Accor, Marriott, Radisson o Minor que apuntan a diferentes mercados y clientes.

Túnez espera un récord de turistas

Las autoridades del país son optimistas respecto a la presente temporada: esperan un incremento del 29% en las llegadas internacionales.

El pronóstico de alcanzar los ocho millones de visitantes superaría los niveles previos a los atentados de 2015, cuando se registraron 7,1 millones de turistas.

Tras los atentados y las posteriores restricciones a los viajes a este destino por parte de operadores europeos y norteamericanos, los hoteles dirigieron su enfoque hacia el mercado interno y países asiáticos. Con esta estrategia, la cifra volvió en 2017 a los 7 millones de turistas.

Sin embargo, el retorno de viajeros europeos supondrá un enorme impulso para el segmento –que supone el 8% del PIB del país- puesto que su nivel de gasto es mayor que el de otros colectivos.

Diversidad de mercados emisores

Según la Oficina Nacional de Turismo de Túnez, los visitantes procedentes de China son uno de los segmentos en crecimiento.

Así, se espera que aumentarán desde los 18.000 de 2017 a las más de 40.000 previstos para 2018, como consecuencia de la apertura de políticas de visados (que permiten ya viajar hasta 120 días sin visado).

El potencial para aumentar este perfil de turistas está, además, muy relacionado con la expansión de proyectos de empresas chinas en el país, así como el crecimiento de la actividad económica entre ambos países.

Nuevos proyectos hoteleros

Túnez tiene actualmente 21 hoteles en proyecto, que suman 4.279 habitaciones, de los que un total de 15 ya están en construcción, según cifras de la publicación especializada Hotels, .

Accor, Radisson y la tailandesa Minor son algunas de las compañías que están desarrollando resorts y establecimientos de nivel medio y superior.

La hotelera Louvre Hotels Group, bajo su marca Golden Tulip, también está ampliando su portfolio en el país, donde sumará 1.300 habitaciones en 2018.

David Harper, de Hotels Partner África, apunta al desplome de los precios tras los ataques al complejo de lujo en Susa como otro de los frenos que ha padecido el sector. Las tarifas se situaron en 128,6 euros de media por habitación en 2017, con un descenso del 3,6% anual en los últimos ocho años.

El lujo también apuesta por Túnez

Por su parte, el director de desarrollo de Mövenpick Hotels & Resorts, Andrew Langdon, apuntó a la reconversión y renovación de hoteles de 3, 4 y 5 estrellas como motor del desarrollo hotelero en Túnez. Es el caso del Plaza Hotel & Spa Sfax, que se convertirá en la cuarta propiedad tunecina gestionada por Mövenpick este año, tras la inauguración del Hotel du Lac Tunis en abril.

La marca planea expandir su negocio un 30% en el norte de África en los próximos años, para lo que también identificó oportunidades en apartamentos con servicios de estancias prolongadas.

El regreso de las operaciones de grandes turoperadores como Thomas Cook y TUI ya se ha dejado notar en Túnez. Además, en opinión de Ward, "los turistas tienen poca memoria".

La mayor dificultad está, según este experto, en la construcción de nuevos hoteles, operaciones que conllevan mucho tiempo y para las cuales "los inversores requieren estabilidad".

En el segmento del lujo, la apertura del Four Seasons en 2017 supuso un espaldarazo para el turismo tunecino. Le seguirán nuevos proyectos de Six Senses Hotels, que planea un establecimiento en Gammarth, y de Marriott, que prevé desembarcar con un hotel de la marca Ritz-Carlton en 2023.

 

 Artículo original de Cerodosbé.

 

Te puede interesar