Pasar al contenido principal

Los padres que adoptaron a una niña de 6 años ahora dicen que en realidad tenía unos 20 años: una forma poco común de enanismo podría haber causado la confusión

Kristine y Michael Barnett.
Kristine y Michael Barnett. Cárcel del Condado de Tippecanoe
  • A principios de este mes, una pareja de Indiana fue acusada de negligencia con un dependiente. Se les acusa de abandonar a su hija adoptiva en 2013, cuando tenía unos 8 años.
  • La pareja, Kristine y Michael Barnett, afirman que en realidad era una mujer de 22 años, según ha informado Insider.
  • La mujer nacida en Ucrania, llamada Natalia, tiene un tipo raro de enanismo llamado displasia congénita espondiloepifisaria, o DEEC, un trastorno del crecimiento óseo que también puede causar problemas de visión y audición.
  • La inestabilidad mental y la violencia no son síntomas de DEEC pero podrían ser síntomas de otro diagnóstico no relacionado.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

A principios de este mes, una pareja de Indiana fue acusada de negligencia con un menor dependiente. Se les acusa de abandonar a su hija adoptiva en 2013, cuando tenía unos 8 años.

Pero Kristine y Michael Barnett afirman que en realidad era una mujer de 22 años con una afección llamada displasia espondiloepifisaria congénita, o DEEC, según ha informado Insider.

Los Barnett están ahora en libertad bajo fianza. Kristine Barnett ha dicho al Daily Mail esta semana que cuando adoptaron a una niña nacida en Ucrania llamada Natalia en 2010, creyeron que tenía unos 6 años. Pero después de la adopción, Natalia aterrorizó a su familia, ha asegurado Barnett, amenazando con apuñalarla a ella y a su ahora ex-marido mientras dormían, tratando de empujarla hacia una cerca eléctrica, y vertiendo lejía en su café.

En 2012, basándose en la evaluación de Natalia realizada por un médico, los Barnett cambiaron su edad a 22 años, según informa el Daily Mail y los medios de comunicación locales. En julio de 2013, dejaron a Natalia sola en un apartamento en Lafayette mientras se mudaban a Canadá y cortaron todo contacto con ella. Por esa razón, la policía acusó a los Barnett de negligencia.

"Los medios de comunicación me pintan como una abusadora de niñas, pero no hay ningún niño aquí", dice Kristine Barnett al Daily Mail.

"Natalia era una mujer. Tuvo la regla. Tenía dientes de adulto", continúa. "Nunca creció ni un centímetro, lo que ocurriría incluso con un niño con enanismo. Los médicos confirmaron que sufría una grave enfermedad psicológica diagnosticada sólo en adultos".

Leer más: Un adolescente de 14 años se vuelve esquizofrénico por una bacteria que le transmitió su gato con un arañazo

Los padres de Natalia han declarado que ella era mentalmente inestable, lo cual no es un síntoma de la DEEC

La DEEC es una afección poco común; sólo se han reportado unos 175 casos en la literatura médica, según los Institutos Nacionales de Salud.

Un niño con la deficiencia de crecimiento óseo no se desarrolla físicamente como otros niños. Tienden a tener una estatura muy baja, miembros cortos y un tronco y cuello cortos. Los adultos con DEEC típicamente miden de entre 1 y 1,2 metros de altura. Las personas con DEEC también pueden tener miopía o problemas de audición debido a su desarrollo.

Sus rasgos faciales pueden incluir una nariz o pómulos aplastados, o un agujero en el techo de su boca, conocido como paladar hendido, según los Institutos Nacionales de Salud.

Natalia exhibía algunos de estos rasgos, como estatura baja, pero los Barnett dicen que también mostraba signos de problemas de salud mental y violencia. En 2012, Natalia fue admitida en un centro psiquiátrico, según el Daily Mail.

Sin embargo, los tipos de problemas que los Barnett describen no están asociados con la DEEC, pero podrían ser síntomas de otro diagnóstico no relacionado.

Genetic tests can determine whether a child has SEDc.
Reuters/Mike Segar

La DEEC es una enfermedad heredada genéticamente

Según los Institutos Nacionales de Salud, el DEEC es el resultado de una mutación del gen COL2A1, que es responsable de producir colágeno, una proteína que sostiene el crecimiento óseo. Cuando el gen sufre una mutación, no se produce colágeno, por lo que los huesos y los tejidos conectivos del niño no pueden desarrollarse adecuadamente.

Los médicos pueden realizar pruebas genéticas para determinar si un niño ha heredado la afección de uno de sus padres. Según el Children's Hospital of Philadelphia, si uno de los padres tiene el trastorno, todos sus hijos tienen un 50% de probabilidades de desarrollarlo.

Las resonancias magnéticas y las radiografías también pueden ayudar a los médicos a determinar anomalías en el crecimiento de los órganos, tejidos y huesos de una persona que son característicos del DEEC.

Como resultado de su retraso en el crecimiento, las personas con DEEC podrían tener problemas con su espalda y columna vertebral, deformidades de cadera, problemas en los pies y enfermedades degenerativas de las articulaciones de las caderas, rodillas u hombros, según el Hospital Infantil de Filadelfia.

Para tratar estas deformidades y problemas de dolor, las personas con DEEC pueden necesitar cirugía o aparatos ortopédicos especiales para apoyar sus cuerpos, así como anteojos o un audífono para problemas de visión y audición.

No está claro si Natalia recibió tratamiento para la DEEC o sus efectos secundarios, o cómo lo recibió.

Y además