Pasar al contenido principal

La basura electrónica se dispara un 21% en los últimos 5 años y alcanza un nuevo récord mundial

electronic waste
reuters

  • La ONU advierte de que la basura electrónica está creciendo 3 veces más rápido que la población mundial y se acaba de alcanzar la cifra récord de 53,6 millones de toneladas. 
  • Solo el 17,4% del total se desecha por el canal oficial para que sea reciclado y se estima que se pierden unos 50 mil millones de euros debido a que estos desechos contienen minerales valiosos como oro, coltán o hierro. 
  • Este tipo de residuo es muy peligroso para la salud del ser humano y el medio ambiente debido a su alto contenido de sustancias tóxicas como el mercurio. 
  • Descubre más historias en Business Insider España. 

Cada vez usamos más tecnología y cada vez generamos más basura electrónica. Según el informe Global E-Waste Monitor 2020 de la ONU, los residuos han crecido un 21% en los últimos cinco años y han supuesto un nuevo récord mundial de 53,6 millones de toneladas. El informe trata de mostrar una visión integra que ayude a abordar el desafío global de los residuos de aparatos eléctricos y electrónicos (RAEE). 

Los datos convierten a este tipo de basura en la que mayor tasa de crecimiento registra a nivel mundial. Según los expertos, el auge se debe a un incremento de la tasa de consumo de equipos eléctricos y electrónicos junto con un ciclo de vida corto y las escasas opciones de reparación que ofrecen los fabricantes

Leer más: Cada año tiramos 20 millones de móviles: qué pasa con toda la basura tecnológica que se genera

Las previsiones de cara a 2030 no son nada alentadoras: se espera alcanzar los 74 millones de toneladas de basura electrónica, el doble de la registrada en 2015. 

Este tipo de residuos son muy peligrosos para la salud humana y el medio ambiente, ya que contienen sustancias muy tóxicas como el mercurio. Es muy importante gestionarlos de manera segura y llevar un registro minucioso de su estado. Sin embargo, según resalta el informe, esto no siempre ocurre. Estiman que dentro de los residuos no documentados puede haber hasta 50 toneladas de mercurio. 

Si observamos el comportamiento por continentes, el líder indiscutible por volumen es Asía. Su población de 4,463 miles de millones personas genera el 46% del total de residuos electrónicos. Le sigue casi a la par América (13,1 Mt) y Europa (12 Mt), mientras que África y Oceanía generan bastantes menos con 2,9 Mt y 0,7 Mt respectivamente.

En cambio, en términos per cápita los europeos son los que más basura electrónica generan con 16,2 kilos por persona. Muy de cerca le siguen los residentes de Oceanía y América con 16,1 kg y 13,3 kg, respectivamente. A una mayor distancia se encuentran los asiáticos y los africanos con 5,6 y 2,5 kg, respectivamente. 

Leer más: Así se reciclan los dispositivos electrónicos y esto es lo que puedes hacer para ayudar al medio ambiente

Uno de los pocos datos positivos del análisis es que aumentó un 28% el número de países que han adoptado una política, legislación o reglamentación nacional sobre los RAEE en los últimos cinco años. Aunque no siempre son medidas óptimas. Los investigadores resaltan que en muchas regiones los avances en materia de reglamentación son lentos, la aplicación de la ley es escasa y la recogida y la gestión adecuada de los residuos electrónicos es deficiente.

Escaso reciclaje de la basura electrónica

En 2019, último año con datos disponibles, solo se recicló el 17,4% de todos los residuos electrónicos. Es decir, se reutilizaron 9,3 millones de toneladas de los 53,6 millones del total generado. Un dato escalofriante, pero que supone casi 2 toneladas más que en el último informe de 2014. 

Además, este tipo de residuos es muy valioso porque contiene hierro, cobre, oro o coltán, entre otros. Según el informe los 44.3 Mt de residuos que no van por los canales oficiales contienen un valor aproximado de 50 mil millones de euros. 

El reciclaje también varía enormemente según el continente que analicemos. La Unión Europea recicla el 42% de la basura electrónica que genera. Muy por delante de Asia (11%), América (13%), África (3%) y Oceanía (0,7%). 

Leer más: Los mendigos de Silicon Valley están vendiendo la basura que tiran los millonarios: iPads, robots aspiradores y ropa de diseño

La cantidad de basura avanza 3 veces más rápido que la población mundial 

Según David M. Malone, subsecretario de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) y rector de la Universidad de las Naciones Unidas (UNU), los resultados del Global E-waste Monitor sugieren que la humanidad no está implementando suficientemente los ODS. "Se requieren esfuerzos considerablemente mayores para garantizar una producción, consumo y eliminación global más inteligente y sostenible de equipos eléctricos y electrónicos. El informe contribuye enormemente a la sensación de urgencia para dar la vuelta a este peligroso patrón global"

Por su parte, Antonis Mavropoulos, presidente de la Asociación Internacional de Residuos Sólidos (ISWA), advierte de que "las cantidades de residuos electrónicos están aumentando 3 veces más rápido que la población mundial y 13% más rápido que el PIB mundial durante los últimos cinco años.". Según Mavropoulos, la cuarta revolución industrial avanzará un nuevo enfoque de economía circular para nuestras economías o estimulará un mayor agotamiento de los recursos y nuevas olas de contaminación". 

The Global E-Waste Monitor es un esfuerzo de colaboración entre el Programa de Ciclos Sostenibles (SCYCLE), actualmente copatrocinado por la Universidad de las Naciones Unidas (UNU), y el Instituto de las Naciones Unidas para Formación Profesional e Investigaciones (UNITAR), la Unión Internacional de Telecomunicaciones (UIT) y la Asociación Internacional de Residuos Sólidos (ISWA).

Y además