Credit Suisse pedirá prestados 50.000 millones de euros al Banco Nacional de Suiza para reforzar la liquidez en medio de la crisis bancaria

Matthew Loh
| Traducido por: 
Credit Suisse.

Spencer Platt/Getty Images

  • Credit Suisse está dispuesto a pedir prestados más de 50.000 millones de euros al Banco Nacional Suizo, según anunció este mismo miércoles la firma.
  • El banco suizo dice que utilizará el efectivo para "crear un banco más simple y centrado en torno a las necesidades del cliente".
  • Sus acciones rebotan este jueves un 30% tras el anuncio.

Credit Suisse va a pedir prestados hasta 50.000 millones de francos suizos (o 50.900 millones de euros al cambio actual) al Banco Nacional de Suiza, mientras sus acciones se desplomaban por el miedo de que incumpla su deuda.

"Credit Suisse está tomando medidas decisivas para reforzar de forma preventiva su liquidez con la intención de utilizar la opción de pedir prestado al Banco Nacional de Suiza", reveló en un comunicado la firma.

El banco suizo dice que el endeudamiento se realizará mediante una línea de crédito cubierta y una línea de liquidez a corto plazo. Estarán plenamente garantizados por "activos de alta calidad", según la entidad.

En el comunicado aseguró que la inyección de efectivo apoyaría a sus "principales negocios y clientes", porque "está tomando las medidas necesarias para crear un banco más simple y más centrado en torno a las necesidades del cliente".

 

Credit Suisse también ha anunciado que está creando una oferta pública de adquisición en efectivo de 10 títulos de deuda senior denominados en dólares por un valor total de 2.500 millones de dólares, y de otros 4 títulos denominados en euros por un importe máximo de 500 millones de euros.

"Estas medidas demuestran una acción decisiva para reforzar Credit Suisse mientras continuamos nuestra transformación estratégica para ofrecer valor a nuestros clientes y otras partes interesadas", ha señalado el consejero delegado de Credit Suisse, Ulrich Koerner, en el mismo comunicado.

Las acciones de Credit Suisse se desplomaron hasta un 30% el miércoles, alcanzando mínimos históricos. Han caído casi un 42% en lo que va de año.

El informe anual del banco puso el mercado patas arriba cuando reveló el martes que Credit Suisse había encontrado "debilidades materiales" no especificadas en sus informes financieros de 2022 y 2021.

Los swaps de impago vinculados a los bonos del banco alcanzaron máximos históricos el miércoles, en medio de crecientes especulaciones de que Credit Suisse incumplirá el pago de su deuda.

Conoce cómo trabajamos en Business Insider.