Google ha permitido que una empresa rusa sancionada accediera a datos de estadounidenses y europeos durante meses: un informe alerta de un gran peligro si han llegado al Kremlin

El Gran Palacio del Kremlin, en Moscú.
El Gran Palacio del Kremlin, en Moscú.

Biografía gubernamental de Vladímir Putin

Google ha permitido que una empresa rusa sancionada accediera a datos pertenecientes a estadounidenses y europeos. Esta incluye la actividad de los usuarios en sitios web con sede en Ucrania, según un nuevo informe.

Este ha sido elaborado por Adalytics, una empresa de análisis de publicidad digital, y publicado por primera vez por ProPublica

En él se constata que la empresa rusa de publicidad digital RuTarget seguía accediendo a los datos de los usuarios a través de Google meses después de haber sido sancionada como consecuencia de la invasión de Ucrania por parte de Rusia.

RuTarget es propiedad de Sberbank, el mayor banco estatal ruso al que EEUU sancionó por primera vez en febrero y al que impuso sanciones de bloqueo total en abril.

Adalytics encontró cientos de ejemplos de acceso de RuTarget a datos de usuarios a través de Google entre el 24 de febrero, cuando fue sancionado, y el 23 de junio, cuando ProPublica se puso en contacto con Google al respecto.

El informe también señala que algunos de los datos compartidos con RuTarget incluían detalles sobre los usuarios que navegaban por sitios web con sede en Ucrania. El acceso a los datos incluye potencialmente direcciones IP, información de localización e identificaciones de teléfonos móviles.

"Por lo que sabemos, están tomando esos datos y combinándolos con otras 20 fuentes de datos que obtuvieron de Dios sabe dónde", dijo a ProPublica Krzysztof Franaszek, autor del informe. "Si los otros socios de datos de RuTarget incluían al Gobierno ruso o a los servicios de inteligencia o a los ciberdelincuentes, existe un enorme peligro".

Por ahora, Google ha preferido no hacer comentarios a Business Insider

Cuando ProPublica, por su parte, se puso en contacto con Google, esta dijo que había bloqueado a RuTarget el uso o la compra de sus productos publicitarios en marzo, pero reconoció que la empresa seguía recibiendo datos de usuarios y de compra de anuncios de Google antes del 23 de junio.

"Google se compromete a cumplir con todas las sanciones aplicables y las leyes de cumplimiento comercial", dijo entonces el portavoz de Google Michael Aciman. "

"Hemos revisado las entidades en cuestión y hemos tomado las medidas de cumplimiento apropiadas más allá de las medidas que tomamos a principios de este año para bloquear el uso directo de los productos publicitarios de Google a esta empresa".

Un grupo de senadores estadounidenses expresó en abril su preocupación por la posibilidad de que los datos de los estadounidenses se vendieran a empresas extranjeras a través de los intercambios de publicidad online. 

Los senadores afirmaron entonces en un comunicado que el proceso de subasta habitual en la venta de anuncios online implica que cientos de empresas podrían recibir información sobre la persona a la que va dirigido el anuncio.

Expresaron que las empresas podrían recopilar "identificadores de dispositivos y cookies, datos de navegación y localización en la web, direcciones IP y edad y sexo" para "compilar expedientes exhaustivos" sobre usuarios individuales.

"Esta información sería una mina de oro para los servicios de inteligencia extranjeros que podrían explotarla para informar y sobrealimentar las campañas de hacking, chantaje e influencia", comentaron.

Otros artículos interesantes:

Cuánto dinero ganan Apple, Microsoft, Google o Facebook por segundo

Los usuarios de iOS ahora pueden cambiar a Android fácilmente gratis a la app de Google que se actualiza por completo

Pegasus no está solo: Google descubre rastros de un nuevo programa espía creado en Italia que funciona en iPhone y en Android

Te recomendamos