Pasar al contenido principal

Pedro Sánchez llamará hoy a Iglesias para desatascar las negociaciones y plantea una reforma constitucional para evitar bloqueos en futuras investiduras

Pedro Sánchez
El presidente del Gobierno en funciones, Pedro Sánchez. REUTERS
  • Sánchez ha revelado que "hoy llamaré al señor Iglesias para poner en marcha dos equipos" y hablar "de lo que le importa a los ciudadanos".
  • Ha reconocido que, hasta ahora, las negociaciones con Unidas Podemos han sido ineficaces y ha resaltado que es importante cambiar de método de negociación.
  • Ha remarcado que lo importante no es hablar de quién ocupará los ministerios, sino de pensiones o sanidad.
  • Sánchez ha confirmado que planteará iniciar una reforma constitucional para evitar que vuelvan a ocurrir bloqueos en la investidura de un presidente del Gobierno.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

El presidente del Gobierno en funciones, Pedro Sánchez, ha anunciado este jueves que llamará de nuevo al líder de Unidas Podemos, Pablo Iglesias, para intentar avanzar en un acuerdo que culmine con la investidura el próximo 23 de julio.

En una entrevista en Los Desayunos de TVE, Sánchez ha revelado que "hoy llamaré al señor Iglesias para poner en marcha dos equipos" y hablar "de lo que le importa a los ciudadanos". Aun así, ha recordado que no está previsto que haya representación de Unidas Podemos en el Consejo de Ministros, pero sí en otros órganos de la Administración.

Gobierno de cooperación

Pedro Sánchez ha reconocido que, hasta ahora, las negociaciones con Unidas Podemos han sido ineficaces y ha resaltado que, según él, es importante volver al principio, cambiar de método de negociación; "El método no ha funcionado, estamos encallados [...] debemos volver al punto de arranque", ha dicho.

Preguntado por si Iglesias le ha pedido ser el vicepresidente en un hipotético gobierno de coalición, Sánchez no ha querido "desvelar conversaciones privadas", pero ha remarcado que lo importante no es hablar de quién ocupará los ministerios, sino de pensiones o Sanidad.

No obstante, Sánchez abrió la puerta a que Unidas Podemos propusiese nombres de personas independientes (no afiliados al PSOE) y "de reconocido prestigio" para ocupar ministerios, pero ha remarcado que la prioridad es que el Ejecutivo sea monocolor: "Un gobierno debe tener cohesión interna y nosotros tenemos discrepancias con Unidas Podemos".

Busca la abstención de Cs

A pesar de que Ciudadanos ya repetido en diversas ocasiones que votará en contra de la investidura de Sánchez, el presidente del Gobierno en funciones ha vuelto a interpelar a la formación de Albert Rivera para que se abstenga. "Hago un llamamiento a los cuatro principales partidos políticos para que haya un Gobierno en España", ha declarado.

Con esto, el PSOE busca que la formación de Gobierno no dependa de partidos independentistas, pero de momento la respuesta de PP y Cs ha sido negativa. Sánchez ha indicado que ha asumido la responsabilidad, con el PSOE como primera fuerza política, de formar Gobierno y ha manifestado su voluntad de negociar con el resto de grupos.

Independentismo

La principal diferencia entre Sánchez y Unidas Podemos, según el presidente en funciones, es el punto de vista sobre la cuestión catalana: "En cuestiones de Estado hay discrepancias de fondo". La formación de Pablo Iglesias se ha manifestado en varias ocasiones a favor de un referéndum de autodeterminación, algo que el PSOE no está dispuesto a permitir.

Sobre este asunto, Sánchez ha elucubrado con la posibilidad de que el independentismo vuelva a organizar un referéndum ilegal, y si así fuera se ha preguntado si Unidas Podemos apoyaría al Gobierno o al soberanismo.

Reforma constitucional

En su entrevista, Sánchez también ha confirmado que le planteará a PP, Cs y Unidas Podemos iniciar una reforma constitucional para evitar que vuelvan a ocurrir bloqueos en la investidura de un presidente del Gobierno. Se trataría de reformar el artículo 99 con el fin de garantizar la gobernabilidad: "Que sea la última vez que ocurra en todo proceso de investidura futura. Tenemos que encontrar un mecanismo que permita investiduras", ha dicho.

El punto 3 del artículo 99 dice que si el candidato propuesto por el rey —en este caso Sánchez— obtiene en primera votación, y por mayoría absoluta, la confianza de la Cámara será investido automáticamente. Si no, habrá una nueva votación 48 horas después

El punto 5 del mismo artículo precisa que en la primera votación comienza el plazo de 2 meses para investir candidato y que, si en ese plazo no que consigue, el rey disolverá las cortes y convocará nuevos comicios con el refrendo del presidente del Congreso —en este caso Meritxell Batet—.

Iglesias rechaza el cambio

Por su parte, el líder de Podemos, Pablo Iglesias, ha mostrado su desacuerdo con la propuesta de reforma constitucional de Sánchez, ya que asegura que el cambio solo tendría como fin hacerle "el trabajo" de la investidura a Sánchez que, según dice Iglesias, debe basarse en sentarse a hablar con otros partidos y alcanzar acuerdos.

El secretario general de Podemos ha remarcado que el actual sistema obliga a las fuerzas políticas a llegar a consensos: "Si a mi me preguntan qué es mejor para España, un sistema que haga que un partido a lo mejor con el 26, el 27 o el 28% de los votos tenga todo el poder o un sistema en el que los partidos tengan que colaborar, entenderse o compartir el poder, creo que para un país como España es mucho mejor lo segundo", ha sentenciado.

Y además