Pasar al contenido principal

9 miembros de tripulación de yates de lujo comparten cómo es trabajar para un multimillonario

así es trabajar para un multimillonario
MikeDotta/Shutterstock
  • Los superyates son lujosos, trabajar en ellos no lo es tanto.
  • Business Insider ha entrevistado a 9 miembros de la tripulación de este tipo de barcos para descubrir cómo es realmente trabajar para un multimillonario a bordo.
  • Los trabajadores han dicho que pasan sus días cumpliendo solicitudes y manteniendo el yate en el mejor estado posible —pero todo depende del dueño.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

Trabajar en un superyate suena glamouroso, pero realmente es cualquier cosa menos eso.

Business Insider ha entrevistado a varios miembros de la tripulación de estos exclusivos yates para saber cómo es la vida a bordo. Al preguntarles cómo es realmente trabajar para un millonario o multimillonario, estuvieron de acuerdo en algunas cosas, como por ejemplo las largas jornadas.

Muchos empleados se despiertan antes del amanecer para comenzar su jornada, que generalmente implica una gran cantidad de horas de limpieza y atención a las solicitudes de los propietarios e invitados.

Pero si bien algunos propietarios de yates de lujo son exigentes, otros lo son menos — en realidad todo depende de su personalidad. Algunos miembros de la tripulación dijeron que los propietarios y huéspedes son más normales de lo que cabría esperar.

Leer más: Estas decepcionantes fotos muestran cómo es en realidad ser dueño de un yate

Así es como es la vida a bordo de un yate de lujo, según 9 miembros de la tripulación.

Nota: Business Insider ha podido verificar la identidad de cada miembro de la tripulación, pero nos hemos abstenido de publicar sus nombres completos para proteger su privacidad.

Trabajar en un yate es algo agotador y exigente

así es trabajar para un multimillonario
Frederic Nebinger/Getty Images

Un capitán de un yate de 36 metros destacó que trabajar en un barco es agotador. El empleado señaló que trabajar para un multimillonario es algo "exigente". Además, ha comunicado que tiene horarios que comienzan muy temprano, antes de las 6 a.m., y terminan muy tarde.

Los miembros de la tripulación del yate tienen que cumplir con expectativas muy altas

así es trabajar para un multimillonario
Naphassaphorn Na Pankaew/Shutterstock

Un oficial técnico en electrónica que trabaja en un yate de más de 65 metros ha hecho hincapié en la presión de brindar un servicio de primera sin dejar de ser sensato.

Trabajar en un yate implica "días muy, muy largos con poco descanso y expectativas de desempeñarse en los niveles más altos de servicio sin perder la calma bajo presión", ha dicho.

Tienen que trabajar duro para mantener los yates impecables

así es trabajar para un multimillonario
Patrick Aventurier/Getty Images

Los huéspedes y los propietarios pueden ser desordenados y sucios — y depende de la tripulación asegurarse de que no se vea de esa manera. Un compañero de un yate de 28 metros ha dicho que tenía que despertarse antes que los huéspedes u otros miembros de la tripulación para preparar el exterior del yate para la jornada.

"Esperan que parezca que nada lo ha tocado", dice. "Por lo tanto, cualquier lluvia o rocío, manchas de agua, suciedad proveniente de pájaros o niebla salina debe ser limpiado continuamente, sin mencionar que tienes que limpiar constantemente el acero inoxidable y el vidrio cuando los pasajeros se mueven alrededor del bote. Dejan manchas y huellas en todas partes".

"Cuando empiezo en la parte superior del bote, me muevo para ir secándolo, lavando ventanas y preparando las cosas para el agua, dependiendo de dónde estén los invitados, es limpiar detrás de ellos".

Ha dicho que después debes estar disponible para lo que sea que depare el día, ya sea que los invitados quieran sacar la embarcación fuera, jugar con accesorios acuáticos, que tripulación interior necesite ayuda con el servicio o cualquier problema de mantenimiento que deba abordarse.

Hay mucho de limpiar, sonreír y picotear

como es trabajar para multimillonarios
Sean Gallup/Getty Images

Nic, jefa de azafatas, ha compartido su típica jornada diaria, que se extiende desde las 6 a.m. hasta las 11 p.m., con un descanso de una hora para una siesta.

Hay picoteos constantes, ya que no siempre tienes tiempo para sentarte y comer, ha dicho. "Siempre piensas y planificas con anticipación todo lo relacionado con la próxima comida o excursión", como lo que los invitados "deben llevar consigo y lo que necesitarán al regresar", ha añadido.

"Siempre pensando en maneras de hacer que el día sea especial y 'perfecto' (tanto como sea posible)", ha dicho.

Y añade: "Limpiar, limpiar, limpiar y sonreír mucho. Detrás de escena, mucho correr y trabajar a gran velocidad, tirar cosas en los cajones y ordenarlas más tarde cuando tengas tiempo, reír y mantener el espíritu de la tripulación alto. Ropa interminable por lavar".

El trabajo es más fácil cuando los dueños están fuera, lo que ocurre muy a menudo

así es trabajar para un multimillonario
MikeDotta/Shutterstock

Los adinerados propietarios en realidad no pasan mucho tiempo en sus yates de millones de dólares. Tampoco los huéspedes que los alquilan.

"Los propietarios o huéspedes generalmente no están tanto en el bote, por lo que la mayoría de las veces la tripulación tiene el yate para ellos", ha dicho Michael, un excapitán de yates que trabajaba en embarcaciones que iban de los 40 a unos 50 metros.

"El trabajo es bastante fácil y consiste en el mantenimiento general y hacer que el barco esté en perfecto estado para cuando el propietario se presente. Si tienes una buena tripulación, puede ser muy agradable. Si no, puede ser muy estresante y deprimente."

Todo depende de la personalidad del propietario

así es trabajar para un multimillonario
Christopher Furlong/Getty Images

Algunos miembros de la tripulación tienen la suerte de trabajar para propietarios de yates generosos, mientras que otros solo te tratan para la ayuda.

"Es un trabajo duro de largos días cuando estás a bordo", ha dicho Martin, capitán de un yate de 47 metros. "Realmente depende del dueño. Algunos me han tratado como parte de la familia y otros me han tratado como a un sirviente".

Pero a veces no es el dueño quien es difícil

así es trabajar para un multimillonario
Chris McGrath/Getty Images

Un chef de un yate de 45 metros también ha destacado que trabajar para un multimillonario es algo impredecible, ya que cada barco y propietario es diferente.

Pero el dueño del yate a veces no es el problema. "Ten en cuenta que el capitán es un poco tu jefe, y a veces este es un dolor más grande que el dueño multimillonario", ha dicho.

Los propietarios de yates son solo gente común de vacaciones —con más dinero

así es trabajar para un multimillonario
Matthew Lloyd/Getty Images

Según Mark, el capitán de un yate de 35 metros, los propietarios multimillonarios son como las personas de vacaciones normales.

Mas o menos. "Son solo personas de vacaciones, pero con más dinero y entretenimientos para llenar sus días", ha dicho.

Pueden ser más sensatos de lo que se espera, pero su espontaneidad puede ser frustrante

así es trabajar para un multimillonario
NurPhoto/Getty Images

"Es realmente agradable descubrir que algunas de las personas más ricas para las que trabajarás son más sencillas y normales que cualquier persona que conozcas en la calle", ha dijo una azafata de un yate de 34 metros. "El dicho es 'el dinero grita, la riqueza susurra'".

Y añadía: "Un día típico implica cambiar camas y lavandería para los invitados y la tripulación, lo que puede ser demasiado si solo hay un empleado. Servicio de comida y bebidas tres veces al día. Muchos planes y horarios cambian sobre la marcha dependiendo de los propietarios, sus deseos y caprichos, lo que puede ser un poco frustrante".

Y además