El truco definitivo para limpiar la vitrocerámica y dejarla reluciente como el primer día

Cómo limpiar la vitrocerámica y que recupere el brillo.
Cómo limpiar la vitrocerámica y que recupere el brillo.

GETTY IMAGES

  • La vitrocerámica es uno de los electrodomésticos que más sufre en la cocina: golpes, grasa, vapor de agua, utilizar productos de limpieza inadecuados, son solo algunos de los daños más habituales que la afectan.
  • ¿Cómo recuperar el brillo de la vitrocerámica para que parezca nueva? Existe un truco sencillo, rápido y sobre todo económico. Lee atentamente.
  • Descubre más historias en Business Insider España. 

Los españoles se encuentran entre los europeos que más tiempo pasan en la cocina. Sin embargo, no siempre hay tiempo, o lo que es más grave, conocimiento para limpiar adecuadamente la superficie de la placa. Utilizar productos abrasivos como estropajos no aptos para vitrocerámica, trabajar los alimentos directamente sobre ella con o sin tabla, o dejar pasar ese día que has cocinado para muchos y al utilizar todos los fuegos todos tienen el cerco de las sartenes, son algunos de los errores más comunes al cocinar con vitrocerámica. ¿Es posible recuperar el brillo original? 

La vitrocerámica presenta una ventaja superlativa frente al gas ciudad o la inducción: es muy sencilla de limpiar. Ahora bien, exige hacerlo con utensilios adecuados a fin de evitar daños irreparables. 

¿Es adecuado utilizar las rasquetas para quitar esa grasa y suciedad que aparece dentro o alrededor de los fuegos? Depende de si es o no específica para no rayar el cristal de la placa. Junto a ellas se debe emplear paños suaves, que no dejen restos en la superficie de la placa que sean susceptibles de formar nuevos focos de suciedad y riesgo para la vitrocerámica al prenderla y utilizarla con el menaje. 

A pesar de todo el mimo, ya sea por el uso o por la propia calidad del material, puedes ver cómo se apaga su brillo natural, especialmente en las zonas de los quemadores.

Truco casero para limpiar la vitrocerámica y recuperar su brillo original

Este truco para limpiar la vitrocerámica y conseguir que vuelva a brillar como el primer día no requiere de productos especiales, sino conocer los que se tienen en casa a mano. La protagonista es la pasta de dientes, que como explica Familiy Handy Man posee componentes únicos para reparar las rayaduras de múltiples superficies o limpiar restos pegados sin ser abrasivo con el material, aun cuando este sea delicado. 

¿Cómo utilizar la pasta de dientes para limpiar la vitrocerámica? Solo hay que limpiar bien la superficie de la placa con un paño humedecido en vinagre blanco especial para limpiar, y aplicar la rasqueta específica para vitrocerámicas desde abajo hacia arriba. Con un paño limpio ligeramente humedecido, se retira la suciedad que revela la cuchilla. 

Antes de aplicar la pasta de dientes, el cristal debe estar seco. A continuación, se aplica el dentífrico, pero no con los dedos sino colocándola sobre un paño suave y distribuyéndola mediantes círculos. Si hay una zona especialmente afectada por el uso, se dará más producto y concentrará la aplicación en ella. 

Una vez toda la superficie de la vitrocerámica tenga el producto aplicado, se vuelve a rascar, retirando los restos que van surgiendo del proceso. Para retirar toda la pasta aplicada y el hollín negro que sale, utilizar un poco de alcohol de limpieza y seca bien la superficie con un paño suave. 

Al finalizar el proceso notarás cómo la vitrocerámica ha recuperado gran parte de su brillo original. Y si había alguna rayadura, habrá desaparecido, ya que la pasta de dientes 'rellena' esos huecos. También en otras superficies como la pintura del coche que presenta pequeños arañazos por las llaves y llaveros, por ejemplo. 

Otros artículos interesantes:

Este es el truco para limpiar sartenes quemadas que se ha hecho viral en TikTok

12 usos sorprendentes que puedes darle a la pasta de dientes (tu ropa, tu casa, tu coche o tu móvil te lo agradecerán)

Cómo quitar la grasa de la vitrocerámica sin esfuerzo

Te recomendamos

Y además