Pasar al contenido principal

Mark Zuckerberg se compromete públicamente a revisar las normas de moderación de contenidos dentro de Facebook y envía un mensaje de apoyo al movimiento 'Black lives matter'

Mark Zuckerberg publicly promises to re-examine Facebook's rules on posts related to state violence
Drew Angerer/Getty Images
  • Facebook retrocede y anuncia que planea revisar las políticas de moderación de contenidos dentro de la red social.

  • El CEO Mark Zuckerberg ha manifestado que la compañía está tomando una serie de medidas para reconsiderar la manera en que modera su plataforma.

  • El mensaje apareció después de las protestas masivas en todo Estados Unidos, y tras un polémico post de Donald Trump que provocó una rebelión entre los propios empleados de Facebook.

  • El multimillonario CEO de 36 años no ha facilitado detalles sobre productos o políticas concretas, simplemente áreas a las que la empresa prestará especial atención.

  • Zuckerberg ha incluido en su mensaje un guiño a las protestas del movimiento 'Black lives matter' que se han multiplicado en todo el mundo a raíz de la muerte de George Floyd.

  • Descubre más historias en Business Insider España.

El CEO de Facebook, Mark Zuckerberg, ha prometido públicamente que reconsiderará las políticas de la red social en torno a la violencia y los conflictos sociales, después de una semana de protestas sin precedentes en Estados Unidos y también entre los propios empleados de Facebook.

En una nota dirigida a los empleados que también ha compartido en su página pública de Facebook, Zuckerberg ha señalado: "A medida que continuamos procesando este difícil momento, quiero reconocer el verdadero dolor expresado por los miembros de nuestra comunidad ... Basándonos en los comentarios de los empleados, expertos en derechos civiles y expertos en la materia a nivel interno, estamos explorando ... Ideas relacionadas con políticas específicas, ideas relacionadas con la toma de decisiones, e iniciativas proactivas para avanzar en la justicia racial y la participación de los votantes".

La carta apareció después de un inmenso revuelo en la empresa por los comentarios del presidente Donald Trump en respuesta a las protestas que se produjeron en todo el país.

En más de 300 ciudades de Estados Unidos, la gente ha salido a la calle durante las dos últimas semanas para protestar contra el racismo y la brutalidad policial tras la muerte de George Floyd bajo custodia policial. Trump respondió en las redes sociales diciendo que "cuando empieza el saqueo, comienza el tiroteo", una frase de origen racista que Twitter y Snapchat determinaron que violaba sus normas sobre la exaltación de la violencia.

Facebook no coincidió con esa postura, alegando que el post del presidente de los Estados Unidos no violaba sus reglas, una decisión que provocó la indignación de sus empleados, desencadenando una protesta virtual de cientos de trabajadores, así como algunas dimisiones.

"Vamos a revisar nuestras políticas que permiten la discusión y la amenaza del uso de la fuerza por parte del estado para ver si hay alguna modificación que debamos adoptar. Existen dos situaciones concretas dentro de esta política que vamos a revisar. La primera se refiere a los casos de excesivo uso de la fuerza policial o estatal... El segundo caso se refiere a cuando un país sufre disturbios civiles o conflictos violentos", ha publicado Zuckerberg este viernes.

Leer más: Nuevos reguladores o reforzar el autocontrol: ideas para evitar que las todopoderosas redes sociales atropellen la libertad de expresión, según varios expertos

La promesa se produjo como una parte de 7 áreas que el multimillonario CEO de 36 años afirmó que Facebook estaba estudiando. La lista también incluye una revisión de las reglas en torno a la supresión del votante —la estrategia que busca desalentar o impedir que grupos concretos de personas puedan votar—, opciones para responder a los contenidos que rompen las reglas más allá de simplemente abandonarlos o eliminarlos, formas de añadir más transparencia en las decisiones de moderación de contenidos controvertidos y posibles cambios estructurales en Facebook en torno a la toma de decisiones.

Facebook también está construyendo un "centro de votantes" para proporcionar información sobre las elecciones, afirmó. Más allá de eso, Zuckerberg hizo pocos anuncios concretos sobre productos o políticas, y en su lugar se comprometió a revisar cómo funciona la compañía, sin prometer cambios específicos.

Zuckerberg cerró su carta con un mensaje de apoyo al movimiento 'Black lives matter'. "A los miembros de nuestra comunidad negra: estoy con vosotros. Vuestras vidas importan. Black lives matter", escribió, añadiendo:

"Tenemos mucho por hacer para superar la injusticia racial en Estados Unidos y en todo el mundo, y todos tenemos la responsabilidad y la oportunidad de cambiarlo. Creo que nuestras plataformas jugarán un papel positivo en esto, pero tenemos que trabajar para asegurarnos de que nuestro papel sea lo más positivo posible. Estas ideas son un punto de partida y estoy seguro de que encontraremos más cosas que hacer a medida que continuemos en este viaje".

Y además