Apple incrementa los salarios de sus trabajadores para luchar contra la inflación y los impulsos de sindicalización

Empleado de una tienda Apple Store.
Empleado de una tienda Apple Store.

Reuters

El mercado laboral vive un momento convulso, sobre todo por la elevada inflación de los últimos meses, que ha hecho que el coste de la vida se incremente por encima de los salarios de muchos empleados.

Para combatir esta situación y una posible fuga de personal, Apple ha decidido incrementar los sueldos de sus empleados en Estados Unidos, que pasarán a tener un salario mínimo de 22 dólares por hora, un 45% más que lo que la empresa estableció en el año 2018, según ha informado el diario The Wall Street Journal.

Según documentos internos remitidos a algunos empleados afectados por la subida, como los de las tiendas Apple Store o del servicio técnico AppleCare, las revisiones salariales de los trabajadores se han adelantado 3 meses y los incrementos tendrán efecto en julio, coincidiendo con el cierre del año fiscal de Apple.

Apple ha informado a su plantilla de Estados Unidos de que además de la subida salarial mantendrá también los beneficios introducidos durante el último año.

Una ola de sindicalismo sacude a las grandes tecnológicas: Amazon, Tesla y Apple se las ven con los sindicatos, mientras España tiene mucho que enseñar y aprender

“Apoyar y retener a los mejores miembros del equipo en el mundo nos permite ofrecer los mejores y más innovadores productos y servicios para nuestros clientes”, como ha asegurado un portavoz de Apple en el medio citado.

“Este año, como parte de nuestro proceso de revisión de desempeño anual, estamos aumentando nuestro presupuesto general de compensación”, ha añadido el gigante estadounidense.

Contexto complicado para Apple: por la inflación y la sindicalización de los empleados de sus tiendas. 

Esta decisión de Apple llega en un momento convulso a nivel laboral para la compañía. Por primera vez, los empleados de una de sus Apple Stores, la insignia de Nueva York, han comenzado a organizarse para formar un sindicato por el descontento con sus condiciones.

Uno de los puntos de las protestas de los empleados de las Apple Stores es precisamente la hiperinflación, responsable de que sus salarios no hayan subido acorde con el contexto económico ni con el IPC.

La sindicalización es una corriente general que también está afectando al resto de grandes empresas en Estados Unidos, en particular a las tecnológicas, entre las que también hay que añadir los casos de Amazon y Tesla, a cuyas fábricas del país norteamericano también ha llegado la corriente sindical.

Otros artículos interesantes:

Dónde descargar los manuales de reparación de Apple para iPhone para que puedas hacerlo tú mismo desde casa

La OCU demanda a Apple por obsolescencia programada y reclama 189 euros para los usuarios españoles del iPhone 6

Apple dejará que las aplicaciones con suscripción de la App Store te cobren más dinero sin preguntarte

Te recomendamos