Pasar al contenido principal

España estancada en renovables: concentra sólo el 1% de potencia fotovoltaica del mundo

Planta termosolar Shams, de Abengoa
Planta termosolar Shams, de Abengoa Abengoa
  • El informe anual del sector presentado por Anpier asegura que la potencia renovable en España lleva ocho años congelada.
  • El 70% de la potencia renovable en España (exceptuando la hidráulica) se encuentra en manos de 17 empresas.
  • Por primera vez, las renovables han superado a la energía nuclear en potencia instalada en todo el mundo, con 400 GW acumulados frente a 393 GW, respectivamente.

Parecía que nunca llegaría este momento pero, al fin, las renovables parecen tomar posiciones frente a los combustibles fósiles.

No son pocos los países que están equilibrando hacia el lado verde su balanza energética y, puede que el caso más destacable sea China. El gigante asiático, aún con sus niveles de contaminación por las mismísimas nubes, llegó a instalar en 2017 hasta 53 GW de potencia fotovoltaica, es decir, el 51% de la potencia total en todo el mundo. 

Y pese a todo, a que la energía fotovoltaica se encuentra en su curva de crecimiento en todo el globo, España continúa nadando a contracorriente. La potencia renovable en el país lleva ocho años congelada y alcanza tan sólo el 1% del total de potencia fotovoltaica mundial (aún teniendo en cuenta el potencial que alberga para el despliegue de esta energía). 

Según informó la Asociación Nacional de Productores Fotovoltaicos (Anpier) en un estudio sobre el sector han sido los continuos cambios regulatorios y la moratoria a las renovables los que han ido minando el interés de los inversores, que se decantaron por países con un marco regulatorio más estable. 

Pero esta no ha sido la única consecuencia. La falta de mayor potencia renovable en España ha tenido su impacto en los precios de la energía, que subió un 25% en 2017 respecto al año anterior. 

Y es que, actualmente, el 70% de la potencia renovable en España (dejando fuera la hidráulica) se encuentra en manos de 17 empresas.

La concentración en la energía eólica y la termosolar contrasta con la atomización en número de propietarios de la energía solar fotovoltaica. Aún así, en los últimos años se ha observado como la potencia comienza  a ser agrupada por algunas compañías y grandes fondos de inversión que llegan a superar los 100 MW de capacidad. 

Según Anpier, esta reestructuración societaria vino propiciada por los problemas de solvencia y quiebra de muchos pequeños propietarios. Por tanto, apunta que ,mientras que el sector eólico tiende a la desagregación de la potencia entre más compañías, el solar apunta a una mayor concentración de la capacidad. 

Leer más: Producir energía solar cada vez es más barato (pero en España ponemos impuestos al sol)

En este sentido, la asociación incide en que "hay que dignificar a las decenas de miles de familias fotovoltaicas que han dado solución al reto de producir energía barata y sin contaminar".  Además, pone de relieve que se les ha atribuido los males del sistema eléctrico para "ocultar las causas verdaderas de los desajustes económicos del sistema energético español y evitar que el modelo social progrese".

Alemania Vs España: cara y cruz

Lo cierto es que aunque Alemania y España echaron a andar a la par en la adopción fotovoltaica, el segundo país se ha quedado pasos por detrás del país germánico (y unos cuantos, además).  Alemania es líder en Europa en potencia fotovoltaica instalada y lo es porque ha sido capaz de adaptarse a los precios de generación y evolución de la tecnología. Así, Alemania ha logrado convertir esta renovable en una de las fuentes de energía más baratas del país.

Listado de países fotovoltaica en Europa
Anpair

Mientras en España hay que mirar hasta hace una década para ver que la mitad de la potencia fotovoltaica ya había sido instalada. Y está claro que aunque la crisis financiera ha contribuido al estancamiento del sector, bastante ha tenido que ver también la inestabilidad regulatoria que ha lastrado los niveles de rentabilidad que se situaban entre el 10 y el 12% ya por el 2008, es decir, el mismo coste de inversión que requerían estas estructuras.  

De esta forma, si bien los cambios regulatorios alemanes fueron predecibles  y propiciaron niveles estables de rentabilidad y seguridad a largo plazo; la estrategia española llevó al colapso del sistema y dejó patente la dificultad de diseñar políticas de innovación y difusión en contextos de alta incertidumbre y rápida transformación tecnológica.

Así es como Anpier solicita al nuevo Gobierno "resolver el tremendo error que se cometió en el pasado" y  "fijar la clave de la propiedad de nuevo modelo de generación energética que, sin duda, será renovable y que sea enmienda de la actual situación, porque aún estamos a tiempo de recuperar la soberanía energética".

En cualquier caso, la demanda energética en España apunta al alza y lo hace desde 2015. En 2017 el país necesitó 268.505 GWh, un aumento del 1,3% respecto al año anterior. Sin embargo España cerró el pasado ejercicio con una ligera caída del 0,6% de la potencia instalada. La energía final en el mercado eléctrico (que tiene en cuenta el suministro de referencia y la contratación libre) en el 2017 fue un 1,1% superior al año anterior y el precio medio de la energía se situó en 60,55 euros/MWh.

España se queda atrás en la transición energética y, es más, pese a que el Gobierno aprobó aumentar la potencia renovable en 8.700 MW mediante tres subastas en 2016 y 2017; los expertos consideran que  el país incumplirá los objetivos de la Unión Europea en reducción de emisiones, renovables y eficiencia energética, según la Fundación Renovables. 

China, Estados Unidos, Japón y Alemania, a por las renovables

Por lo demás, parece que el resto del mundo ha aprovechado el tirón de las renovables, principalmente algunos países de Asia como China, India o Japón. Y es que este año, por primera vez las renovables han superado a la energía nuclear que con 393 GW acumulados se queda por detrás de los 400 GW de las renovables.  Si en 2016 la potencia mundial instalada se disparaba un 50%; en 2017 creció un 38,7%.

Son China, Estados Unidos, Japón y Alemania quienes cubren casi el 70% de la potencia instalada en todo el mundo, encabezada por el gigante asiático que suma más del doble del segundo puesto del país estadounidense con 131 GW. 

Potencia instalada fotovoltaica mundo
Anpair

La tecnología, que suponía el principal lastre para la fotovoltaica, se ha abaratado y esto la ha convertido en competitiva frente a otras tecnologías de generación. Así es como las principales subastas de generación a nivel mundial han sido cubiertas con fotovoltaicas, como el caso de Abu Dhabi o Dubai, donde en 2016 se cerraron subastas con PPAs (Power Purchase Agreements) por debajo de 0,03 dólares/kW h. Mientas en España se adjudicaron 3,9 GW fotovoltaicos con un coste de inversión inferior a 700euros/kW. 

Precio panel fotovoltaico
Anpair

Por su parte, en China las tarifas fotovoltaicas irán reduciéndose los próximos años y, según estima el documento de Anpier, también su crecimiento. No obstante, en los próximos años la inversión en instalaciones fotovoltaicas en el país será muy fuerte y le seguirán Estados Unidos e India, aunque la figura de Trump en el ejecutivo genera incertidumbre al sector, por sus políticas respectivas al cambio climático.

Japón, que era uno de los países con más crecimiento, ve amenazada su  posición en la parte de arriba de la lista de este sector debido a posibles cambios en la regulación.

Aunque Europa se ha marcado objetivos para inclinar hacia el lado verde su balanza, ha vivido en los últimos años una depresión en el crecimiento de la fotovoltaica. Una tendencia solo revertida en el mercado alemán y británico. En 2017, las energías renovables generaron el 30% de la electricidad de Europa por primera vez. El viento, la energía solar y la biomasa crecieron al 20,9% de la mezcla de electricidad de la UE.

Repartición generación energía Europa
Anpair

Te puede interesar