Pasar al contenido principal

3 señales que los analistas creen que son una advertencia de la próxima recesión

Trader mercados tras una mala jornada
Getty Images
  • En el centro del debate económico se ha colado desde hace varios meses la posibilidad de que se desate una nueva recesión económica. 
  • Algunos bancos de inversión, como JP Morgan, creen que habrá nuevos máximos antes de que el mercado vuelva a descender.
  • El mercado de bonos está cotizando como un reaseguro, lo cual puede ser una señala de que se está gestando una nueva recesión.

En el centro del debate se ha colado desde hace varios meses la posibilidad de que se desate una recesión como la que azotó a los mercados en el año 2008. El aprendizaje del pasado, hace que los inversores estén en modo alerta y cualquier indicador adverso puede servir como referencia para intentar anticiparse a una reacción negativa de las bolsas

Teniendo en cuenta el contexto actual los expertos sí que señalan varios aspectos que pueden ser señales en la línea de que se pueda desencadenar una recesión que tenga una importante implicación en los mercados. 

La bolsa puede seguir marcando máximos 

Las grandes recesiones llegan cuando hay todavía halos de esperanza sobre un futuro alcista. Eso es lo que se está observando actualmente. Incluso, hay bancos de inversión, como JP Morgan, que creen que habrá nuevos máximos, lo cual puede suceder viendo la dinámica del presente, antes de descender.

Desde su punto de vista lo que se observa ahora tiene similitud con el episodio de 2015 y 2016, y que antes de que el país norteamericano entre en la próxima recesión, “el S&P 500 probablemente marcará nuevos máximos históricos significativos”.

Leer más: Qué debes hacer en tus 20, 30, 40 y 50 para retirarte con un colchón de 100.000 euros, según los expertos

El mercado de bonos reaccionando negativamente

Traders preocupados ante el comportamiento de los índices en Wall Street
Reuters

El mercado de bonos es una historia diferente. Y es que los inversores aún perciben incertidumbre, e incluso una posible recesión al acecho. Vinay Pande, jefe de estrategia UBS Global Wealth Management, asegura que el mercado de bonos no está operando como si reflejara las mismas expectativas de crecimiento que la renta variable. 

“La mayoría de los economistas piensan que la economía se está desacelerando, pero no sabemos cuánto se está desacelerando. Eso es un problema para la Reserva Federal, y por eso van a estar en espera”, alerta.

“¿El mercado de bonos está expresando el consenso a largo plazo? En mi opinión no", dice Pande. “El mercado de bonos está cotizando como un reaseguro”, donde los reaseguradores aumentan los precios con cada evento que se produzcan. Es decir, si hubieran huracanes durante cinco años seguidos, seguirían cobrando como si se esperara otro huracán en el sexto año, tal y como ejemplifica.

Ausencia de estabilización de crecimiento  

Otra señal que sería un catalizador para que se desarrollase una recesión inminente sería que los datos sobre la evolución de las principales economías sigan estancados. Art Hogan, estratega jefe de mercado de National Securities, expone en relación a esto que una señal clara es que “no vayamos a ver una estabilización del crecimiento y que la guerra comercial de China se prolonga”. Algo que es factible viendo cómo se están “desarrollando los acontecimientos”.

La mayor preocupación hasta ahora ha sido la impresionante caída del 1,7% en los datos de ventas minoristas de diciembre. Los economistas recortaron las estimaciones de crecimiento del cuarto trimestre hasta cerca del 2%
 

Te puede interesar