Pasar al contenido principal

El ministro de trabajo de Japón dice que es "necesario" que las mujeres lleven tacones en el trabajo a pesar de las críticas que está recibiendo la práctica

Tacones
Shutterstock
  • Un ministro japonés ha defendido las políticas en el lugar de trabajo que exigen que las mujeres lleven tacones altos como "necesarias y razonables", a pesar del creciente apoyo a una petición para abolir la práctica.
  • El ministro ha hecho las declaraciones después de una petición online creada por la actriz japonesa de 32 años Yumi Ishikawa, instando a los legisladores a prohibir la práctica, se haya hecho viral esta semana. 
  • Japón tiene problemas con la igualdad de género, aunque el país está experimentando un retroceso gradual en la promoción de los roles tradicionales de género para hombres y mujeres.
  • Descubre más historias en Business Insider.

Un ministro japonés ha defendido las políticas laborales que exigen que las mujeres lleven tacones en los puestos de trabajo asegurando que son "necesarias y razonables", a pesar del creciente apoyo a una petición para prohibir la práctica.

"Está generalmente aceptado por la sociedad que (llevar tacones altos) es necesario y razonable en los lugares de trabajo", ha dicho el ministro de Salud, Trabajo y Bienestar Social Takumi Nemoto a los legisladores, según Kyodo News Agency.

Según Kyodo, Nemoto estaba respondiendo al legislador de la oposición Kanako Otsuji, que califica el código de vestimenta de "anticuado" y cree que la política de sólo mujeres equivalía a "acoso".

"Es abuso de poder si una trabajadora con un pie herido es forzada (a usar tacones altos)", ha opinado Otsuji.

Leer más: Miles de personas piden en Japón que se prohíba a las empresas exigir a las mujeres llevar tacones en los puestos de trabajo

Esa costumbre en el trabajo ha recibido una gran crítica esta semana después de que la actriz japonesa de 32 años Yumi Ishikawa creara una petición online pidiendo que se prohibiera la política. La petición lleva más de 20.000 firmas. 

Ishikawa escribió en la página web de la petición que se sintió inspirada a hablar después de haber sido forzada a permanecer de pie durante horas en su lugar de trabajo. La petición lleva el hashtag #KuToo, un guiño al popular movimiento #MeToo y es un juego de palabras japonesas con zapatos (kutsu) y dolor (kutsuu).

"Idealmente nos gustaría una nueva ley, ya que creo que se trata de un asunto urgente", ha dicho Ishikawa durante una conferencia de prensa en Tokio, después de presentar la petición al Ministerio de Trabajo. "Me gustaría que las percepciones sociales cambiaran para que las mujeres con zapatos planos se conviertan en estándar."

Japón tiene problemas con la igualdad de género, aunque el país está experimentando un retroceso gradual en la promoción de los roles tradicionales de género para hombres y mujeres.

Leer más: Si tu última subida de sueldo te pareció escasa, mira lo que está ocurriendo con los salarios en Japón

Según el informe del Foro Económico Mundial sobre la brecha de género en el mundo de 2018, que mide el progreso mundial hacia la igualdad de género, Japón ocupa el puesto 110 de 149 países, una pequeña mejora con respecto a años anteriores. Y las encuestas recientes muestran que cada vez más mujeres jóvenes optan por casarse jóvenes, lo que refleja un cambio en la sociedad desde los años ochenta, cuando se presionaba a las mujeres para que eligieran entre el matrimonio o una carrera profesional.

Sin embargo, algunos legisladores parecen mantener puntos de vista más tradicionales sobre los roles de género y las normas sociales, un obstáculo para quienes presionan por una legislación más progresista. Varios diputados se han pronunciado en contra de las personas que prefieren las carreras profesionales a tener niños, y el año pasado un miembro de alto rango de la Ejecutiva del Partido Liberal Democrático dijo que los niños pequeños necesitan ser criados en un "ambiente en el que puedan permanecer con sus madres" y que la idea de que los padres sean los principales cuidadores "no es deseada".

Y además