Pasar al contenido principal

Las mujeres inteligentes y exitosas podrían sentirse más atraídas por hombres tóxicos

Toxic man: Edward in "Twilight," hundreds of years old, sneaks into a teenage girl's bedroom to watch her sleep.
Prototipo de hombre con actitudes tóxicas: un vampiro de más de cien años de edad que espía a una adolescente en su habitación mientras duerme. Summit Entertainment

Summit Entertainment

  • Por experiencia propia, todos sabemos que muchas relaciones pueden volverse abusivas, tormentosas, o simplemente requerir una gran carga emocional.
  • No obstante, varios expertos en relaciones aseguran que estamos muy confundidos a la hora de poner cara a las víctimas de maltrato psicológico.
  • Las víctimas de maltrato son a menudo mujeres fuertes, seguras de sí mismas y exitosas, en parte debido a que los maltratadores obtienen satisfacción de someter a alguien poderoso. 
  • Las mujeres independientes y con éxito en el trabajo desarrollan atracción hacia hombres con actitudes tóxicas por puro afán de superación y el convencimiento de que si trabajan duro en algo, podrán conseguirlo. 
  • Por este mismo motivo, se sienten atraídas por los cambios de ánimo del maltratador, puesto que creen posible hacer que la relación funcione. 

En "Luna Nueva", la segunda novela de la saga "Crepúsculo", el vampiro Edward Cullen desaparece de la vida de la humana Bella Swan debido a una situación familiar complicada. Él la abandona y le confiesa que ya no le ama, lo que provoca que Bella sufra una depresión severa y un gran dolor emocional durante meses, hasta que Cullen regresa por fin a su vida.

En el mundo real, no hay vampiros. Pero todo lo demás es verídico; las relaciones abusivas acaban arruinándole la vida a muchas personas. Las víctimas se sumen en una espiral de hormonas y acaban teniendo serias dudas sobre su salud mental. Existe cierta tendencia a creer que las víctimas de maltrato son personas débiles en su mayoría, pero es una creencia totalmente infundada. 

Las actitudes tóxicas aparecen sin previo aviso

Las relaciones tóxicas cogen de improviso a muchas personas porque normalmente se dan en relaciones que empiezan de la mejor manera posible y en las que abunda un clima de amor y generosidad sin precedentes para la víctima. Cuando el maltratador empieza dejar entrever su naturaleza, la relación se vuelve más amarga, pero la víctima se encuentra ya en una situación de amor y dependencia que no le permite plantearse siquiera dejarle. De hecho, normalmente asumirá toda la culpa de lo que pase. 

Según la coach de relaciones Cherlyn Chong, las mujeres que se ven envueltas en relaciones tóxicas creen que nunca encontrarán a otro hombre y que se quedarán solas de por vida. No es un pensamiento racional, pero tampoco sorprende. Al enamorarse de un maltratador, las personas se someten a meses o incluso años de abuso psicológico constante, lo que al final elimina todo rastro de racionalidad de la mente de la víctima.

En lugar de pasar tiempo a solas y disfrutar de sus propios hobbies y aficiones, las víctimas suelen poner todo su empeño en hacer feliz a su pareja, lo que por otro lado, es imposible. 

Las víctimas se enfrentan así a una batalla mental constante y continúan forzándose a sí mismas para no cometer un sólo error, al tiempo que son castigadas, sometidas, gritadas e insultadas sin motivo aparente.

Las víctimas no suelen ajustarse a la descripción de débil y vulnerable 

Solemos imaginar las víctimas de maltrato como personas particularmente dependientes y frágiles. Sin embargo, a menudo los maltratadores de género masculino sienten preferencia por mujeres con carácter, fuertes, seguras de sí mismas, y exitosas en general, en parte debido a que los maltratadores obtienen satisfacción de someter a alguien poderoso, y también porque les da buena imagen. 

"Las mujeres exitosas tienden a ser reflexivas y meticulosas," comenta la psicóloga y coach de relaciones sentimentales Perpetua Neo en sus declaraciones Business Insider. "Esto se traduce en un mayor compromiso por hacer que la relación funcione, sin importar cuánto esfuerzo tengan que poner de su parte". En otras palabras, tienden a aplicar su determinación a la hora de cumplir objetivos en el ámbito sentimental.  

"Es un pensamiento generalizado, que cuanto más trabajo se ponga en algo, incluyendo tu relación, mejor será el resultado", señalaba Neo. "A eso añádele un poco de empatía, y la situación puede volverse muy complicada para la víctima, quién no hará más que preguntarse el por qué de la actitud tóxica de su pareja, y cómo cambiarla."

Leer más: Así se evita que una discusión con un narcisista se vaya de las manos

Según la experta, las mujeres inteligentes y exitosas son por lo general muy reflexivas, con lo que intentan también racionalizar y explicar el comportamiento ajeno, incluso cuando éste es altamente dañino.

El maltratador siempre tiene una historia traumática detrás

No ayuda el hecho de que los maltratadores, por norma general, de personalidad narcisista, siempre tienen un pasado traumático. En muchas ocasiones, se trata de otras relaciones abusivas en las que ellos eran la víctima y de las que lograron salir airosos. Relaciones abusivas que se cobraron su éxito y su dinero.

"Algunas mujeres tienden a sobrecompensar y ser más agradables de lo normal con las personas que han sufrido desgracias de primera mano", comenta Neo. "Quizá es porque se les inculcó que debían ser educadas en todo momento, o quizá es porque vienen de familia poco adinerada y sienten empatía por las personas que están en esa misma situación".

"Si una persona es realmente generosa y amable, no hay nada de malo en reciprocar dicha actitud; el problema viene cuando se es amable con personas tóxicas."

Este tipo de historias dramáticas ayudan a que la víctima se haga ilusiones sobre su capacidad de mejorar. Una historia de superación en una relación abusiva previa contribuye a la idealización del maltratador, además de despertar la curiosidad de la víctima. 

Leer más7 ejemplos que demuestran el paraíso narcisista en que se ha convertido Instagram

"Cuando te sientes incomprendida por tus amigos más cercanos, y conoces a alguien que parece capaz de lograr cualquier cosa, es fácil sentirse atraída, y eso puede volverse muy tóxico", explica Neo.

Toxic man: Jim Preston in "Passengers," woke up a woman and sentenced her to death just because he liked her.
Prototipo de hombre con actitudes tóxicas: despierta a una mujer y la sentencia a morir simplemente porque se siente atraído por ella. Sony

Según Chong, la educación juega un papel muy importante también. Algunas personas tienen tendencia a mantener relaciones dependientes y abusivas debido al distanciamiento emocional de sus progenitores, o de la ausencia de los mismos. También puede deberse a episodios de bullying en la etapa escolar, que normalmente llevan a la víctima a creer (a veces, de por vida) que el problema reside en ellos mismos.

"El convencimiento de que hay algo que falla en nosotros mismos puede hacer que nos sintamos atraídos por personas que no nos tratan bien, para reafirmar así nuestra teoría", explica Chong.

Quienes tienen este pensamiento muy interiorizado, no atienden a razones. Cuando sus amigos les dicen que merecen una pareja mejor, creen estar recibiendo consejos sobre cómo cambiarse a sí mismos. 

'Nos obsesionamos y tendemos a sacrificar una vida entera por 5 minutos de exultación'

En este tipo de relación, las víctimas desarrollan verdadera obsesión por sus parejas. A través de algo llamado "trauma bonding", las víctimas se vuelven adictas a los cambios de ánimo del maltratador y a la espiral de cambios hormonales que traen consigo las malas etapas, en las que se libera cortisol u hormona del estrés, y las etapas con mayor afectividad, en las que se liberan grandes cantidades de dopamina. 

"La adicción es tal que nos creemos capaces de sacrificar una vida entera, a cambio de 5 minutos de exultación", comenta Chong. "La doctora Helen Fisher, especialista en comportamiento y roles de poder, se refiere a este fenómeno como la frustración/atracción, dónde la imposibilidad de prever el estado de ánimo del maltratador incrementa la intensidad de los sentimientos en lugar de disuminuirlos. 

Leer más: 8 tipos de personas tóxicas que absorben tu energía y debes evitar a toda costa

Una pareja con actitudes tóxicas es totalmente consciente del estado mental de la víctima y lo usa en su beneficio, dándoles la cantidad justa de refuerzo positivo para que se mantengan a su lado, antes de volver a actuar de forma distante e irritable. 

'A veces la mejor decisión es no hacer nada'

Además de la satisfacción que obtienen de empequeñecer a su pareja, los hombres con actitudes tóxicas tienen a preferir mujeres fuertes y seguras porque mejoran su imagen, puesto que les permite atribuirse parte de los logros de su pareja. Por este motivo, es importante que las supervivientes de relaciones de maltrato aprendan a poner límites muy claros, y reflexionen acerca de cómo negarse a según que cosas.  

Las relaciones de maltrato suelen ser relaciones que se inician demasiado pronto, justo después de la ruptura de una relación previa. La introspección y la capacidad de reflexión sobre las motivaciones de uno mismo juega por tanto un papel fundamental a la hora de no verse envuelto en una de estas relaciones. 

"A la hora de iniciar una relación, es importante andar sobre seguro y evitar decisiones impulsivas", comenta Neo."Una mujer ambiciosa tiende a creer que es posible sobrellevar todo al mismo tiempo, pero lo cierto es que a veces, la mejor decisión es no hacer nada". La experta añade que es importante tener en mente que no podemos encajar con todo el mundo. 

"Es importante aceptar que hay tipos de personalidades muy dañinas", concluye Neo."Las personas narcisistas saben cómo aprovecharse de una víctima, y quién tiene más probabilidades de mostrarse vulnerable ante ellas".

Si eres víctima de maltrato o te encuentras atrapado/a en una relación abusiva, recuerda que tienes el número 016 siempre a tu disposición, que no deja huella en la factura (aunque es necesario borrarlo del registro de llamadas del propio teléfono).

Y además

Lo más popular