Pasar al contenido principal

Las claves de Emma Walmsley, la primera mujer en dirigir una gran farmacéutica, sobre liderazgo

La directora ejecutiva de GlaxoSmithKline, Emma Walmsley
La directora ejecutiva de GlaxoSmithKline, Emma Walmsley, posa en una foto sin fechar en Londres. Reuters via handout
  • La directora ejecutiva de GlaxoSmithKline, Emma Walmsley, es la primera mujer en dirigir una gran compañía farmacéutica.
  • En una conferencia de inversores celebrada a principios de enero, Walmsley fue preguntada sobre el liderazgo femenino dentro de la industria. Ella respondió con cómo piensa en su trabajo, en la compañía y los medicamentos que producen, más que en su género.
  • Walmsley también dijo que es necesario impulsar la diversidad dentro del sector farmacéutico en general, ya sea a través de una mejor representación de la raza, la comunidad LGBT o simplemente de más tipos de personalidades.

La directora ejecutiva de GlaxoSmithKline (GSK), Emma Walmsley, hizo historia en 2017 tras convertirse en la primera mujer que dirigía una gran empresa farmacéutica.

En su primera presentación de la compañía dentro de una conferencia sectorial como CEO de GSK, Walmsley fue preguntada sobre el liderazgo femenino dentro de la industria farmacéutica. Ella, sin embargo, respondió no hablando de género, sino analizando cómo ve sus propias responsabilidades como CEO.

"Estos trabajos –en los que yo soy nueva– vienen con un enorme privilegio pero también con una gran responsabilidad para hacer en primer lugar y sobre todo el trabajo que hacemos", explicó en alusiones al descubrimiento, desarrollo y distribución de nuevos fármacos. Además, explicó, también tiene una responsabilidad con los accionistas de la compañía.

"Trato de definirme a mí misma a partir del trabajo que hago para alcanzar esos dos objetivos más que a partir de mi género. Pero también reconozco la responsabilidad que tengo como líder y, un poco entre comillas, como modelo a seguir porque, te guste o no, eres más visible, simplemente eres más visible por tu puesto. Por tanto, tengo –quiero– visibilizar la diversidad en ese sentido".

Leer más: El liderazgo de servicio como modelo para impulsar el éxito de tu equipo

No obstante, la responsable de GSK aseguró que el género no es lo único que necesita estar mejor representado, en referencia a la comunidad LGBT, la diversidad racial y la personalidad.

"No puedes ser un empleador moderno en una industria que debería encarar el futuro y modernizarse mucho más de lo que es ahora sin ser muy exigente con esta cuestión", explicó Walmsley. "Realmente creo que parte de las razones para confiar en nosotros es ser un empleador moderno en el que seas quien seas [...] puedas llevar la mejor versión de ti mismo al trabajo sin temor a ningún tipo de comportamiento inapropiado".

Cuando se trata de de un rol de liderazgo, es especialmente importante promover esa diversidad. "Deberíamos ser mucho más proactivos a la hora de promover y apoyar todo tipo de diversidad, también en los puestos de liderazgo sénior".

Te puede interesar