9 consejos para tu primer día en un crucero, según los expertos cruceristas

Gente tomando el sol en un crucero.

REUTERS/Jean-Paul Pelissier

  • Con los buffets libres y preciosas vistas del océano, las vacaciones en un crucero pueden ser una experiencia memorable para todas las edades. 
  • Si es tu primera vez a bordo de un crucero, estos 9 consejos te ayudarán en tu primer día para tener el mejor viaje posible
  • Descubre más historias en Business Insider España.

El primer día de crucero emociona tanto a los que realizan su primer crucero como los expertos que llevan muchos a sus espaldas y conocen todo lo que les espera tras subirse al barco.

Si eres de los que nunca ha surcado los mares a bordo de uno de estos grandes buques, hay ciertos consejos que no te vendrá mal conocer para empezar el viaje de la mejor manera posible.

Para hacerlo lo más sencillo y agradable posible, los experimentados cruceristas conocen algunos trucos a poner en práctica el día del embarque para asegurarse de tener un viaje perfecto.

Las 10 reglas de oro para comportarse correctamente en un crucero

Si ya conoces los mejores consejos para elegir un crucero por primera vez y, en general, qué debes hacer durante tu viaje, no te pierdas lo que tienes que saber en tu primer día.

No llegues al puerto antes de las 10 de la mañana

El día de embarque, las tripulaciones tienen que limpiar todo el barco, descargar la basura, cargar nuevos suministros, etc. 

Por eso, no importa lo temprano que zarpe el barco, que si madrugas y llegas antes de las 10 de la mañana, lo más probable es que te toque esperar fuera de la terminal, ya que el control de seguridad aún no estará abierto. 

Eso sí, tampoco vayas con el tiempo pillado porque cuanto antes embarques antes podrás disfrutar de la experiencia a bordo. 

Lleva un equipaje de mano con lo necesario para las primeras horas

Es conveniente que en la mochila guardes lo que vayas a necesitar para el primer día (además de objetos de valor) porque tu maleta puede tardar varias horas en llegar a tu camarote.

Esto va desde una muda de cambio hasta medicinas que te puedan hacer falta, además de toda la documentación.

Cabe recordar que las compañías de cruceros no suelen restringir la cantidad de equipaje mientras quepa en la habitación, aunque tampoco hay que pasarse. 

Echa un vistazo a la programación

El programa del primer día suele entregarse al hacer el check-in. Ahí encontrarás información importante sobre los acontecimientos de la tarde y la noche, desde el simulacro hasta los espectáculos. 

Como el primer día es un no parar, revisa rápidamente la programación para no perderte nada y estar atento a todas las promociones típicas de la primera noche.

Asiste a la reunión obligatoria

Esta reunión de seguridad es obligatoria para todos los pasajeros a bordo del crucero y se hace el día de embarque. 

Este simulacro que informa sobre qué hacer y dónde acudir en caso de emergencia es requerido por la International Convention for the Safety of Life at Sea.

Revisa el camarote en cuanto esté listo

Lo más seguro es que cuando embarques tu camarote no esté disponible todavía, así que aprovecha para hacer el resto de cosas recomendadas el primer día. 

Cuando esté listo, dirígete a él y asegúrate de que reúna las condiciones necesarias para tu confort: repasa que tienes las almohadas adecuadas, material de aseo, que el aire acondicionado funciona, etc.

Si hay algún problema, coge el teléfono de tu camarote y házselo saber al asistente de cabina para poder arreglarlo cuanto antes.

Comunica cualquier petición especial para comer cuanto antes

Si tienes alguna restricción dietética o alergias, dirígete al comedor principal tan pronto como embarques para resolver ese problema.

Haz lo mismo si deseas una mesa específica en el comedor para tener más privacidad o cenar con otras personas que hablen tu idioma.

Deberás ir a la entrada del restaurante principal donde encontrarás al jefe de restaurante en una mesa o atril con un ordenador. 

Evita el buffet para comer

Todo el mundo tiene la misma idea el primer día: ir al buffet para comer. Es un gran error que seguramente quieras evitar si no quieres tragarte colas interminables.

Lo mejor, según los cruceristas, es aprovechar para probar los distintos restaurantes que puedes encontrar en estos grandes barcos y que se llenan el resto de días.

Visita la oficina de excursiones

Acude al mostrador de excursiones si tu idea es contratar una o todas con la naviera, ya que muchas excursiones tienen un limitado número de plazas.

Esto puede suponer un problema mayor con las navieras cuyo idioma principal no es el español, pues suele haber incluso menos plazas en este idioma.

Encuentra el mejor lugar para disfrutar de la salida

Entre unas cosas y otras, el primer día se pasa volando y hay algo que no te puedes perder: la salida del puerto. 

Aunque todo lo que has hecho ese día ya forma parte del viaje, el momento en el que de verdad comienzan las vacaciones es cuando el barco abandona la costa.

Elige el mejor lugar para disfrutar de ese momento único, ya sea desde la piscina, el balcón de tu habitación o desde un salón con una bonita vista del puerto. ¡Que comience la aventura! 

Otros artículos interesantes:

Una montaña rusa en un crucero: existe y ya puedes probarla (si no te mareas con facilidad)

Los billetes para un crucero de 132 noches alrededor del mundo se agotaron en menos de 3 horas: así será la experiencia a bordo

Italia prohíbe el paso de grandes cruceros por Venecia a partir del 1 de agosto

Te recomendamos

Y además