Bolt, el Uber europeo que ya vale alrededor de 3.500 millones de euros, se lanza a las franquicias para llegar a más países: "Es una gran oportunidad para emprendedores locales"

El CEO y cofundador de Bolt, Markus Villig.
El CEO y cofundador de Bolt, Markus Villig.
Bolt
  • Bolt, la empresa estonia de VTC, micromovilidad y reparto de comida a domicilio ha decidido impulsar su expansión internacional con un programa de franquicias.
  • "Creemos que es una gran oportunidad para emprendedores locales", explica el cofundador y CEO del unicornio europeo Markus Villig, en una entrevista con Business Insider España.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

La empresa estonia Bolt (antes, Taxify), que está centrada en el negocio de los coches con conductor, los patinetes y bicicletas eléctricas compartidas sin base fija y en el reparto de comida a domicilio ha decidido expandirse al mundo entero con un programa de franquicias que ha hecho público este lunes.

"Nosotros lo vemos como que somos la primera plataforma del mundo que ofrece un programa de franquicias así, en todos sus verticales. No conocemos a ningún otro gran actor internacional, incluyendo a Uber por ejemplo, que haga franquicias en este sentido. Y en reparto de comida tampoco conocemos a nadie que lo haga. En el terreno de los patinetes compartidos hemos escuchado de algunos, pero también son excepciones", ha explicado el cofundador y CEO de Bolt, Markus Villig, en una entrevista con Business Insider España

Villig ha protagonizado titulares por ser el líder más joven de un unicornio en Europa, es decir, de una compañía que alcanzó los 1.000 millones de euros de valoración. La fundó con 19 años, ahora tiene 27 (nació en 1993). 

Actualmente la actividad de Bolt está centrada en Europa y África. Con este nuevo modelo, que ha bautizado Bolt Franchise, busca extenderse a Latinoamérica y Asia, territorios donde la compañía aún no está presente.

"Creemos que es una gran oportunidad para emprendedores locales porque hemos recibido muchas peticiones a lo largo de los años de gente que quiere lanzar su propia plataforma de coches con conductor en, por ejemplo, España, o su plataforma de reparto de comida a domicilio, pero hoy por hoy la inversión tiene que ser muy alta. Tienes que invertir decenas y decenas de millones de euros en la tecnología, y estos jugadores locales no pueden hacerlo, pero tienen experiencia a nivel local", ha desarrollado. 

"Así que empezamos a hacer esto de forma más o menos sigilosa, sin hacer mucho ruido,  probando el modelo y durante los dos últimos años hemos visto que realmente funciona muy bien. Así que ahora lo estamos abriendo a que cualquier emprendedor de cualquier país pueda acercarse a nosotros y pueda montar cualquiera de estos verticales en su país". En concreto, Bolt ha mantenido acuerdos durante los últimos años con empresas en México, Rusia y Arabia Saudí, tras lo que ha decidido abrir su programa de franquicias a todo el mundo.

Bolt toma esta decisión tras la pandemia del coronavirus. Este 2020, lejos de mermar sus cuentas, ha duplicado su número de clientes, creciendo hasta los 50 millones en 40 países y 200 ciudades entre Europa y África, y hasta los 2.000 empleados, según datos que comparte la compañía.

No desvelan cuál es la actual valoración de Bolt, pero según cálculos de TechCrunch basados en los datos de ventas es de unos 3.500 millones de euros (Bolt confirmó a este medio que estaba facturando unos 2.000 millones de euros anuales, aunque la cifra actualizada y compartida con Business Insider España es de 2.050), cifra que la empresa no confirma, pero tampoco desmiente al medio estadounidense.

En diciembre la compañía levantó 150 millones de euros en una ronda de financiación precisamente destinada a doblar su expansión geográfica y con la que busca convertirse en el mayor actor en el terreno de los patinetes eléctricos compartidos de Europa. Estuvo liderada por D1 Capital Partners y contó con la participación de Darsana Capital Partners. Otros inversores importantes son Daimler, la empresa de coches con conductor —rival de Uber y Cabify— china Didi Chuxing, Naya Capital, Korelya Capital y el cofondador de TransferWise Taavet Hinrikus.

Solo unos meses antes, en mayo, la valoración de Bolt subió hasta los 1.700 millones de euros tras levantar otros 100 millones, cuando también tenía 30 millones de usuarios, así que en solo 6 meses ha sumado 20 millones de usuarios y aumentado su valoración en unos 1.800 millones de euros.

Las empresas de sharing no pagan por el uso que hacen del espacio público: la tasa de Barcelona abre el camino para que los ayuntamientos recauden millones de euros cada año

Por ahora en España Bolt solo ha operado sus patinetes eléctricos compartidos sin base fija en Madrid y Málaga, aunque los retiró el año pasado, y sus bicicletas eléctricas en Barcelona, que hoy por hoy suponen la única actividad con la que la compañía cuenta en el país (tras resultar ganadora del concurso de la ciudad, junto a Mobike y Reby). Sin embargo, no había entrado con sus coches con conductor como los de Uber o Cabify ni tampoco con su negocio de reparto de comida y artículos a domicilio, que sí tienen Uber Rides, Deliveroo y Glovo en el país.

En España su director es Paul Álvarez, director regional de todo el sur y norte de Europa. Villig asegura que no tienen previsiones en cuanto a cuántas ciudades llegará Bolt gracias a su nuevo programa de franquicias, tampoco a nivel español, y que todo dependerá del interés de las empresas locales en aliarse con Bolt.

Las franquicias estarán a cargo de todas las operaciones a nivel local como el marketing, la atención al cliente y la incorporación de conductores y repartidores. Las empresas pueden elegir si despliegan uno o varios de los servicios de Bolt, VTC, micromovilidad y reparto de comida a domicilio. Pueden solicitarlo a través de este enlace.

LEER TAMBIÉN: La empresa española de sharing Reby llega a 12 ciudades gracias a la apuesta de Italia por la micromovilidad ante el virus

LEER TAMBIÉN: Dott quiere bajar los patinetes de las aceras españolas a la calzada como ha hecho en París

LEER TAMBIÉN: El jefe de Lime en España cree que las bicicletas de Uber que acaba de adquirir podrían ser la solución para los ayuntamientos españoles que no tienen su propio sistema público

VER AHORA: Las claves del fenómeno Spotify en la otra gran guerra del streaming y por qué su futuro va mucho más allá de la música