El Gobierno avisa a Nissan de que cerrar su fábrica en Barcelona costará a la empresa cerca de 1.000 millones de euros

La fábrica de Nissan en Barcelona, en serio peligro
  • El cierre de la planta de Nissan en Barcelona podría costar a los japoneses más de 1.000 millones de euros, además de varias enemistades en España y la Unión Europea.
  • La fábrica, que lleva más de un siglo en la Zona Franca, no recibe inversiones desde hace 10 años, pero el Gobierno está determinado a que no cierre.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

El cierre de la fábrica de Nissan de Barcelona podría ser incluso más costoso de lo que pensaba. Tanto el Gobierno central, a través del Ministerio de Industria, como la Generalitat de Cataluña han dejado claro que el abandono del centro sería visto con hostilidad por todas las administraciones al suponer la marcha del grupo no sólo de España, sino de toda la Unión Europea.

Pero amenaza no es sólo simbólica. Según ha señalado el secretario general de Industria, Raül Blanco, en un encuentro con periodistas recogido por Expansión, el cierre de la fábrica costaría a los japoneses 1.000 millones de euros, además del rencor de la comunidad europea por abandonar sus fronteras definitivamente.

Leer más: Qué les espera a los Amodio a su llegada a OHL: deuda, flujo de caja negativo y una posible ampliación de capital

"Es más positivo seguir que cerrar. Cerrar le va a salir carísimo y no va a encontrar ninguna actitud positiva, ni en la ciudad ni en la comunidad autónoma ni a nivel nacional ni en la Unión Europea", ha asegurado Blanco al mismo periódico. 

La planta de Nissan emplea a 3.000 personas de forma directa y genera un inducido de unos 30.000 trabajadores en torno a ella. Su presencia en España se remonta a hace más de un siglo, de la mano de Ford Motor Cádiz, pero lleva más de 10 años sin recibir inversiones.

Leer más: Los 'jefes' de los rastreadores del coronavirus revelan las técnicas que usan para que contagiados, sospechosos y escépticos colaboren: "Tenemos muy poco tiempo para ganarnos su confianza"

El Gobierno estima que la firma japonesa necesitaría inversiones por cerca de 300 millones de euros para desarrollar una nueva línea de producto —probablemente un coche eléctrico— y sobrevivir en Barcelona. Frente a esta opción estaría el gasto de 1.000 millones que, según el Ejecutivo, surgiría de la suma de costes laborales, compromisos contractuales sobre los terrenos, acciones medioambientales, devoluciones de ayudas y otro tipo de aspectos.

A esta lista habría que sumar también el deterioro de su imagen en España y los aranceles que le supondría trasladar la producción a un Reino Unido fuera de las fronteras de la UE.

"El cierre no le va a salir más barato de los 1.000 millones y no se va a encontrar una actitud fácil y pacífica de las administraciones. Esto no es una situación amistosa. La diferencia es notable entre mantenerse y cerrar, y creemos que lo primero será lo más positivo. Si Nissan decide ir por ahí, que sepa lo que se va a encontrar", añadió.

Leer más: Ikea levanta el ERTE a sus 9.000 empleados en España pese a no tener todas sus tiendas 100% operativas

En declaraciones a Onda Cero recogidas por Europa Press, la ministra de Industria, Reyes Maroto, indicó que el Gobierno lleva "meses trabajando" con la dirección de Nissan en Japón para que la planta no se cierre y para que tenga una "oportunidad".

"Hemos hecho muchas propuestas a la dirección de Nissan en Japón para que confíe en la planta española, los trabajadores están deseando volver a su trabajo para hacer lo que saben, que es desarrollar su mejor conocimiento para reforzar nuestra industria de automoción y esperamos tener las mejores noticias y es que esa planta continúe", subrayó la ministra.

LEER TAMBIÉN: Las grandes farmacéuticas rechazaron en 2017 el plan de la Unión Europea para acelerar la producción de vacunas para enfermedades como el COVID-19

LEER TAMBIÉN: Los científicos de Oxford que trabajan en la vacuna contra el coronavirus dicen que ahora hay sólo un 50% de probabilidad de éxito porque el número de casos en Reino Unido disminuye demasiado rápido

LEER TAMBIÉN: El sector de lujo se lanza a por los clientes locales tras la caída del turismo chino para intentar mitigar la sangría de ventas

VER AHORA: Los expertos analizan los modelos de trabajo, la regulación y la ciberseguridad en los nuevos espacios híbridos en el evento Next Now