Así debes actuar ante una insolación o golpe de calor, según los expertos

Cómo actuar frente a un brote de calor
Hannah McKay

Reuters

  • Es esencial reconocer los síntomas de un brote de calor para poder reaccionar adecuadamente. 
  • Estas situaciones pueden suponer un riesgo grave, especialmente para personas mayores y niños, según el centro médico Sanitas.
  • Te contamos cómo ayudar a una persona que lo sufra, cómo reducir su temperatura corporal, a quién llamar y todo lo que necesitas hacer en esos casos. 
  • Descubre más historias en Business Insider España

En verano las temperaturas llegan a alcanzar y, a veces, incluso a rebasar los 40 grados en España. En julio y agosto el calor perdura a lo largo del día, incluso cuando ha anochecido. 

Por eso, hay que prestar atención a los golpes de calor, una situación de riesgo que puede ser especialmente grave en personas mayores y niños, según el centro médico Sanitas. Antes de saber cómo actuar en esos casos, resulta esencial reconocer los síntomas para poder actuar de forma adecuada. 

Los primeros señales en aparecer son el dolor de cabeza, los mareos, las náuseas y el vómito. Después, pueden venir calambres, convulsiones o desorientación. Si tienes esas sensaciones estarás acercándote a una insolación. 

Leer más: Qué comer antes de dormir para perder peso, según la ciencia

En ese caso, debes tomar las siguientes precauciones, según el centro de salud. Para empezar, se debe acompañar a la persona que esté sufriendo el golpe de calor a un lugar fresco: busca una sombra, métete en un interior con ventilación o colócate en un sitio donde corra el aire. 

Una posición semisentada es la adecuada a mantener en esos casos. La cabeza debe orientarse hacia arriba para favorecer la toma de aire. 

Por otro lado, cuando ocurre la insolación, la temperatura corporal de la persona afectada puede llegar hasta los 40 grados en apenas 10 o 15 minutos, de modo que hay que conseguir reducir ese parámetro. Abanica o da aire, quita parte de la ropa que lleve encima, pon agua fría en la nuca, en la frente y en el cuello. 

Leer más: Los 2 aliados perfectos para las incomodidades de llevar mascarilla: spray de gafas y soporte para mascarilla

Asimismo, para estabilizar el calor que registramos, hay que hidratarse. Esta parte es esencial y hay que tener cuidado: no se debe beber de golpe. Hay que tomar agua en pequeños sorbos y poco a poco. 

Sanitas recomienda que cuando la persona se haya recuperado, se debe acudir a un centro médico para realizar una revisión. Hay que prestar atención a la salud durante los días siguientes y, en caso de tener alguna molestia, volver a consultar a un experto.

LEER TAMBIÉN: Qué comer antes de dormir para perder peso, según la ciencia

LEER TAMBIÉN: Así vive y gasta su dinero Juan Carlos I, el rey emérito: colecciones de armas, yates y coches de lujo

LEER TAMBIÉN: Este maniquí de planchado de Lidl te ayudará a lidiar con una de las tareas domésticas más odiadas por menos de lo que esperas

VER AHORA: “España necesita un cambio radical en el modelo educativo" si quiere capacitar a los alumnos para tener éxito profesional en el futuro, según el presidente de ISDI

    Más:

  1. Viajes
  2. Salud
  3. Ciencia