En pymes es más difícil "acceder a perfiles de alta cualificación": así trata de cerrar el INCIBE la controvertida 'brecha de talento' en ciberseguridad

Félix Barrio, director general del INCIBE.
Félix Barrio, director general del INCIBE.

INCIBE

Uno de los debates que más ampollas levanta en el sector de la ciberseguridad es el que atañe a la supuesta brecha de talento: consultoras, informes, empresas e incluso agencias gubernamentales insisten desde hace años en que España necesita decenas de miles de profesionales en ciberseguridad porque sus puestos no se están cubriendo en el mercado laboral.

Tampoco es una controversia exclusiva de este mercado tecnológico. Sin ir más lejos, este mismo debate se ha vivido en los últimos meses en otros ámbitos como el de la hostelería.

Hace tan solo unos meses la patronal DigitalES calculó que esa 'brecha' de talento sería superior a los 120.000 puestos de trabajo sin cubrir en todo el país. Muchos profesionales de la industria, por contra, denuncian con el mismo ímpetu que lo que está ocurriendo es que empresas de todo pelaje pretenden pagar unas condiciones irrisorias a profesionales cualificados.

Y por extensión, esos profesionales se acaban marchando al extranjero. "Es imposible que falte algo en un mercado que lo tiene, y deja que se vaya. Imposible", denunció hace unos días el conferenciante y hacker David Meléndez.

En marzo, el propio Instituto Nacional de Ciberseguridad (INCIBE) junto con el Observatorio Nacional de Tecnología y Sociedad (ONTSI) publicaron un informe que diagnosticaba el estado del talento en la ciberseguridad española. Entre las conclusiones, se destacaba que en 2021 el número de personas que buscaban empleo en este sector era de 39.072, y que el número crecería a 42.283 en 2024.

Trabajadores de la ciberseguridad rechazan que exista la brecha de talento: "Quieren gente sénior con sueldos de becario"

También advertía que el número de profesionales necesarios en el sector ya supera los 63.000 y en 2024 ese dato se disparará hasta los 83.000, y el 48% de las empresas estaban optando por formar y cualificar a sus profesionales para cubrir nuevas vacantes.

Por ello, a Félix Barrio, el director general del INCIBE desde este verano, no le sorprende escuchar las críticas de empleados que denuncian la hipocresía sobre la falta de talento. Falta, pero muchas organizaciones no están dispuestas a asumir la inversión que requiere su retención. "Las dos versiones tienen parte de verdad", destaca.

Pero pidió "ajustar la realidad" a la diversidad de "agentes" que intervienen en el mercado de la ciberseguridad. "Hay que matizarlo por sectores".

La primera realidad es que no todo el tejido español está conformado por multinacionales tecnológicas con presupuestos gigantescos. Barrio habla de "la diferente velocidad de inversión que tuvieron las empresas en materia de ciberseguridad en el año de la pandemia, en 2020". Entonces, Accenture publicó un informe sobre la ciberresiliencia de la empresa española.

"En aquel informe se señalaba que mientras que a nivel nacional se había conseguido mantener la inversión creciente en ciberseguridad, en el 70% de las empresas consultadas había descendido la inversión en ciberseguridad respecto a 2019", destaca.

Muchas pymes no se pueden permitir expertos en ciberseguridad

Para el director general del INCIBE, esa "paradoja" se explica "de una manera muy sencilla": "Las medianas y grandes empresas incrementaron los recursos destinados a dotarse de capacidades de ciberseguridad, mientras que las pequeñas y los profesionales autónomos sufrieron el impacto más crudo de la crisis económica, reduciendo sus inversiones".

"Esto hay que traducirlo también cuando hablamos en términos salariales y de creación de empleo", enfatiza a Business Insider España. "Tenemos por un lado esas medianas y grandes empresas que ofrecen determinados perfiles y condiciones, con programas de formación". España tiene "más de 74 posgrados" en ciberseguridad. "Es un evidente caladero de talento para la gran empresa".

Al mismo tiempo, "en determinados tipos de empresas de menor tamaño se tienen más dificultades para acceder a determinados empleos de alta cualificación".

Esto hace que sea necesaria "una política pública que nos permita compensar esos desequilibrios". "Necesitamos mantener el nivel de inversión público y privada en todos los sectores, porque todos son estratégicos y necesarios". 

En efecto, "la cadena de suministro es el gran campo de batalla a través de la cual entran muchos ataques a grandes compañías", porque es donde están "los sectores más vulnerables".

Por eso Barrio defiende que muchos programas de inversión que se están ejecutando desde el INCIBE hacen particularmente énfasis en esas necesidades. Por ejemplo, la compra pública innovadora, o el Kit Digital que dirige Red.es, son inyecciones de capital en el mercado de la ciberseguridad española.

Pero además de esos programas, el INCIBE ha puesto en marcha junto con la Secretaría General de Formación Profesional del Ministerio de Educación y Formación Profesional "nuevos currículos de titulaciones en FP especializados en ciberseguridad" y se están impulsando programas de captación de talento "en centros de secundaria e incluso de primaria para fomentar nuevas vocaciones".

También otros programas "para incorporar a personas de grupos vulnerables al mercado". Todas las iniciativas para cubrir "esos desfases que son naturales, por otro lado, porque hablamos de un mercado, el digital, en el que hay grandes diferencias entre empresas pequeñas, medianas y grandes".

"Tenemos además un reto añadido: este crecimiento disparado de la demanda se ha producido en muy poco tiempo y el marco de generación de talento tiene unos tiempos de respuesta diferentes a los de los picos de demanda". Y la brecha de talento no es la única que se pretende cerrar.

También la brecha de género. "Hemos tenido 12.000 jóvenes mujeres que se han interesado en algún programa. Tenemos un problema en el mercado laboral también relacionado con eso. En España, apenas el 9% de los profesionales de ciberseguridad son mujeres. Eso está detrás también de esa falta de perfiles profesionales suficientes, porque está muy descompensado".

Otros artículos interesantes:

Google y el INCIBE lanzan un curso de formación gratuito y en línea para ayudar a las empresas a formar a sus trabajadores en ciberseguridad

El Gobierno lanza INCIBE Emprende, un programa para incubar empresas de ciberseguridad, dotado con 191 millones de euros

El Gobierno prepara 137 millones para comprar soluciones innovadoras en ciberseguridad: se fijará en pymes y empezará este mes

Te recomendamos