Aquellos maravillosos corales: la mitad de los arrecifes han desaparecido desde 1950 por la sobrepesca, el cambio climático y la contaminación

Coral

Craig Lovelidge/Unsplash

  • La mitad de los corales se han esfumado desde la mitad del siglo pasado, tal y como muestra un nuevo estudio publicado en One Earth.
  • Tras la desaparición masiva de los coloridos arrecifes acechan el calentamiento global, la contaminación y la sobrepesca, que diezman estos frágiles ecosistemas. 
  • Descubre más historias en Business Insider España

En 1950 había el doble de corales en nuestras aguas que hoy, una vertiginosa pérdida de biodiversidad a escala global causada por la sobrepesca, el cambio climático y la contaminación de los océanos. Son puntos críticos que proporcionan hábitat a millones de peces y protección para las comunidades costeras.

Una nueva investigación publicada en la revista One Earth cuantifica las pérdidas de coral en todo el mundo, revelando que la mitad de los arrecifes se han perdido desde la década de 1950. Se trata de uno de los análisis más completos sobre el estado de estos organismos invertebrados marinos, cuyo colapso se ha acelerado a un ritmo desenfrenado en los últimos años. 

Hasta el momento se conocía el declive, pero no la magnitud exacta de la disminución de los arrecifes a escala global, tal y como señala a Smithsonian Mag Tyler Eddy, científico investigador de la Universidad Memorial de Terranova y coautor del estudio. 

Una de las razones de peso por la que los corales están muriendo es que son ultrasensibles a los cambios en la temperatura y la acidez del agua, explica la bióloga Mary Hagedorn, que no participó en el estudio. 

Los pólipos de coral dependen de unas algas coloridas llamadas zooxantelas que viven en su tejido y producen los alimentos que los corales necesitan para sobrevivir. Si los pólipos se estresan por los cambios en la luz, la temperatura del agua o la acidez, rompen esa simbiosis y expulsan a las algas en un proceso llamado blanqueamiento. 

El lapso de tiempo para que un coral recupere sus algas simbióticas es corto, pero si los corales padecen estrés durante mucho tiempo, su muerte es irreversible. “No hay un arrecife en la tierra que no haya sido tocado por algún aspecto de esta amenaza global y local”, dice Hagedorn. A día de hoy los corales soportan el 20% de toda la vida marina.

No hay que olvidar que el calentamiento global está volviendo los océanos tan ácidos que podrían alcanzar el PH de hace 14 millones de años.

Para evaluar la pérdida, el equipo de la Universidad de Columbia Británica responsable del estudio combinó bases de datos que contienen miles de estudios de la cobertura de los arrecifes de coral, registros de biodiversidad marina y datos de capturas pesqueras para evaluar cómo cambió cada factor con el tiempo. 

También se centraron en medir el efecto de los corales moribundos para los "servicios ecosistémicos" de un arrecife, incluido proporcionar hábitat para diversas especies marinas, proteger la costa de las tormentas y servir como fuente de alimento y sustento.

La mitad de los corales vivos han muerto y la biodiversidad se ha reducido en un 63%

Coral

Marcelo Kato/Pixabay 

Los arrecifes sanos sustentan a miles de corales, peces y mamíferos marinos diferentes, pero tras sufrir blanqueamiento pierden su capacidad de albergar tantas especies. Por tanto, además de la muerte de la mitad de los corales también destaca una pérdida del 63% en la biodiversidad que albergan. 

Otro dato relevante es que las capturas de peces de los arrecifes de coral alcanzaron su punto máximo en 2002 y han estado disminuyendo desde entonces a pesar del aumento del esfuerzo de pesca. 

La pérdida varía según las especies: algunos corales son más sensibles y vulnerables que otros y pueden incluso perderse antes de que intentar preservarse o documentarse su registro. 

Por otra parte, también documentaron el impacto de la pérdida de arrecifes de coral en las comunidades indígenas costeras con estrechas relaciones culturales con estos organismos marinos, y cuya dieta depende en gran medida de los mariscos asociados a dichos ecosistemas.

"Los arrecifes de coral desempeñan esta función realmente importante al suministrar a las comunidades indígenas y comunidades locales micronutrientes vitales, y si los pierden, podría tener graves consecuencias", anota la ecologista Christina Hicks, que no participó en el trabajo

Aunque este estudio no se centró en evaluar los factores que conducen a la disminución de los corales, los expertos en la materia señalan a la contaminación en la agricultura terrestre cercana, la sobrepesca y el cambio climático.

Paradójicamente, las regiones que menos contribuyen al calentamiento global son las más perjudicadas por la crisis climática. 

Cada año, el océano absorbe alrededor de una cuarta parte del dióxido de carbono emitido por la quema de combustibles fósiles y se vuelve más cálido, más ácido y menos hospitalario para los corales. 

El nuevo estudio advierte sobre la urgencia de tomar medidas para salvar a nuestros maravillosos arrecifes. 

Otros artículos interesantes:

Bajen las luces: el 80% de la población mundial está expuesta a demasiada contaminación lumínica, y estas son sus catastróficas consecuencias

Hasta 1.300 millones de toneladas de plástico inundarán los océanos y la tierra en 2040 si no se pone en marcha una acción global, según un estudio

Gravity Wave, la startup española que sale a "faenar" plástico del Mediterráneo con la ayuda de 800 pescadores tradicionales y lo resucita en forma de muebles o material de oficina

Te recomendamos

Y además