Los analistas dicen que pasarán años antes de que Shopify pueda competir realmente con Amazon en logística y distribución

Shopify

Reuters

  • Shopify está haciendo algunos cambios en su red de distribución después de varios años de pruebas.
  • El largo periodo de pruebas y los cambios internos de la compañía han sido decepcionantes para algunos analistas.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

Los cambios están en camino para la red de distribución de Shopify en un giro de los acontecimientos importante en la compañía de comercio electrónico. Estos cambios llegan al final de un período de prueba de varios años que ha frustrado a los analistas de Wall Street en algunos momentos. 

"Las cosas no han ido a mejor, lo que, para una empresa de la talla de Shopify y las expectativas que conlleva, se percibe como una decepción", explica Ken Wong, analista de Guggenheim Securities, una firma global de servicios financieros de asesoría. 

La semana pasada, Shopify puso fin o redujo el alcance de su trabajo con varios socios de almacenamiento y distribución, al menos en Estados Unidos, según han explicado a Business Insider los ejecutivos de cuatro empresas de la red de distribución de Shopify.

Shopify ha confiado en las alianzas con diferentes socios del sector logístico y la distribución de terceros para impulsar la red desde que la compañía lanzó el programa en junio de 2019. La compañía anticipó en una conferencia con inversores ese año que invertiría 1.000 millones de dólares en los siguientes 5 años para construirla.

Desde entonces, la compañía ha compartido pocos detalles concretos sobre cómo marcha el programa y ha explicado en varias ocasiones que todavía se encuentra en la fase de "ajuste del producto al mercado".

Shopify, el gigante mundial del comercio electrónico, anima a sus empleados a realizar tests de personalidad y a publicar sus resultados para que los analicen sus compañeros de trabajo

La semana pasada, la compañía informó a los vendedores estadounidenses que utilizan la red de distribución de Shopify que las "solicitudes especiales" no se admitirían después del 21 de marzo, pero que los próximos cambios en el programa significaban que tendrían acceso a "beneficios clave", como el envío en dos días sin costes adicionales. 

Los analistas y otros expertos de la industria están especulando ahora con que Shopify puede estar alejándose de su planteamiento inicial de "activos ligeros" y haciendo movimientos más agresivos en el sector de la distribución, ya sea adquiriendo empresas de logística de terceros, moviéndose rápido para operar almacenes por su cuenta, u operando algún tipo de modelo híbrido. 

Un portavoz de Shopify ha explicado que la compañía compartirá más detalles sobre sus planes para la red durante su reunión con inversores para analizar los resultados del cuarto trimestre de 2021 que se celebrará a mediados de febrero. 

Pero el período de prueba relativamente largo -y la falta de resultados medibles en el camino- ha sido una sorpresa para algunos analistas que están acostumbrados a ver a Shopify cumplir con nuevos programas con facilidad. 

Por ejemplo, Shopify lanzó este mes su producto bancario, Balance, después de que comenzara a probarlo en modo de acceso temprano en 2020.

"De tres a cuatro años es una cantidad de tiempo agradable y cómoda para ellos", explica Colin Sebastian, un analista de Baird, a Business Insider. Pero "teniendo en cuenta la velocidad del comercio electrónico y lo rápido que están cambiando las cosas, eso es mucho tiempo", añade.

La red de distribución de Shopify sigue estando disponible solo para los vendedores que lo solicitan y son aceptados en el programa.  

"Creo que a estas alturas la esperanza habría sido que hubieran descubierto el ajuste producto-mercado y pudieran salir al mercado de forma más agresiva", dice Wong. "Hasta que no quiten la cuerda de terciopelo y dejen participar a todo el mundo creo que los inversores van a seguir teniendo una visión más conservadora de lo que podría ser la distribución".

"Es un gran cambio en términos respecto a cómo la mayoría de los inversores pensaban acerca de esta parte del negocio hace dos años".

La red se posicionó como otra forma en que Shopify podría ayudar a los comerciantes a competir, ya que prometía velocidades de entrega rápidas y costes muy bajos. 

En el momento de su lanzamiento, los analistas de Wall Street estaban entusiasmados con la posibilidad de que la red pudiera llevar a la compañía a competir más significativamente con Amazon, que tiene un enorme entramado de distribución y logística en todo Estados Unidos, y también en el resto del mundo. 

En septiembre de 2019, la compañía anunció que había adquirido la startup de automatización de distribución 6 River Systems por 450 millones de dólares. Durante los dos años siguientes, 6 River Systems desarrolló un software de gestión de distribución para complementar su robótica.

La logística es difícil

Sebastian afirma que tiene sentido que Shopify pruebe primero un modelo que no requiera muchos recursos, ya que la experiencia de la empresa reside en el software. Además, añade que la logística es cada vez más importante para los operadores de comercio electrónico a medida que crece la competencia. 

"Es algo que pueden ofrecer como servicio a sus vendedores y marcas que confían en ellos para sus negocios de comercio electrónico", señala Sebastian. 

"Todos estamos evaluando esto desde fuera mirando hacia dentro, pero creo que ha sido difícil para ellos escalar", agrega. 

El presidente de Shopify, de 35 años, explica por qué no considera a Amazon como un competidor

Algunos analistas también han expresado su preocupación por la intensa inversión que se necesitaría si Shopify optara por externalizar sus operaciones de distribución y competir con Amazon directamente. 

Sebastian dijo en una nota que a Amazon le costó miles de millones de dólares construir sus operaciones de distribución y logística.

Ygal Arounian, un analista de Wedbush, lo expresa de forma un poco más contundente en una nota a los clientes: "Shopify no está ni mucho menos cerca de construir un tipo de operación de distribución a la escala de Amazon, y los inversores no deberían esperar nada parecido a corto plazo". 

Los líderes de la compañía han reconocido que la distribución está lleno de desafíos únicos. 

"La logística es difícil", apuntaba el CEO Tobi Lütke cuando se le preguntó durante una reunión de inversores de 2020 sobre las fricciones a las que se enfrentan los comerciantes. "Lo oirás de todos en el mundo de la logística. Pero es difícil".

Otros artículos interesantes:

Shopify está construyendo un ejército de desarrolladores de aplicaciones leales mientras acelera su batalla contra Amazon

Shopify gana músculo en España: afloran un 70% los comercios con su tecnología y sus clientes, entre los que están el Real Madrid o Telefónica

Shopify está probando sigilosamente una nueva función de búsqueda similar a Amazon que podría poner en jaque a sus comerciantes

Te recomendamos