Pasar al contenido principal

Por qué asociarse con Netflix tiene sentido para Movistar

Palomitas Maiz
Unsplash

Dos enemigos íntimos dispuestos a colaborar para revolucionar el mercado de la televisión y el streaming. Según informa El Confidencial, Movistar+ y Netflix han alcanzado un principio de acuerdo para que todas las series y películas de la plataforma estadounidense estén disponible en el catálogo de Movistar, algo que podría poner patas arriba el panorama audiovisual español.

Hay varios motivos por los que ambas compañías han decidido que ya no son enemigas sino colaboradoras necesarias: los repasamos a continuación.

Movistar+ busca diversificar su clientela

Hasta el día de hoy en España, el principal reclamo de plataformas de TV de pago es el fútbol y nada más que el fútbol. Eso ha llevado a Movistar, Mediapro y otras compañías a embarcarse en costosas aventuras comprando derechos televisivos que creen que está sobrevalorado.

Hace menos de un año empresas como Vodafone ya confesaban que esperaban pinchar la burbuja del fútbol, cuyos costes hacen que no sea económicamente rentable integrarlo en el catálogo, aunque tampoco puedes prescindir de él si quieres sobrevivir en el mercado.

Por fin parece que, obligada por la necesidad, Movistar+ quiere diversificar su clientela y ofertas para no depender tanto del fútbol. Un nuevo paquete convergente para el gaming online u otro con los contenidos de Netflix pueden ser dos de los salvavidas que la compañía necesita para sobrevivir en un futuro próximo, cuando el fútbol ya no esté en su catálogo.

A nadie se le escapa que si -como todo parece apuntar- Facebook o Amazon entran a la puja por emitir La Liga y la Champions, poco podrán hacer las compañías convencionales para hacerse con los derechos de emisión. Eso deja a Movistar en una situación comprometida, con una importante base de clientes cuyo único interés es ver el deporte y que de repente podría decidir darse de baja. 

Las series y películas son sólo una de las prioridades para el futuro próximo. Cada vez se consumen más y parece ser que en Telefónica las ven como una mina de oro a explotar, de ahí que hayan decidido arriesgarse e invertir diez millones de euros en producir La Peste o que estén dispuestos a irse a la cama con Netflix, hasta ahora uno de sus principales enemigos.

Netflix quiere llegar a otro tipo de público

Si lo que a Movistar le interesa es atraer al cliente joven que busca consumir contenido cuándo y cómo quiere y no tiene interés en el fútbol, lo que Netflix quiere es justo lo contrario: ganar suscriptores entre la población poco adicta al streaming y que no se plantea pagar diez euros mensuales por ver series y películas que sólo están en Internet.

Esto hace que el acuerdo sea una especie de intercambio del que ambas se benefician, aunque no van a dejar de ser competidoras en el largo plazo. Si las dos convergen progresivamente hacia el mismo cliente, el choque de trenes está garantizado de aquí a unos años.

Los jóvenes huyen de ataduras

Actualmente, más allá del elevadísimo precio de emitir el fútbol en directo, Movistar tiene un problema que no se soluciona con esta integración de Netflix en su catálogo. Los usuarios, sobre todos los más jóvenes, están cada vez menos dispuestos a comprometerse con una larga permanencia en su plataforma, y prefieren contratar productos por separado de forma flexible y de los que puedan darse de baja en un sólo día y sin problemas.

Además, Netflix tiene un precio de partida de diez euros, poca cosa en el presupuesto mensual. El problema es que Movistar apuesta cada vez más por paquetes convergentes que incluyan un todo en uno y que menudo van más allá del diez por ciento del salario mínimo. Es un bocado importante que mucha gente no puede y no está dispuesta a permitirse, sobre todo pudiendo contratar entretenimiento de forma mucho más barata y versátil sin ataduras.

Puede que en el futuro próximo el catálogo y las alternativas dentro de los paquetes de Movistar+ sean muchas y muy atractivas, pero que aun así no alcancen para captar nuevos clientes entre el público objetivo más joven.

Te puede interesar