El realme Book no decepciona y deja un primer generación que destaca en diseño, pantalla y un teclado a la altura

Análisis realme Book
  • El realme Book es el primer ordenador de la compañía china y para ser un primera generación me ha sorprendido: diseño, pantalla y teclado como principales reclamos. 
  • De momento falta la fecha de lanzamiento y el precio, pero se espera salga a la venta por 750 euros. 
  • Descubre más historias en Business Insider España

Lo de realme es un absoluto no parar y su ambición parece que no conoce límites. 

Después de convertirse en una de las marcas más importantes en apenas 3 años desde que fue fundada —actualmente está en el 'top 6' de fabricantes de smartphones a nivel mundial y es la tecnológica que más rápido ha crecido en Europa durante 2020 según datos de Counterpoint gracias, sobre todo, a su buen hacer en el terreno de los smartphones, la compañía sigue expandiendo su modelo de negocio hacia otros dispositivos

Han lanzado productos AoT como su fantástico robot aspirador, siguen innovando en el terreno de los smartwatches y ahora han dado un paso más allá presentando su primer portátil: el realme Book

He pasado cerca de 3 semanas con el equipo y sinceramente no sentía el clásico temor habitual que te invade cuando una compañía lanza el primer producto de un nuevo nicho de mercado. 

Es difícil dar con la tecla —nunca mejor dicho— en un primer generación, ya que hay algunos errores que se van solucionando a medida que aparecen nuevos equipos, pero en este sentido, se nota que realme se ha esforzado y ha puesto mucho mimo en cumplir con las expectativas. 

¿Está el realme Book a la altura? ¿Es una interesante opción de compra dentro de lo competido que está el sector? Sigue leyendo para conocer lo que me ha parecido el primer portátil de la compañía china. 

Diseño muy cuidado, liviano y delgado que es francamente cómodo de llevar a cualquier parte

 

El diseño del realme Book es una de las cosas más llamativas del dispositivo

Está claro que se ha fijado en los grandes exponentes del mercado para su construcción, ya que tiene una inspiración clara en los MacBook de Apple o en los Honor MagicBook, pero logra tener identidad propia. 

La compañía china apuesta por una construcción en aluminio en color azul que le sienta de maravilla y darle un toque francamente elegante que pesa poco más de 1 kg, algo que lo hace francamente cómodo de llevar a cualquier parte. 

Análisis Realme Book

En los laterales guarda una distribución de puertos más que suficiente que se compone de 2 USB-C en el lado izquierdo y un USB-A junto a un jack de 3.5 mm en el lado derecho y lo consigue meter en un portátil francamente delgado de tan solo 14,9 mm

Una vez abierto se despliega un enorme trackpad centrado del que hablaré más adelante y unos bordes minúsculos que consiguen un aprovechamiento genial del panel y en donde se esconde una cámara frontal muy bien disimulada en la parte superior

Fabulosa pantalla muy bien aprovechada a la que solo le falta un poco más de brillo y contraste, aunque aprueba con nota.

Análisis Realme Book

En cuanto a la pantalla, la compañía china ha apostado por un panel de 14 pulgadas con tecnología IPS en formato 3:2, espacio de color sRGB del 100% y resolución 2K (2160x1440 píxeles) que dejan unos resultados muy buenos. 

Sin duda alguna, es uno de los puntos fuertes del realme Book que ofrece una visualización fantástica con unos ángulos de visión envidiables

Por ponerle alguna pega, tiene un brillo máximo de 400 nits que cumple sobradamente en interiores, pero que se quedan algo cortos en exterior y en condiciones de mucha luz, ya que hay que forzar la vista para verlo todo bien y además genera muchos reflejos. 

También tiene un contraste algo flojo que no deja percibir por completo los colores como deberían ser en la vida real, por lo que si trabajas con multimedia, puede que te quedes a medias. 

Por lo demás, destacar lo bien aprovechado que está el panel con unos bordes minúsculos de los que realme debe sacar pecho, ya que supera a algunas firmas ya bien asentadas en este nicho de mercado.

Un rendimiento notable pensado especialmente para trabajar.

Análisis Realme Book

El equipo está disponible en 2 versiones diferentes —Intel Core i3-115G4 o Intel Core i5-1135G7— con una gráfica dedicada Intel Iris Xe, así como una memoria de 8GB 0 16GB LPDDR4X con hasta 512GB de almacenamiento SSD. 

En mi caso he tenido entre manos la versión i5 con 8GB de RAM y lo cierto es que el realme Book aguanta lo que le eches

Eso sí, es un ordenador pensado para trabajar, así que no esperes mover juegos exigentes, aunque si te apetece pasar el rato, puedes probar algún título ligero que no consuma muchos recursos, aunque no es para tirar cohetes. 

No veo esta decisión errónea, al fin y al cabo al nicho que está atacando realme no es el gamer y con la configuración que viene el equipo es más que suficiente para lo que necesites. 

Análisis Realme Book

Apertura de aplicaciones y arranque del ordenador muy rápido y multitarea sin problemas. No vas a tener problema alguno salvo en casos muy puntuales que sí que exijan algo más de esfuerzo al equipo, como exportar vídeos o imágenes pesadas o tareas de este tipo. 

Además, gracias al sistema de doble ventilador Storm que separa por completo la disipación del calor de la GPU y de la CPU no se siente caliente en ningún momento y además es un equipo francamente silencioso

Y ojo, trae Windows 10 de serie y es uno de los equipos compatibles con Windows 11, por lo que si quieres utilizar el nuevo sistema operativo de Microsoft, puedes hacerlo si te apetece. 

Sonido muy cuidado y potente, aunque con un fallo de diseño que me ha resultado francamente curioso.

Análisis Realme Book

El realme Book no solo cumple en sonido, sino que lo hace a un nivel sobresaliente. Todo se escucha muy alto, con un montón de matices y una definición fantástica. Montar unos altavoces Harman Kardon habitualmente es una garantía de éxito. 

Sin embargo, hay un punto que no me ha terminado de encajar y precisamente es en la disposición de los altavoces: están ubicados en la parte inferior. 

¿Ya puedes imaginar el problema, verdad? Al tener la salida debajo, cuando lo tienes encima de cualquier superficie el sonido queda solapado. Tampoco es algo grave, ya que el realme Book sigue teniendo un comportamiento muy bueno, pero cuando lo despegas de la superficie y te lo pones en las piernas, por ejemplo, la calidad de sonido sube enteros. 

Es una pena esta disposición, ya que aunque cumple, en otro lugar hubiese ganado bastante

Uno de los teclados más interesantes que ha pasado entre mis manos y un trackpad enorme y muy cómodo de utilizar. 

Análisis Realme Book

Otro de los apartados críticos de un buen portátil está en el teclado y en el ratón que vienen en el equipo y aquí solo puedo felicitar a realme

Como puedes ver en las imágenes me han cedido una unidad de prueba con un alfabeto que no es el español, pero aquí lo que realmente importa es cómo se comportan las teclas a la hora de escribir. 

Gracias a al poco espacio que hay entre ellas, su breve recorrido y la suavidad de escritura, tengo claro que manejarse por este teclado es una auténtica delicia. Ha sido uno de los mejores que ha pasado por mis manos este año

Y también hay que sumar a este apartado un trackpad muy generoso con todo tipo de gestos para moverte con más facilidad por las ventanas, completamente centrado y que tiene un comportamiento excelente salvo contadas excepciones en las que no leía el comando que le estaba pidiendo y tocaba repetir de nuevo. 

Una autonomía más que suficiente a la que le acompaña una muy buena carga rápida.

Análisis Realme Book

En cuanto a la batería, ya te aseguro que no vas a tener problema en llevarlo a todas partes durante tu jornada sin necesidad de llevar el cargador a cuestas —aunque tiene un tamaño muy reducido que cabe prácticamente en el bolsillo— gracias a que alcanza hasta las 10 horas de trabajo sin ningún problema

Es cierto que si realizas tareas más exigentes, el tiempo se reduce a en torno a las 6-7 horas, pero creo que en este apartado cumple de sobra. 

Además, le acompaña también una carga rápida fantástica de 65W a través de USB-C que logra la carga completa en torno a las 2-3 horas dependiendo de en qué momento lo pases por el cargador. 

El realme Book es un portátil que sorprende por ser el primer intento de la compañía en este campo y que cumple con creces en diseño y pantalla.

Análisis Realme Book

El realme Book me ha convencido mucho y lo cierto es que teniendo claro que es el primer ordenador de la compañía la cosa sorprende todavía más. 

Me ha parecido un equipo en el que se puede confiar y que no te va a dejar tirado con un diseño soberbio y muy elegante, una pantalla genial y muy bien aprovechada y un teclado que es una auténtica delicia

De momento no hay precio en España, pero desde realme aseguran que mantendrá el mismo precio que mantendrá los 749 dólares del precio americano y saldrá en algún momento de noviembre. 

Si esto se mantiene así, me parece un portátil por el que merece la pena apostar y que te va a dar muchas alegrías. 

Otros artículos interesantes:

¿Quién es BBK Electronics, la multinacional detrás de OPPO, OnePlus, vivo o realme?

El realme 8i es la opción perfecta para quien busque pantalla fluida y móvil muy completo sin pasar de los 200 euros

Realme invertirá 300 millones de dólares en 5G y espera alcanzar los 100 millones de jóvenes con móviles con esta tecnología en 2023

Te recomendamos

Y además