Soy de la generación Z y he empezado mi primer trabajo: lo que más me ha chocado es el horario de 40 horas

Fortesa Latifi,
Soy de la generación Z y el horario de 8 horas fue lo que más me chocó de mi primer trabajo.

Piper Hansen

  • Piper Hansen se graduó esta primavera y lleva menos de un año trabajando con una jornada completa. 
  • La joven asegura que estar 8 horas trabajando es lo que más la chocó cuando empezó: afirma que es deprimente. 
  • Hansen también reconoce que los trabajadores de la generación Z, a la que ella pertenece, ven que existe la posibilidad de un estilo de vida mejor.

Este artículo está basado en una entrevista con Piper Hansen, una joven de 23 años que acaba de empezar su primer trabajo a jornada completa. Su empleo ha sido verificado por Business Insider. El texto ha sido editado por motivos de extensión y claridad. 

Trabajo en una oficina de la YMCA y estoy muy contenta con mi puesto y responsabilidades, pero es difícil no sentir que no hago nada más con mi vida. Solo llevo unos meses trabajando a tiempo completo desde que me gradué en la universidad y ya me siento muy desanimada con todo.

¿Cómo lo hago para comer bien, ver a mis amigos y dedicar tiempo a mis aficiones? ¿Cómo voy a encajar toda mi vida con un horario de trabajo de 9 a 5?

Suelo levantarme sobre las 7 de la mañana y estoy en el trabajo desde las 10 hasta las 7 de la tarde. Cuando llego a casa después de mi jornada, apenas tengo tiempo de pasear al perro y preparar la cena antes de que anochezca. 

Luego tengo que ponerme a cocinar para llevarme algo al día siguiente y asegurarme de que la cafetera está lista para hacerme el café por la mañana. Estoy en casa solo unas horas antes de prepararme para irme a la cama a las 11 de la noche.

Si quieres una semana laboral de cuatro días, estas son las pruebas que necesitas para convencer a tu jefe de que es una decisión inteligente

¿La vida tiene que ser así?

En los últimos meses ha aumentado el debate a raíz de un vídeo viral en el que una trabajadora de la generación Z lloraba porque no le quedaba tiempo para vivir después de cumplir con las exigencias de una semana laboral de 40 horas. 

Algunas personas se mostraron comprensivas, afirmando que se sentían de la misma manera después de décadas de trabajar en este sistema. Pero otros no fueron tan amables.

Algunos acusaron a los más jóvenes de ser blandos y de no querer afrontar que las cosas son así. Como miembro de la generación Z que está pasando por la misma transición al mundo laboral que la persona del vídeo viral, solo tengo una cosa que decir: Sabemos que es así. Pero, ¿tiene que ser así?

Es realmente deprimente vivir así

En mi caso, intento hacer planes con una amiga que vive cerca de mí, pero una de las dos siempre está agotada, o ha tenido un día duro en el trabajo, o tiene que madrugar a la mañana siguiente, o simplemente nos apetece descansar y no hacer nada.

Da la sensación de que solo hay tiempo para trabajar y hacer las tareas de casa para prepararse para el siguiente día de trabajo: es una locura. No es así como se supone que debe vivir el ser humano. Y eso es lo que me gusta de la generación Z: asumimos la realidad de cómo es el mundo, pero también vemos que existe la posibilidad de algo mejor.

Quizá si un número suficiente de personas relevantes se dan cuenta, podamos cambiar las cosas. Mejorar es posible.

Ojalá hubiera más opciones de horarios de trabajo

Ni siquiera es que no me guste mi trabajo, porque me gusta. Pero tengo la sensación de que ocupa la mayor parte de mi vida. El otro día, hubo un problema en el trabajo, y un compañero se dirigió a mí y me dijo: "¿Estás preparada para los próximos 45 años de tu vida?". Se me dio la vuelta al estómago. No. No estoy preparada.

Ojalá hubiera más opciones de horarios laborales que permitiesen una verdadera conciliación con la vida personal. No quiero que mis próximos 45 años sean como estos últimos meses de ir a trabajar, volver a casa, cenar, dormir y despertarme para volver a trabajar. Yo también quiero vivir mi vida.

Todo lo que debes saber de la semana laboral de 4 días: dónde se aplica, qué ventajas tiene y qué posibilidades tienes de disfrutarla

No sé si estaré el resto de mi carrera en un trabajo presencial a jornada completa. Lo que sí sé es que quiero poder tener una vida más flexible, en la que tal vez pueda ir a la oficina para una reunión por la mañana, luego comer en casa y tener algo de tiempo para hacer recados por la tarde. Quiero poder trabajar más a distancia.

Veo que otras personas tienen situaciones más flexibles que les permiten viajar o disfrutar de otras cosas fuera del trabajo. Yo también quiero eso. Pero mientras tanto, intento conformarme con ver a mis amigos y desarrollar aficiones, en el poco tiempo libre que tengo.

Conoce cómo trabajamos en Business Insider.