Pasar al contenido principal

Casi la mitad de los conductores españoles aún no son capaces de diferenciar entre un coche eléctrico y uno híbrido

Coche eléctrico carga
nrqemi/Getty Images
  • Aunque el coche eléctrico está cada vez más presente en nuestras carreteras aún existe un gran desconocimiento hacia esta nueva modalidad de movilidad.
  • Según revela el estudio “Españoles ante la Nueva Movilidad”, hasta un 42% de los conductores españoles aún no es capaz de reconocer las diferencias entre vehículos híbridos, híbridos enchufables y eléctricos.
  • Además, aunque cada vez más conductores se plantean adquirir estos vehículos, a la hora de la verdad, el coche eléctrico solo es una opción real de compra para el 10% de los encuestados.
  • Entre los principales inconvenientes,el estudio resalta la escasa red de carga, la inversión de cargadores en garajes o el elevado precio de los coches eléctricos.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

El coche eléctrico es ya una realidad en nuestro país.

En concreto, uno de cada 4 españoles que desean adquirir un nuevo vehículo antes de un año reconocen estar interesados especialmente en la tecnología híbrida, por delante de los coches impulsados por gasolina (20%) y de los diésel (17%) según revela el estudio “Españoles ante la Nueva Movilidad” elaborado por Pons Seguridad Vial.

Pero a pesar de ello, sigue existiendo un gran desconocimiento sobre lo relativo a la electrificación del automóvil.

Así lo pone de manifiesto también la octava edición del estudio “Españoles ante la Nueva Movilidad”, elaborado por el Centro de Demoscopia de Movilidad. Según el informe, hasta un 42% de los conductores encuestados aún no es capaz de reconocer las diferencias entre vehículos híbridos, híbridos enchufables y eléctricos.

A este desconocimiento, se le suma además cierta incertidumbre sobre el futuro de esta tecnología. Resultado de ello, a la hora de la verdad, tan solo un 10% de los futuros compradores considera el coche eléctrico una alternativa real de compra.

Entre los principales impedimentos que llevan a los compradores a desestimar este tipo de vehículos, un 69% de los conductores españoles apunta a la falta de una red más amplia de puntos de carga, seguida de la necesidad de subvencionar la instalación de puntos de carga privados o en garajes comunitarios (58%). El precio del coche eléctrico se coloca como el tercer obstáculo para optar a su compra, siendo resaltado por un 40% de los encuestados.

Algo similar ocurre en el sector del transporte, donde el coche eléctrico todavía se mantiene también lejos de ser una opción real a considerar.

Leer más: Elon Musk desvela la fecha de lanzamiento de Cybertruck, la pickup eléctrica de Tesla: llegará el 21 de noviembre

Por primera vez el Centro de Demoscopia de Movilidad ha incorporado la consulta a profesionales con capacidad de gestión sobre la flota de vehículos sobre la que operan sus empresas.

Los resultados obtenidos aún colocan al diésel como la alternativa de combustión preferida para el 69% del sector del transporte profesional.

En este ámbito, la principal barrera a la hora de optar por opciones de movilidad eléctrica se encuentran en la reducida autonomía de los modelos existentes en el mercado, según el 67% de los encuestados, seguido del coste (58%) y la falta de una infraestructura de carga eléctrica (54%).

Hábitos de compra

En cuanto a los hábitos de adquisición de vehículos, el modelo de compra tradicional sigue teniendo un gran peso en la toma de decisiones.

Así, el 59% de los españoles cree que la visita a los concesionarios todavía es imprescindible a la hora de adquirir un coche.

Otras formas como el rentig comienzan a ser una alternativa cada vez más valorada por el gran público, con casi nueve de cada diez españoles afirma conocer esta
modalidad de acceso al automóvil.

Entre sus ventajas para optar a ella, un 71% de los encuestados destaca la posibilidad de renovar el coche cada poco tiempo , mientras que un 67% resalta la modalidad de pago con la posibilidad de abonar una única cuota fija al mes incluyendo todos los gastos del coche.

En lo que se refiere a la movilidad compartida, aunque las alternativas de sharing son cada vez más populares en todas sus modalidades (coche, moto, patinete y bicicleta), están lejos de contemplarse como una opción habitual.

Como recoge el estudio, si un 31% de los españoles afirma haber probado la movilidad compartida en alguna ocasión, tan solo un 5% de ellos asegura utilizar este tipo de servicios de manera diaria.

Leer más: Las imprudencias con un patinete eléctrico pueden suponer penas de hasta 6 años de cárcel

A pesar de este uso ocasional, más de la mitad de los encuestados (53%) se muestran favorables a seguir potenciando el uso de los vehículos compartidos como forma de reducir el impacto de la contaminación en las ciudades.

Resalta también la opinión de los conductores españoles sobre una mayor regulación sobre bicicletas y patinetes.

Si bien la mayoría de encuestados (79%) se muestra a favor de la creación de carriles exclusivos para estos vehículos, por otro lado, tres de cada cuatro consideran necesaria la obligatoriedad de que cuenten con un seguro y hasta un 78% son partidarios de la creación de espacios específicos para su aparcamiento.

Tesla y Volvo, las marcas mejor valoradas por los españoles

Tesla
Getty Images

La encuesta "Españoles ante la Nueva Movilidad" también recoge la opinión de los conductores españoles sobre su percepción de las marcas automovilísticas del mercado.

En ella, Tesla y Volvo aparecen como las más destacadas por los encuestados.

La marca automovilística norteamericana se coloca como el fabricante mejor considerado en cuanto a su compromiso medioambiental para el 35% de los españoles. Le sigue Toyota con el 20% de las menciones.

Tesla también es la marca mejor percibida en lo que a desarrollo tecnológico se refiere, según el 27% de los conductores. Mercedes-Benz ocupa la segunda posición con un 15%, seguido  por Audi (12%) y BMW (11%).

Por su parte, Volvo lidera la clasificación en lo que a seguridad se refiere. La marca sueca es escogida  por uno de cada cuatro españoles como el fabricante que produce los vehículos más seguros, seguido por Mercedes- Benz (16%) y Audi (12%).

Y además