Pasar al contenido principal

5 consejos del multimillonario Warren Buffett que te pueden ayudar con el ahorro familiar

Bill Gates junto a Warren Buffett.
Bill Gates junto a Warren Buffett. REUTERS/Mike Segar
  • Atender a los consejos o recomendaciones de un gurú de las inversiones como Warren Buffett puede ser útil en todos los sentidos.
  • De hecho, siempre se ha comentado que desde los años 50 vive en la misma casa o que apenas tiene un sueldo de 100.000 dólares al año, al margen de que también tiene otros ingresos complementarios. 
  • Teniendo en cuenta todo esto, recopilamos 5 de sus mejores consejos sobre inversión y finanzas a los que también se les puede dar uso desde el punto de vista del ahorro y la planificación financiera.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

Atender a los consejos o recomendaciones de un gurú de las inversiones como Warren Buffett puede ser útil en todos los sentidos. También, relacionado con el ahorro familiar o personal. Y es que sus estrategias nos pueden dar pistas sobre lo que podemos hacer con nuestras finanzas personales

A pesar de que su vida ha estado rodeada de dinero, hay mitos en torno a su persona que nos pueden servir como una clara referencia. De hecho, siempre se ha comentado que desde los años 50 vive en la misma casa o que apenas tiene un sueldo de 100.000 dólares al año, al margen de que también tiene otros ingresos complementarios. 

Teniendo en cuenta todo esto, recopilamos 5 de sus mejores recomendaciones sobre inversión y finanzas a los que también se les puede dar uso desde el punto de vista del ahorro y la planificación financiera. Solo falta que cojas papel y boli y tomes nota por si alguna de ellas te puede parecer interesante. 

Leer más: 21 maneras de ganar dinero sin hacer prácticamente nada

1. Pedir créditos de manera prudente para que la deuda no se convierta en un problema

Firmando un préstamo
GettyImages

“He visto a tanta gente fracasar por culpa del alcohol y pedir dinero prestado...”, decía Warren Buffet en los 90. “En realidad no necesitas pedir tanto. Si eres inteligente, vas a hacer mucho dinero sin pedir prestado”, era su conclusión. 

Esta regla se basa en la capacidad del endeudamiento y no pagar por encima de nuestras posibilidades. Más vale adquirir algo que nos podamos permitir, que no que se trastoque nuestro presupuesto por haber solicitado un préstamo que no podamos asumir. 

Con la cantidad de gastos habituales que se producen dentro de la familia: teléfono, luz, gas y agua; diversos seguros (casa y coche), gasto cotidiano en alimentación, ocio etc. Parece bastante claro que el endeudamiento, más el pago de los intereses correspondientes, puede ser una losa bastante grande. Más aún, si hay algún miembro de la casa que se encuentra desempleado. Hay que tener en cuenta todas las variables. 
 

2. Antes de que compres algo piensa, ¿qué pasaría si no lo comprase? Si la respuesta es nada, no lo compres. Tampoco pidas consejo a un peluquero sobre si necesitas un corte de pelo.

Mujer cogiendo las llaves del coche que se acaba de comprar
martin-dm/Getty

Esta frase se puede aplicar a la economía doméstica perfectamente. Por ejemplo, ¿necesitamos un smartphone de último modelo que nos cueste más de 1.000 euros o con una gama inferior podemos cubrir nuestras necesidades? Si nuestro supuesto se asemeja a la segunda opción, entonces no deberías gastar de manera innecesaria

Además, siguiendo la segunda parte de la frase, tampoco es recomendable que pidas consejo en una casa de teléfonos móviles. Y es que probablemente quieran sacar la máxima rentabilidad posible y acabes gastándote más dinero del que deberías.
 

3. Reinvertir tus beneficios. En el momento en el que ganes dinero por primera vez bolsa, puedes tener la tentación de gastarlo, pero no lo hagas.

Helado Warren Buffett
El inversor Warren Buffett se toma un helado antes de acudir a la junta general de accionistas de Berkshire Hathaway. REUTERS/Scott Morgan

También tiene relación con el ahorro. Una vez más Buffett habla al inversor como lo podría hacer a cualquier familia. Este ejemplo puede aplicarse a las pagas extras navideñas o en verano. Son momentos en los que se gasta y se consume más, aunque si se observan los periodos que vienen después, parece obvio que ese “sueldo” debería traducirse en gasto corriente.

4. Ten cuidado con los gastos pequeños. Se puede invertir en empresas dirigidas por gestores que cuidan hasta los gastos más bajos, como el papel higiénico.

Gastos Hormiga
Gettyimages

En muchas ocasiones hemos ido a la tienda y nos hemos dejado llevar por las ofertas al considerar que nos lo podíamos permitir. O, cuando vamos a comer a un restaurante, aceptamos sugerencias de los camareros sin planteárnoslo. 

Estos gastos pequeños son los que condicionan una mayor capacidad de cara al ahorro a futuro. En este sentido, con el control del gasto puede hacer, según algunos expertos, que ahorres unos 300 euros anuales.

Leer más: 7 gastos hormiga que deberías evitar para conseguir ahorrar

5. Tener claro lo que significa realmente el éxito

Un grupo de inversores alrededor de un trader.
Reuters

“Recibir amor incondicional es el más grande beneficio que puedes recibir jamás”, ha llegado a decir Warren Buffet al hablar sobre el éxito.  

Según el oráculo de Omaha no todo en la vida es el dinero. Si al final logramos ahorrar y no tenemos necesidades más fuertes, podemos tomarnos algunos minutos para hacer una reflexión sobre qué queremos hacer con el capital. Está claro que podemos invertir, pero la oferta es muy diversa. 

Y además