Pasar al contenido principal

9 conceptos económicos que es importante que conozcas antes de cumplir los 30

Concierto de Rosalía en Madrid
Rosalía, durante un concierto en Madrid. Reuters/Red Bull Media
  • Existen varios conceptos económicos que todo el mundo debería conocer antes de cumplir los 30 si se quiere construir una fortuna.
  • Interés compuesto, mercado alcista o bajista y diversificación son términos cruciales para los inversores.
  • Riqueza neta, intereses e inflación también son conceptos útiles incluso para quienes no invierten.

En el terreno de las finanzas personales, la educación es poder.

Mientras eras un veinteañero, puedes haber estado desarrollando algunos malos hábitos financieros, que con suerte ya habrás superado, pero si consigues dominar algunos conceptos económicos cuando llegues a los 30, habrás iniciado ya el camino para construir tu fortuna.

Estos son 9 conceptos fundamentales sobre economía y dinero que cualquier treintañero debería conocer:

#1– Riqueza neta

Mujer sacando dinero de un cajero automático
Gettyimages

"Tu riqueza neta es el indicador de tu bienestar financiero", asegura la planificadora financiera Mary Beth Storjohann, fundadora de Workable Wealth. Se trata del resultado de restar tus deudas al total de tus activos.

"También se puede utilizar la riqueza neta para medir cómo has ido progresando con el tiempo", señala Storjohann.

Leer más: Esta es la riqueza de un hogar medio en 35 países del mundo

Estarás en una buena posición si tu riqueza neta alcanza un valor sólidamente positivo pero, en caso de que el resultado sea negativo, tienes trabajo que hacer.

#2– Inflación

Mujer compra en un supermercado
97/Getty Images

La inflación es el aumento en el precio de los bienes y servicios a lo largo del tiempo. Históricamente, la tasa suele ser de un 3% anual, dice Storjohann. A medida que los precios suben debido a la inflación, el poder de compra de tu dinero disminuye.

"Lo más importante es saber si tu riqueza crece al mismo ritmo que la inflación" según Storjohann. Con esta calculadora para actualizar rentas según la inflación puedes saber si tu sueldo sigue el ritmo de la inflación.

#3– Liquidez

Dinero billetes
Getty Images

"La liquidez mide la accesibilidad a tu dinero", afirma Storjohann. El efectivo es el formato más líquido para tu dinero porque puedes acceder a él inmediatamente.

"Tu fondo de emergencia debería estar en una cuenta corriente dado que necesitas que sea fácil acceder a ella en caso de emergencia", asegura Storjohann. También puedes guardar tu fondo de emergencia en una cuenta de ahorro, que es otra alternativa líquida y segura con la que puedes ingresar un 1% de interés en tus fondos.

Por el contrario, los activos como tu casa o tus planes de jubilación son los menos líquidos. El dinero no está a tu alcance, sino que se invierte lo que le permite ganar valor con el tiempo.

Del mismo modo, Storjohann destaca que "el dinero que has invertido en el mercado de valores no está disponible, porque corres el riesgo de perderlo si lo sacas".

#4– Interés

Carteles de bancos en sucursales.
Reuters

El interés es como una moneda con dos caras.

En lo que respecta a ahorrar, "el interés significa que tu dinero trabaja por ti", afirma Storjohann. Cuando depositas tu dinero en una cuenta de ahorros en un banco, estás dejando que ese banco preste tu dinero. El interés es lo que te pagan por prestarlo; es un porcentaje que puede subir o bajar según el estado de la economía.

La mayoría de las cuentas de ahorro tradicionales tienen un interés del 0,01%, mientras que una cuenta de ahorro de alto rendimiento puede generarte un interés del 1% sobre tus fondos.

Por otra parte, cuando pides dinero prestado, ya sea al emisor de tu tarjeta de crédito o a una entidad de préstamo, le pagas intereses por ese dinero prestado. Cuanto más tardes en pagar un préstamo, más pagarás en intereses.

#5– Interés compuesto

Una mujer utiliza una calculadora
Getty Images

El interés compuesto juega a tu favor. Se trata del efecto bola de nieve pero aplicado a tu dinero. Según pasa el tiempo, los fondos de tu cuenta generarán interés y esa suma de dinero generará de nuevo interés y así sucesivamente.

Por ejemplo, si depositas 100 euros a un tipo de interés anual del 7%, un año después tendrás 107 euros. Al año siguiente, ganarás un 7% de interés sobre esos 107 euros, por lo que estarás ganando 7,49 dólares al año en lugar de 7 euros.

El interés compuesto es la base sobre la que se asienta el mundo financiero. En concreto, puede suponer una gran diferencia si estás ahorrando para tu jubilación dado que remunera más a aquellos que comienzan a ahorrar pronto y con regularidad.

#6– Mercado alcista

Un trader contento en la bolsa de Wall Street.
Reuters

Un mercado alcista es aquel en el que las acciones suben un 20% desde un punto mínimo. Un mercado alcista normalmente significa que la economía está en buena situación y que el nivel de desempleo es bajo.

Leer más: Esta es la atípica razón por la que el rally de las bolsas puede finalizar, según este conocido banco de inversión de Estados Unidos

#7– Mercado bajista

Trader preocupado con las últimas caídas de Wall Street
Reuters

Al contrario que en un mercado alcista, cuando las acciones bajan un 20% desde un nivel alto entramos en lo que se llama un mercado bajista. Los precios de las acciones disminuyen, la economía cae y los niveles de desempleo aumentan.

Suena como algo malo (y ciertamente no es bueno), pero Storjohann afirma que lo más importante a tener en cuenta es que el mercado de valores es una "montaña rusa", lo que significa que está obligado a subir y bajar y la gente no debería asustarse cada vez que el mercado da un giro. "Los millennials tienen tiempo de su lado", explica, "y con el tiempo, el dinero tiene la capacidad de crecer".

#8– Tolerancia al riesgo

Imagen de riesgo
GettyImages

Si el mercado de valores es una "montaña rusa", según Storjohann, tu tolerancia al riesgo es la comodidad con la que puedes sortear los altibajos.

"Se trata de si entiendes el ciclo o te estresas", asegura. Si tienes una alta tolerancia al riesgo, puedes emocionarte durante una desaceleración del mercado y elegir ser más agresivo con tus inversiones. Sin embargo, si tienes aversión al riesgo, tenderás a ser menos agresivo, o tal vez a mantenerte alejado del mercado.

Leer más: Qué debes considerar antes de decidir sobre una inversión

Sin embargo, la tolerancia al riesgo no es solo emocional. En última instancia, depende de cuánto tiempo tengas para invertir, que se define según tu edad, tu potencial de ganancias futuras y los activos que tienes pero que nos usado para invertir, como tu casa o tu herencia.

Grandes bancos como Wells Fargo, Merrill Lynch o Vanguard cuentan con herramientas online que te ayudan a determinar tu perfil de riesgo.

#9– Distribución y diversificación de activos

Trabajadores de un fondo de inversión atienden a sus clientes ante el ordenador
Getty Images

La distribución de activos es el equilibrio entre el riesgo y la remuneración y la base de la diversificación, que te permite aumentar efectivamente su riqueza.

Tomemos como ejemplo un fondo con fecha límite de bajo coste. Se trata de una cuenta diversificada para la jubilación que invierte tu dinero en una combinación de acciones, bonos y activos alternativos y que ajusta automáticamente tu distribución de activos y tu posición de riesgo según tu edad y tu horizonte de jubilación.

Si mantienes "todos tus huevos en una misma cesta", como lo describe Storjohann, ¿qué pasará con tus ahorros si la cesta cae y se rompe? Pues que querrás guardar tu dinero en otra parte. "La diversificación te permite reequilibrarte", afirma Storjohann. "Renuncias a algunas ventajas, pero eliminar algunas desventajas".

Redactado originalmente por Sarah Schmalbruch.

Y además