La calefacción por aerotermia es un 25% más barata que la de gas natural y cuesta la mitad que la de gasóleo

2 mujeres con mucho frío en casa.

gettyimages

Con la subida en los precios de la luz, son muchas las personas que se están planteando cambiar el sistema de calefacción de casa por uno que sea más barato. Si eres uno de ellos, te interesará mucho el estudio que han hecho en Toshiba en instalaciones reales para comparar el coste de las calefacciones de gas, gasoil y aerotermia. En dicho análisis, explican, han analizado pisos, viviendas unifamiliares y comunidades.

Y los resultados son muy claros: el coste energético de los sistemas de calefacción por aerotermia es un 25% más barato que el gas natural y un 50% más barato que gasóleo, como mínimo.

7 trucos para mantener tu casa caliente en invierno sin calefacción

Ese “como mínimo”, apuntan, tiene que ver, por ejemplo, con que al consumo energético también hay que añadirle los costes de mantenimiento y propiedad. Y estos, en el caso de la aerotermia, son prácticamente nulos y de extrema sencillez. 

Sin embargo, las calderas de gas y gasóleo, debido a la combustión, necesitan revisiones periódicas que sólo puede realizar personal cualificado, lo que supone costes añadidos.

En el informe comentado, ponen un ejemplo directo del estudio que hicieron en una casa de Zalla, en Vizcaya, de 180 metros cuadrados. Esta fue la conclusión:

  • Aerotermia: la calefacción por aerotermia consumiría al año 6.667 kWh sin combustión alguna, lo que supondría 687 euros/año (incluyendo los costes fijos de la factura eléctrica con la tarifa de discriminación horaria).
  • Gas: con una caldera de condensación de gas consumiría 20.747 kWh (quemando 2.300 m³ de gas), esto implicaría un gasto de 937 euros/año.
  • Gasóleo: una caldera de gasóleo quemaría entre 2.154 y 2.619 litros para generar entre 21.930 y 26.677 kWh, con un coste de entre 1.293 y 1.572 euros.

La calefacción por aerotermia, señalan en Toshiba, se puede proporcionar mediante radiadores, conductos de aire y/o suelo radiante. 

Además, es capaz producir Agua Caliente Sanitaria (ACS) y utilizarse como aire acondicionado en verano.

Aerotermia o gas natural

En la OCU también han comparado las calefacciones de aerotermia con las de gas natural. Y hacen hincapié en el ahorro, pero no pecuniario, sino energético y de emisiones. 

Recuerdan que los sistemas de aerotermia no producen CO₂ directamente, ya que no se produce ninguna combustión en su sistema para la generación de frío o calor, no obstante, para su funcionamiento necesitan electricidad, que si produce CO₂ en su producción. 

Se considera un sistema de energía renovable, explican, no sólo porque no produzca CO₂ y porque su funcionamiento sea mediante aire, sino por su elevado rendimiento: por cada kWh eléctrico consumido, el equipo de aerotermia puede producir en condiciones óptimas de funcionamiento 4-5 kWh térmicos.

5 falsos mitos sobre la calefacción que deberías dejar de creer

Lamentablemente, concretan en la OCU, el mayor escollo de esta tecnología actualmente es su inversión inicial, que hace que su amortización sea más interesante, cuanto mayor sean las necesidades energéticas de la vivienda en la que se instale. 

Por añadidura, advierten, “al funcionar con electricidad, y en general necesitar de la contratación de una alta potencia, aunque su rendimiento sea muy bueno, el coste de producción de calor, puede no serlo tanto, si se compara, por ejemplo, con una caldera de condensación de gas natural (el coste global sería bastante similar)”.

Otros artículos interesantes:

Cuántas placas solares necesitas dependiendo de la energía que quieras generar en una instalación fotovoltaica doméstica

Cuánta energía y agua consume el lavavajillas: ¿es mejor lavar a mano?

El panel solar más eficiente del mundo se fabrica en España: así generan la energía en Abora

Te recomendamos