Pasar al contenido principal

El Congreso acuerda repartir los gastos de la hipoteca: esto es lo que pagarán el banco y el cliente

Pedro Sánchez, en el Congreso de los Diputados
Pedro Sánchez, en el Congreso de los Diputados Reuters
  • Los grupos parlamentarios del Congreso han acordado el reparto de los gastos de la hipoteca que figurará en la futura ley hipotecaria, aún por definir.
  • El consumidor asumirá el pago de la tasación y la entidad financiera se hará cargo del resto.
  • Esto es lo que cada parte deberá pagar a raíz de la futura ley.

Las fuerzas parlamentarias del Congreso han acordado este martes el reparto de los gastos de la hipoteca cargando al consumidor con el pago de la tasación y obligando a la entidad financiera a que asuma el resto, tal y como figurará en la futura ley hipotecaria aún por definir.

De este modo, no sólo se regularán los gastos asociados al polémico Impuesto sobre Actos Jurídicos Documentados, sino que además la entidad financiera deberá asumir a partir de ahora los gastos correspondientes a escrituración de la hipoteca, la gestoría y el arancel notarial.

Leer más: Estos son todos los gastos de la compra de una casa

A raíz de la decisión del Tribunal Supremo de anular la jurisprudencia sentada por la sentencia del 18 de octubre que obligaba a los bancos a hacerse cargo del Impuesto sobre Actos Jurídicos, el Gobierno anunciaba la semana pasada que modificaría la ley hipotecaria para que los clientes no tuviesen que volver a pagar esta tasa nunca más.

Con este acuerdo, firmado por PP, PSOE, Ciudadanos, PDeCAT y PNV, el Gobierno se garantiza el consenso político para el reparto de los gastos asociados a la hipoteca, más allá del decreto ley que entró en vigor el pasado viernes sobre el impuesto a la escrituración hipotecaria.

Esto es lo que deberán pagar a partir de ahora tanto el banco como el cliente al firmar una hipoteca:

 

Gastos de notaría: entre 600 y 1.000 euros

Los gastos de notaría oscilan entre 600 y 1.000 euros
Pixabay

El notario es esa figura que se encarga de dar fe y elevar a a escritura pública el documento de compraventa de una vivienda casa y es un trámite obligatorio.

El coste del notario está regulado legalmente y existen unos máximos que no puede superar. El coste está vinculado al valor de la operación y el precio oscila entre los 600 y los 900 euros, que a partir de la entrada en vigor de la futura ley deberá pagar la entidad financiera.

Registro de la propiedad: entre 400 y 600 euros

El registro de la propiedad corre a cargo del banco, si hay hipoteca
Pixabay

Una vez firmes las escrituras de la vivienda es imprescindible, aunque no obligatorio, inscribirlas en el Registro de la Propiedad. Hasta ahora, este gasto corría a cuenta del comprador; sin embargo, la futura ley hipotecaria obligará a los bancos a hacerse cargo de esta tasa, que varía entre los 400 y los 600 euros.

Consulta aquí el Real Decreto que regula el Arancel de los Registradores de la Propiedad.

Gastos de gestoría: entre 250 y 600 euros

La recaudación por impuestos locales en España suma más del 52% de los ingresos totales de los ayuntamientos, un porcentaje mayor que la media de la Unión Europea
La recaudación por impuestos locales en España suma más del 52% de los ingresos totales de los ayuntamientos, un porcentaje mayor que la media de la Unión Europea Pexels

Otro de los gastos que la futura ley hipotecaria asignará a las entidades financieras es el de la gestoría.

A priori, una gestoría no es obligatoria, pero te puede ahorrar mucho tiempo y evitar preocupaciones. A diferencia del resto de gastos por la adquisición de vivienda, el precio de la gestoría no está regulado por ley. La tarifa dependerá de cuál elijas y su coste va desde los 250 euros hasta los más de 500 euros, que a partir de ahora deberán asumir los bancos.

Impuesto sobre Actos Jurídicos Documentados: entre 1.000 y 4.500 euros de media

La cancelación registral de la hipoteca oscila entre los 400 y los 1.000 euros
Pixabay

El impuesto que originado la actual situación de incertidumbre entre entidades financieras y clientes, el Impuesto sobre Actos Jurídicos Documentados, también será responsabilidad de los bancos.

Los importes que se ahorrarán los clientes por este impuesto se calculan sobre el total de la garantía hipotecaria contratada. Esto quiere decir que el impuesto no sólo grava el importe del crédito, sino también sus intereses y otras cargas que suponen el total de la garantía.

Orientativamente, la OCU estima que para un préstamo de 150.000 euros, con una responsabilidad hipotecaria, la cantidad puede oscilar en 1.000 y 4.050 euros, en función de la comunidad autónoma y el año en que se firmó la hipoteca. 

Gastos de tasación: entre 300 y 600 euros

Tasación de una vivienda
Pixabay

La tasación de la vivienda es obligatoria y sirve para que el banco tenga un valor de referencia de la vivienda que vas a adquirir y evitar tanto fraudes como posibles impagos por parte del cliente. Actualmente, los bancos exigen al menos una aportación del 20% sobre el valor de compraventa de la vivienda y, por tanto, sólo financian el 80%.

El coste de la tasación depende del tipo de cada vivienda y su valoración, pero suele oscilar entre los 300 y los 600 euros. Este es el único gasto fijo que tendrá que pagar un cliente.

Y además