La Asamblea de Madrid iniciará por primera vez una investidura sin candidato tras el desacuerdo entre PP, Cs y Vox

Hemiciclo de la Asamblea de Madrid.
Hemiciclo de la Asamblea de Madrid.
ASAMBLEA DE MADRID
  • Este miércoles la Asamblea ratificará que ningún candidato ha obtenido el apoyo necesario y automáticamente empezará el plazo de dos meses para proponer a otro.
  • A pesar de que el PSOE fue el partido más votado el 26M, el bloque de las tres derechas sumaba escaños suficientes como para conformar un nuevo Gobierno regional.
  • Vox se queja de que PP y Cs no lo han tenido en cuenta a la hora de negociar la gobernabilidad de la Comunidad de Madrid.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

Las elecciones autonómicas del pasado 26 de mayo arrojaron en la Comunidad de Madrid un resultado en el que, a pesar de ser el PSOE de Ángel Gabilondo el partido más votado, el bloque de las tres derechas —PP, Ciudadanos y Vox— sumaba escaños suficientes como para conformar un nuevo Gobierno regional.

Sin embargo, las desavenencias entre Ciudadanos y Vox han provocado que este miércoles la Cámara autonómica inicie el pleno de investidura sin que haya ningún candidato propuesto para encabezar el Ejecutivo madrileño. A pesar de que el nuevo reglamento contempla esta atípica posibilidad, será la primera vez que en la Asamblea suceda algo así.

Leer más: Las claves por las que Vox no acepta el acuerdo de PP y Cs en Madrid: qué va a pasar ahora.

Por lo tanto, este miércoles se abrirá la sesión plenaria a mediodía, la Mesa ratificará que no se puede proponer un candidato para que recoja el respaldo de la Cámara, y después cada grupo parlamentario dispondrá de 10 minutos para exponer su posición.

Después se constatará que, efectivamente, ningún candidato ha obtenido el apoyo de la Asamblea y automáticamente empezará el plazo de dos meses para proponer un candidato al que investir. Si esto no ocurre antes del 10 de septiembre, la Cámara se disolverá y se convocarán nuevas elecciones 54 días después.

Sin pacto 'a la andaluza'

Después de los comicios autonómicos en Andalucía, el pasado 2 de diciembre, ocurrió algo similar a lo que ha pasado en Madrid: El PSOE fue el partido ganador de las elecciones pero la suma de PP, Cs y Vox permitió acabar con más de 30 años de ejecutivos socialistas. Así, un acuerdo de gobierno entre PP y Cs, apoyado por Vox, hizo presidente de la Junta a Juanma Moreno (PP) y vicepresidente a Juan Marín (Cs).

No obstante, en el caso de la Comunidad de Madrid esa quimera no ha salido bien, y en lo único en lo que las tres derechas se pusieron de acuerdo fue en la constitución de la Mesa del Parlamento autonómico a mediados de junio, con Juan Trinidad (Cs) presidiéndola y Vox detentando una Vicepresidencia Tercera.

Descontento de Vox

Una vez constituida la Mesa de la Asamblea, Vox aseguró que había pactado con el PP —y al margen de Ciudadanos— entrar en el futuro Gobierno autonómico, pero el partido de Isabel Díaz Ayuso los rectificó aclarando que el acuerdo se ceñía a una "proporcionalidad en entes y presupuestos".

Algo similar ocurrió en el Ayuntamiento de Madrid donde, tras hacer alcalde a José Luis Martínez-Almeida, Vox aseguró que el PP se había comprometido en un documento a darles "concejalías de gobierno". Sin embargo las áreas de la Alcaldía se las repartieron entre PP y Ciudadanos, y fue entonces cuando Vox anunció que pasaría a la oposición.

Pacto PP-Cs

El lunes, Isabel Díaz Ayuso (PP) e Ignacio Aguado (Cs) ofrecieron una rueda de prensa en la que anunciaron que las dos formaciones habían alcanzado un pacto de gobierno para la Comunidad de Madrid. El texto consistía en 155 medidas entre las que, según el PP, había muchas propuestas por Vox.

Leer más: Qué han acordado PP y Ciudadanos en la Comunidad de Madrid y qué les exige Vox.

El documento hablaba de que la Presidencia sería de Ayuso y la Vicepresidencia de Aguado; además, las 13 consejerías también quedarían repartidas entre los dos partidos. Esto no gustó nada a Vox, que el martes anunció que no apoyaría el acuerdo, ya que sus escaños son necesarios para que el PP gobierne la Comunidad de Madrid.

El partido ultra se ha estado quejando de que PP y Cs no los han tenido en cuenta a la hora de negociar, y que Ayuso ni siquiera esperó a que la portavoz de Vox en la Asamblea, Rocío Monasterio, le enviase su propuesta programática.

LEER TAMBIÉN: Las claves por las que Vox no acepta el acuerdo de PP y Cs en Madrid: qué va a pasar ahora

LEER TAMBIÉN: Ciudadanos presidirá la Asamblea de Madrid, recién constituida gracias a su acuerdo con el PP y Vox

VER AHORA: Instagram incorpora las pestañas de Reels y Tienda en su nuevo diseño