Pasar al contenido principal

Indonesia cerrará en 2020 la isla de Komodo porque los turistas están traficando con dragones para crear antibióticos

Un dragón de Komodo
Un dragón de Komodo. Getty Images
  • Indonesia acaba de anunciar que a partir de enero de 2020 cerrará a los turistas la isla de Komodo, conocida por sus dragones y demás fauna exótica.
  • La policía ha informado de la detención de 9 personas acusadas de vender 40 dragones de Komodo a 35.000 dólares por animal.
  • Aparentemente, el tráfico de dragones tendría como objetivo crear antibióticos, debido a las propiedades antimicrobianas de ciertos péptidos presentes en su sangre.

A principios de siglo, tras el éxito mundial de La Playa, la isla de Koh Phi Phi (Tailandia) vivió la misma suerte que en la ficción de la película protagonizada por Leonardo DiCaprio y Tilda Swindon: las hordas de turistas que empezaron a visitar la laguna han puesto en peligro la fauna y la flora de este hermoso paraje, hasta el punto de que las autoridades han empezado a restringir el acceso turístico desde el año pasado.

No muy lejos de allí, en Indonesia, la isla de Komodo es otro de los paraísos del planeta en peligro por la acción humana. Su biodiversidad es tal que atrae tanto a científicos como a los turistas que acuden atraídos por su principal reclamo: el famoso dragón de Komodo.

Sin embargo, dentro de poco ni unos ni otros podrán observar al lagarto más grande del mundo, ya que Indonesia acaba de anunciar que a partir de enero de 2020 cerrará a los turistas la isla de Komodo.

Leer más: Estos son los 25 mejores lugares para viajar alrededor del mundo en 2019

La decisión del Gobierno indonesio se ha producido después de que la policía local haya informado de la detención de 9 personas acusadas de vender 40 dragones de Komodo a 35.000 dólares por animal, tal y como recoge este artículo de The Washington Post.

En la actualidad, el dragón de Komodo es una especie protegida y cuenta con solo unos 6.000 ejemplares, concentrados en la isla indonesia. De ese total, solo el 8,3% —unos 500— son hembras fértiles capaces de perpetuar la especie.

De ahí la preocupación extrema de las autoridades indonesias.

Uso medicinal de la sangre del dragón de Komodo

Según la policia local, los dragones de Komodo son "usualmente" vendido a compradores asiáticos, tal y como sucede con otro tipo de fauna de la isla, como algunos felinos, cacatúas y otros pájaros.

Sorprendentemente, el principal motivo del contrabando de dragones es crear antibióticos, debido a las propiedades antimicrobianas de ciertos péptidos presentes en su sangre.

Algunos científicos creen que estos péptidos podrían ser utilizados como antibióticos para proteger a los humanos. Pero, tal y como apunta Bryan Fry, profesor asociado de la escuela de ciencias biológicas de la Universidad de Queensland, un experto en biología citado en el artículo de The Washington Post, este proceso es más complicado y menos plausible de lo que parece.

Leer más: Voy a viajar seis meses por Asia de mochilera y esto es lo que he metido en el macuto

El principal escollo es que no se ha investigado lo suficiente sobre los compuestos químicos que los dragones de Komodo utilizan para combatir las infecciones, por lo que el uso directo de su sangre no sería útil para tratar las infecciones humanas. Purificar los compuestos dentro de su sangre sería difícil, e incluso entonces, "la probabilidad de una reacción alérgica violenta sería muy alta".

No obstante, eso no ha impedido que algunas organizaciones criminales hayan aprovechado la excusa del turismo para traficar con estos milenarios reptiles.

Lo que la policía indonesia aún no ha especificado es si los compradores de dragones de Komodo de contrabando tienen algún tipo de conexión con alguna empresa farmacéutica.

Te puede interesar