Pasar al contenido principal

Un hacker profesional revela el principal error de seguridad que la gente comete en Internet, y es algo que probablemente haces todos los días

Un hacker profesional revela el principal error de seguridad que la gente comete en Internet, y es algo que probablemente haces todos los días
Shutterstock
  • Compartir públicamente demasiada información es uno de los errores de seguridad más comunes que la gente comete en Internet, según Etay Maor, asesor ejecutivo de seguridad de IBM Security.
  • Esto se debe a que detalles aparentemente inofensivos, como el nombre de tu mascota, pueden revelar pistas sobre cuál podría ser tu contraseña, o las respuestas a tus preguntas de verificación de dos pasos.
  • Además, es importante que seas escéptico cuando se te piden datos personales, ya sea de una app en tu móvil o en cualquier otro lugar.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

Puede que seas muy bueno a la hora de crear contraseñas complejas difíciles de adivinar, al mantener actualizado el software de tu smartphone o de tu ordenador, y al mismo tiempo al evitar los fraudes de suplantación de identidad.

Pero hay otro grave error de seguridad que la gente comete a menudo en línea: compartir demasiada información en las redes sociales.

Eso es lo que dice Etay Maor, asesor ejecutivo de seguridad de IBM Security.

No se trata sólo de datos personales delicados como números de teléfono, números de tarjetas de crédito y direcciones que deberías evitar compartir en Internet, sino también información aparentemente inofensiva como por ejemplo el nombre de tu mascota o el lugar de nacimiento de tus padres.

Estos detalles se utilizan a menudo como respuestas a preguntas o contraseñas de verificación de dos pasos, y se pueden encontrar fácilmente con sólo buscar unos minutos en el perfil de Facebook de alguien si, por ejemplo, esa persona comparte frecuentemente fotos de sus mascotas.

"Hoy en día, la gente escribe sobre todo", dice Maor, que estudia las tácticas de los cibercriminales en la red oscura para ayudar a los clientes a protegerse mejor al comprender cómo funcionan los hackers. "Lo ponen todo en línea, y luego se enfadan contigo si no lo lees".

Además de tener cuidado con lo que compartes en las redes sociales, también es una buena idea hacer un poco de pensamiento crítico sobre las compañías y organizaciones que te piden información personal, enfatiza Maor.

Él mismo comparte un ejemplo de cuando rellenó un formulario de nuevo paciente en el consultorio de un médico privado que le pidió su número de la Seguridad Social. Él no lo escribió, y esa decisión no tuvo ningún efecto en su visita, dice.

"¿Por qué me pediste eso para empezar?", dice. "Si alguien se infiltra en el sistema y la información está ahí, voy a tener otro tipo de problemas".

Leer más: Así debería responder desde dentro una empresa ante un ciberataque, según IBM

Ser selectivo sobre la información que compartes online es aún más importante a medida que las filtraciones de datos se vuelven cada vez más comunes. A principios de esta semana, Capital One anunció que se había visto afectada por una violación masiva de datos que afectó a 100 millones de personas en Estados Unidos y a 6 millones en Canadá. La información comprometida incluía nombres, direcciones, fechas de nacimiento, números de teléfono, los números de Seguro Social de 140,000 clientes de tarjetas de crédito y los números de cuenta bancaria de 80,000 clientes.

Analizar por qué una empresa necesita tu información es especialmente importante cuando se trata de permisos de aplicaciones. Empresas como Apple y Google están intentando facilitar la gestión de las apps que tienen acceso a diferentes partes del móvil. Pero depende de cada persona usar esas herramientas y hacer un seguimiento de las aplicaciones que realmente tienen acceso al sistema.

"Ya no nos fijamos en eso, sólo hacemos clic en el siguiente", dice Maor. "Así que tenemos que prestar atención a estas cosas".

Y además