Pasar al contenido principal

Los multimillonarios están contratando a exmilitares de fuerzas especiales como 'niñeras' para sus hijos, pagando hasta 180.000 euros al año

Kim Kardashian y su hija North West con el exguardaespaldas de Kardashian Pascal Duvier, un antiguo soldado del ejército alemán.
Kim Kardashian y su hija North West con el exguardaespaldas de Kardashian Pascal Duvier, un antiguo soldado del ejército alemán. gotpap/Bauer-Griffin/GC Images

gotpap/Bauer-Griffin/GC Images

  • The Times publicó el jueves que algunos ultrarricos londinenses están contratando a exmilitares para que hagan de niñeras de sus hijos.
  • Esta tendencia se ha producido después del aumento de la tasa de criminalidad en algunos de los barrios más exclusivos de la capital inglesa.
  • Es sólo el último ejemplo de cómo ha evolucionado el papel de una niñera de élite para los ricos.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

Ser una supernanny para los multimillonarios siempre ha sido súper agotador.

Taylor Nicole Rogeers, de Business Insider, ya publicó en su día que muchas niñeras de los multimillonarios creeen que sus trabajos son tan exigentes como desalentadores, hasta el punto de que una niñera le dijo a Rogers que tenía que "limpiar manualmente los excrementos de un niño pequeño" y otra diciendo que tuvo que limpiar un nido de ratas para la familia que la empleaba.

Y aunque las ventajas y los beneficios de su trabajo son evidentes —las niñeras de los multimillonarios pueden ganar más de 130.000 euros al año— a menudo corren a expensas de la vida personal de las niñeras, que suelen trabajar hasta bien entrada la noche y deben irse de viajes durante días o incluso semanas que impiden que pasen tiempo con sus familias.

El papel de una niñera siempre ha sido complicado, pero quizás ahora incluso lo sea más: además de cuidar a los niños, se espera que muchas de ellas sean amas de casa, cocineras y ahora incluso guardaespaldas.

Los militares llegan a casa

The Times publicó el jueves que algunas familias londinenses están contratando a exmilitares para que hagan de niñeras de sus hijos. Lo hacen a raíz de la subida de la tasa de criminalidad en Londres, así como la amenazada de que secuestren a sus hijos pidiendo un rescate. Los "guardias de protección cercana" más experimentados de este grupo reciben hasta 150.000 libras esterlinas al año (más de 175.000 euros), según lo que Sam Martin —cofundador de 19 London, una agencia internacional que encuentran personal para los hogares, oficinas, yates y aviones privados de sus clientes multimillonarios— ha explicado a The Times.

"La gente que quiere este tipo de protección viene de lugares donde el mundo criminal se asocia a secuestros y rescates, y en los años 90 en Rusia, esta era la forma en la que operaban", ha explicado también a The Times Sergei Migdal, un antiguo experto en seguridad y jefe de guardaespaldas de un oligarca ruso.

Leer más: Estos son los hijos más jóvenes de grandes multimillonarios como Jeff Bezos, Zuckerberg o Amancio Ortega que van a heredar pronto grandes fortunas de sus padres

The Times también ha publicado que los índices de criminalidad en dos de los vecindarios más prósperos de Londres —Westminster y Kensington y Chelsea— han subido un 25% y un 15% respectivamente. Maggoo Giles, un antiguo miembro del regimiento de guardias a pie del ejército británico y ahora director y fundador de una escuela privada de 20.000 libras al año (unos 23.500 euros), le ha explicado a The Times que muchas familias, tanto en su escuela como en otras de la zona, tienen lugares específicos para que estos guardias de seguridad privada dejen y recojan a los hijos de los multimillonarios.

"Todos los guardaespaldas que reclutamos son exmilitares", explica Martin a The Times. "Sin embargo, a la hora de proteger de cerca a los niños, nuestros clientes tienden a exigir más personal de alto nivel, alguien que esté entrenado en primeros auxilios de emergencia y posiblemente haya recibido formación del SAS", en referencia al Special Air Service, un cuerpo de fuerzas especiales del Ejército británico.

El papel de una niñera de élite ha evolucionado

Las niñeras han sido durante mucho tiempo un elemento fijo en los hogares de los ricos y poderosos. Katie Warren, de Business Insider, ya publicó en su momento que muchas familias tienen más de una niñera, a menudo una para cada niño. La modelo estadounidense Chrissy Teigen, por ejemplo, confirmó personalmente que tiene un personal rotativo de cuatro niñeras para sus dos hijos. Y muchas de las niñeras que se ven hoy en día se espera que tengan una educación superior, y algunas incluso tienen licenciaturas, según Seth Norman Greenberg, vicepresidente de la empresa de personal doméstico Pavillion Agency, que empareja a familias ricas con personal doméstico.

"Nunca ha habido riqueza como la que hay ahora", dice Greenberg a Business Insider. "Hasta los años 60, tal vez incluso los 70, la mayoría de las familias ricas tenían una vivienda principal. Es posible que tuvieran una segunda casa. Pero ahora, veo familias que tienen cuatro, cinco casas, un yate, un avión. Quiero decir, la riqueza está creciendo, y la gente está viviendo una vida no atada a una propiedad como sucedía en el pasado".

Leer más: Los padres de Silicon Valley crían a sus hijos sin tecnología

Pero aunque la idea de una niñera ha permanecido constante, el papel en sí y sus requisitos han ido cambiando constantemente, adaptándose a la evolución de los deseos y las necesidades de la sociedad de hoy en día.

Por ejemplo, Nellie Bowles del New York Times, publicó en octubre de 2018 que las familias ricas de Silicon Valley estaban redactando contratos con sus niñeras para garantizar que sus hijos no pasen nada de tiempo frente a la pantalla. Bowles también publicó que estos padres han estado tomando fotos en secreto de las niñeras que usaban móviles cerca de los niños a su cargo, y luego las han publicado en foros de padres para avergonzar a quienes violan las reglas.

"La mayoría de los padres llegan a casa y siguen pegados a sus teléfonos y no escuchan ni una palabra de lo que dicen estos niños", le dijo una niñera al New York Times. "Ahora soy la niñera que está arrancando los cables de las PlayStations".

Y además