Pasar al contenido principal

La CEOE muestra sus reservas con el nuevo Gobierno y le acusa de llevar 60.000 empleos a la economía sumergida tras a la subida del SMI en 2018

El presidente de la CEOE, Antonio Garamendi.

CEOE

  • El presidente de la CEOE, Antonio Garamendi, ha expresado sus reservas con algunas medidas del nuevo Gobierno y espera que reduzca el gasto en lugar en lugar de aumentarlo.
  • Según la patronal, más de 15.000 empleados del hogar y 45.000 del campo pasaron a trabajar en negro debido a la subida del salario mínimo en 2018 (22,3%).
  • Asegura que los costes del nuevo Gobierno dispararán el déficit hasta el 3,5% del PIB.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

El presidente de la CEOE, Antonio Garamendi, azuzó este lunes al nuevo Gobierno de coalición con unas declaraciones muy claras: "Si no hay rigor, la economía española tendrá problemas".

Acusa a PSOE y Unidas Podemos de haber llevado a la economía sumergida a más de 60.000 empleados anteriormente regulados (15.000 del hogar y 45.000 del campo). La razón: la subida del salario mínimo interprofresional (SMI) en diciembre de 2018, en que se pasaron de los 700 a los 900 euros.

Leer más: PSOE y Podemos negocian elevar el salario mínimo a 1.000 euros en 2020

Para el representante de la patronal no hay mejor barómetro de la estabilidad que los datos de inversión y empleo, y a sus ojos el empresariado ya ha hecho su parte: "Los empresarios no quitan lo que tienen, pero si no se dan las condiciones no reinvierten", aseguró en un desayuno del Colegio de Abogados de Madrid (ICAM).

Garamendi está preocupado. Ya lo estuvo en verano, cuando las negociaciones de investidura fracasaron, y aunque ha dado la bienvenida al nuevo Gobierno ha indicado que algunas de las medidas del nuevo Ejecutivo dan "miedo" a los empresarios.

Le inquieta principalmente lo relacionado con el gasto, excesivo desde su punto de vista. Según sus cálculos, las medidas del Gobierno elevarán los costes en 25.000 millones —10 veces más que las previsiones del Gobierno— y dispararán el déficit hasta el 3,5% del PIB —principalmente debido a que España ya no crecerá tanto como directamente después de la crisis—. Su solución pasa por "recaudar más [...] y gastar menos".

La reforma laboral

La nueva ministra de Trabajo, Yolanda Díaz, se ha puesto como principal objetivo derogar la reforma laboral de Mariano Rajoy (2012), una petición que ya es histórica para pensionistas y sindicatos en contra de los designios de la CEOE.

Y Garamendi, por primera vez, parece dispuesto hablar de la reforma, aunque sea con Díaz. La ministra ha invitado a los representantes empresariales a sentarse a la mesa y discutir el rumbo a seguir, que en a ojos de la CEOE pasa claramente por "digitalización de los objetivos de desarrollo sostenible" y "la apuesta por la política industrial".

Y además