Tecnalia, el centro tecnológico que quiere hacer despegar el primer coche volador español

Coche volador Tecnalia
Tecnalia
  • Tecnalia es el socio español con el que Ferrovial trabajará para la llegada de los coches voladores a España, aparte del fabricante europeo Airbus y la startup alemana de jets Lilium.
  • Pero, ¿quiénes están detrás del proyecto y qué pretenden desarrollar en el ámbito de la movilidad aérea urbana? 
  • Descubre más historias en Business Insider España.

Cuando Ferrovial anunció recientemente su plan para construir 20 helipuertos para coches voladores en España, solo había un nombre español entre los socios que mencionó. Se trataba de Tecnalia. El resto eran Airbus y la startup alemana de aeronaves Lilium. Pero, ¿quién es exactamente este jugador que trabaja en el terreno de los vehículos voladores en nuestro país?

"Somos un centro tecnológico, una entidad privada sin ánimo de lucro", explica el responsable de Movilidad Sostenible de Tecnalia, Javier Coleto, en conversación con Business Insider España. "Buscamos transformar la tecnología en negocio, pero buscamos un poco más allá de lo que necesita la industria a corto plazo". Con más de 1.400 trabajadores y más de 7.000 empresas cliente, la fundación guipuzcoana sin ánimo de lucro facturó 112 millones de euros en 2019, siendo el 50% financiación pública competitiva, explica el portavoz.

Además, se trata de la "primera entidad no pública que aporta retornos de los programas europeos", precisa, algo que, con su actividad, genera "muchísimas empresas". A la vez, es la segunda organización privada en solicitud de patentes europeas. Tecnalia forma parte de BRTA (Basque Research and Technology Alliance).

El jefe de Movilidad Sostenible incide en que esta tecnología tan futurista en la que trabaja el centro ha conseguido atraer el interés del mundo inversor, pero no solo en el ámbito del transporte. Sobre todo, se centra en la transformación digital, la fabricación avanzada, la transición energética, la salud y el ecosistema urbano, aparte de en la movilidad sostenible.

La tecnología detrás de los taxis voladores está casi lista, pero aún queda un importante desafío por delante según Ferrovial y Lufthansa: convencer a la población

Esto se concreta en que el centro trabaja en neurociencia, análisis de datos e internet de las cosas para analizar el comportamiento humano y mejorar la interacción con los robots, como explica El Correo, o en el primer autobús autónomo cero emisiones de Irizar, en Málaga, que se ha estrenado esta semana y transportará a viajeros del puerto a la ciudad, como cuenta el Diario Vasco, o en un robot constructor, o en nanocelulosa para el sector industrial, entre muchos otros proyectos.

Tecnalia apuesta por la movilidad aérea urbana

Y en el área de la movilidad, en Tecnalia llevan años trabajando en todo tipo de vehículos aéreos, diseñando aviones ("más o menos pequeños", lo que incluye drones), en una clara apuesta por la ahora llamada urban air mobility, o movilidad aérea urbana, así como en el ámbito de la logística en el entorno de la ciudad.

El centro de investigación y desarrollo tecnológico está avanzando en diferentes aspectos, pero busca con especial hincapié que los aviones sean más ligeros, eficientes, que tengan más autonomía y que utilicen otros combustibles en lugar de la electricidad, como el hidrógeno. Ahora, el proyecto de los vertipuertos con Ferrovial los sitúa en el punto de mira de los coches voladores.

Una startup alemana de taxis voladores, nuevo unicornio europeo tras levantar más de 30 millones de euros del segundo mayor inversor de Tesla

"Con Ferrovial estamos en la mayor iniciativa de Urban Air Mobility que hay en Europa", incide Coleto, aunque aún no puede contar muchos más detalles. El plan de Ferrovial es solicitar fondos europeos de recuperación para construir y operar 20 vertipuertos, o helipuertos para coches voladores, en España, lo que supondría la primera red de infraestructuras de este tipo proyectada en el país.

Y el plan de Tecnalia es ser quien dote de aeronaves a los vertipuertos con su diseño de coche volador. Por eso, al jefe de Movilidad solo le queda desear que su jet "ojalá se fabrique y de manera recurrente se venda en España al mundo". En cuanto al futuro más o menos cercano de los coches voladores que transportarán personas en las ciudades, Coleto vaticina que ponto se verán vuelos de prueba, aunque no en menos de 5 años, pero sí que están bastante cerca por lo que supone "una inversión con visión de futuro".

Ferrovial ha firmado otro acuerdo para construir y operar de la mano de Lilium 10 vertipuertos en Florida, EEUU, de aquí a 2025. Se trata de una tecnología que la empresa espera que genere empleo en todo el mundo, pero dependerá de la aceptación social (recuerdan informes de Lufthansa y la misma Ferrovial) así como de la inversión que reciba.

LEER TAMBIÉN: Los 4 mayores obstáculos que están dificultando la llegada de los coches voladores y las startups con más posibilidades de superarlos

LEER TAMBIÉN: El mercado de los taxis aéreos podría estar preparado para su lanzamiento, lo que cambiará los desplazamientos para siempre, según Morgan Stanley

LEER TAMBIÉN: Cuánto cuesta exactamente tener aparcado un avión: el lastre de las aerolíneas en plena crisis del coronavirus

VER AHORA: Tiempo para el 'rally' de Navidad en bolsa: los expertos dudan de si las alzas de noviembre pueden dificultar las subidas de final de año en los índices