Pasar al contenido principal

Amazon crea una unidad contra los delitos de falsificación para emprender acciones legales contra los estafadores

Centro de distribución de Amazon
Reuters

  • Amazon ha creado un equipo internacional que conformará una nueva unidad contra los delitos de falsificación dedicada a detectar, investigar e iniciar acciones legales contra los falsificadores. 
  • El equipo está formado por antiguos fiscales federales de Estados Unidos, investigadores experimentados y analistas de datos. 
  • La compañía asegura que invirtió en 2019 más de 500 millones de dólares y empleó a más 8.000 trabajadores en la lucha contra el fraude, incluidas las falsificaciones. 
  • Descubre más historias en Business Insider España. 

Amazon ha creado un equipo internacional que conformará una nueva unidad contra los delitos de falsificación dedicada a detectar, investigar e iniciar acciones legales contra los falsificadores, según señala la compañía en un comunicado. 

El equipo está formado por antiguos fiscales federales de Estados Unidos, investigadores experimentados y analistas de datos e investigará los casos en los que un colaborador comercial haya intentado sobrepasar los sistemas de Amazon y haya incluido en su catálogo una falsificación, violando las políticas de Amazon.

La compañía asegura que invirtió en 2019 más de 500 millones de dólares y empleó a más 8.000 trabajadores en la lucha contra el fraude, incluidas las falsificaciones. En ese año, bloqueó más de 6.000 millones de listas de productos presuntamente delictivos y más de 2,5 millones de cuentas de presuntos infractores antes de que pudieran poner un producto a la venta.

La creación de la unidad es un paso más en los esfuerzos de Amazon por luchar contra los fraudes en su plataforma a medida que se acrecienta el debate sobre si los marketplaces deben ser responsables de las estafas en sus canales. 

En ese sentido, la pandemia de coronavirus ha puesto el foco sobre Amazon y otras plataformas de comercio electrónico por el aumento de estafas relacionadas con el coronavirus y la inflación de precios en productos de necesidad como las mascarillas. 

Leer más: La responsable de Amazon en España reconoce que esta es la mayor crisis a la que se ha tenido que enfrentar en la empresa: de las protestas de sus sindicatos a la prohibición de vender productos no esenciales

En febrero, Amazon ya envió un correo a sus vendedores advirtiéndoles de que eliminaría todos los productos que  afirmaba ser capaces de acabar con el coronavirus. 

En Italia, uno de los países más afectados por la pandemia, las autoridades abrieron una investigación para estudiar la inflación de precios en los mercados online. La policía llegó a registrar las sedes de Amazon y eBay en Milán por presunta especulación con los precios de las mascarillas. 

"En Amazon tenemos tolerancia cero hacia ese tipo de comportamientos", aseguró Mariangela Marseglia, vicepresidenta de Amazon y country manager en Italia y España en una entrevista con Business Insider España, que explica que empezaron a monitorizar la situación desde el inicio con tecnología y un equipo humano. 

Bajo esa política, Marseglia reveló que han "eliminado cientos de miles de productos que mostraban subidas de precios injustificadas", así como millones de artículos que decían estar relacionados con el COVID-19. 

Y además