Apple dice adiós a Intel y desarrollará su propio procesador ARM para ordenadores: qué supone el fin de esta alargada alianza de 15 años

Tim Cook, CEO de Apple
Tim Cook, CEO de Apple

Reuters

  • Una de las bombas del WWDC de Apple, la conferencia para desarrolladores anual de la compañía de Cupertino, ha sido el final de su alianza con Intel, ya que harán sus propios procesadores ARM. 
  • No es la primera vez que Apple hace una transición de este tipo: comenzarón con el salto a PowerPC, luego a Mac OS X, a continuación pasaron a tener una alianza con Intel durante 15 años y, por último, anuncian que fabricarán sus propios procesadores que "ayudarán a hacer los Mac mejor que nunca".
  • Apple Silicon, el nombre que recibe su propio procesador, promete una transición suave pero implican muchos cambios ya que se deja atrás la arquitectura x86 de Intel para apostar por la arquitectura ARM de la firma californiana. 
  • Para conseguir que las aplicaciones que no se hayan actualizado al nuevo procesador funcionen, Apple utilizará Rossetta 2, una herramienta que ya utilizaron en su momento cuando hicieron la transición entre PowerPC y MacOS X y, posteriormente, a Intel.
  • Desde la compañía estiman que la transición dure al menos dos años y prometen que no dejarán atrás a los ordenadores con procesadores de Intel, a los que seguirán lanzando actualizaciones constantes. 
  • Descubre más historias en Business Insider España

Una de las bombas del WWDC de Apple, la conferencia para desarrolladores anual de la compañía de Cupertino, ha sido el final de su alianza con Intel, ya que harán sus propios procesadores ARM. 

Esto supone un cambio importante para los ordenadores de la multinacional, ya que rompe con la arquitectura x86 de Intel para apostar por una arquitectura ARM. 

Esto —a grandes rasgos— quiere decir que las aplicaciones tendrán que actualizarse para poder moverse con este procesador, algo que marca el futuro de los ordenadores de Apple.

El problema vendrá cuando ciertas compañías ya no apuesten por hacer sus aplicaciones para soportar la arquitectura de Intel, lo que dejará obsoletos los ordenadores con este tipo de procesador más rápidamente. De todas formas, Tim Cook ha apuntado que no dejarán de lado a las máquinas basadas en Intel a corto plazo. De hecho, durante la conferencia dijo que seguirán ofreciendo versiones de macOS durante años y que tienen varios modelos estos procesadores en su hoja de ruta.

Leer más: El Apple Watch será capaz de monitorizar tu sueño y ver cuándo te lavas las manos gracias a watchOS 7

No es la primera vez que Apple hace una transición de este tipo: comenzaron con el salto a PowerPC, luego a Mac OS X, a continuación pasaron a una alianza con Intel durante 15 años y, por último, se embarcan a fabricar sus propios procesadores que "ayudarán a hacer los Mac mejores que nunca".

Apple Silicon, el nombre que recibe su propio procesador, promete una transición suave pero que implica muchos cambios, ya que se deja atrás la arquitectura x86 de Intel para apostar por la arquitectura ARM de la firma californiana. 

Para conseguir que las aplicaciones que no se hayan actualizado al nuevo procesador funcionen, la organización utilizará Rossetta 2, una herramienta que ya utilizaron en su momento cuando hicieron la transición entre PowerPC y MacOS X y, posteriormente, a Intel.

Durante la presentación explicaron que todas las aplicaciones nativas de macOS ya están preparadas para ser utilizadas de manera nativa en los procesadores de Apple. Para las apps de terceros, los desarrolladores solo tendrán que usar xCode, la plataforma que les permitirá recompilar el código para que sea compatible tanto en Intel como en los chips ARM de Apple. 

Lo más interesante es que, en la WWDC, utilizaron un Mac con un procesador A12Z Bionic que iba realmente fluído. Además, se mostrarón en acción plataformas y servicios como Word, Photoshop, Excel e incluso Final Cut Pro

Tim Cook ha afirmado que el primer equipo con estos chips aparecerá a finales de año y estima que la transición para que todo se mueva de forma nativa por la arquitectura ARM de Apple sin necesidad de intermediarios durará unos dos años.

Gracias a Apple Silicon, se podrán utilizar las aplicaciones de iPhone y iPad en el ordenador

"Es un cambio de juego", apunta Tim Cook, CEO de Apple. "Es un día histórico para Mac"

El nuevo chip es una versión más potente que los procesadores que ha construido para iPhone y iPads y compartirá el mismo entorno, algo que ayudará a los desarrolladores a crear aplicaciones que funcionen en todos los dispositivos de Apple. "Por ese motivo, los Macs que cuenten con este procesador podrán ejecutar aplicaciones de iPhone e iOS sin problema", añade Cook. 

LEER TAMBIÉN: Todos los iPhone a los que llegará iOS 14: cuáles se quedan fuera de esta gran actualización

LEER TAMBIÉN: Las novedades que llegarán a tu iPhone con iOS 14 este otoño: una renovada pantalla de inicio, más personalización y traducciones en tiempo real

LEER TAMBIÉN: Esta es la razón por la que un cliente de Apple demanda a la compañía 1 billón de dólares

VER AHORA: Así va la carrera por las vacunas contra el coronavirus: cuándo estarán las primeras y en qué fase está la investigación en España

    Más:

  1. Apple
  2. Tecnología
  3. Trending
  4. Top