Apple e Intel serán las primeras empresas en adoptar los chips de última generación de TSMC

Chips

Reuters

  • Apple e Intel serán las primeras compañías en adoptar la tecnología de producción de chips de próxima generación de Taiwan Semiconductor Manufacturing Co. (TSMC) antes de su implementación el próximo año.
  • Ambas tecnológicas están en fase de prueba con el método de realización de 3 nanómetros, que se espera que vea la luz con el próximo iPad de la compañía de la manzana. 
  • Descubre más historias en Business Insider España. 

Apple e Intel serán las primeras compañías en adoptar la tecnología de producción de chips de próxima generación de Taiwan Semiconductor Manufacturing Co. (TSMC) antes de su implementación el próximo año, tal y como informa Nikkei Asia. 

La misma fuente explica que ambas tecnológicas están en fase de prueba con el método de realización de 3 nanómetros de la empresa taiwanesa, mientras que la producción a nivel comercial de dichos dispositivos comenzará en la segunda mitad del próximo año. 

Actualmente, la tecnología de fabricación de chips más avanza para los productos de consumo de tecnología es la de 5 nanómetros de TSMC, que se utiliza para el iPhone 12. Tal y como señala el medio, cuanto menor sea el número, más avanzado será esta herramienta, pero también más difícil y costosa su construcción. 

El fabricante apunta que la tecnología de 3 nanómetros puede aumentar el rendimiento informático entre un 10% y un 15% en comparación con los de 5 nanómetros, a la vez que reduce el consumo de energía entre un 25% y un 30%.

Intel prevé 10 "buenos años" de crecimiento en la industria de los procesadores: "El mundo se vuelve más digital, y todo lo digital necesita chips"

En este escenario, se espera que el iPad de Apple sea el primer dispositivo impulsado por esta tecnología, frente a los iPhone, que utilizarán tecnología intermedia de 4 nanómetros por razones de programación. 

Por su parte, Intel está trabajando con TSMC en 2 proyectos de 3 nanómetros para diseñar unidades de procesamiento central para ordenadores portátiles y servidores de centros de datos en un intento por recuperar la participación de mercado que perdió ante Advanced Micro Devices y Nvidia en los últimos años. Se espera que la producción en masa de estos chips comience a finales de 2022 como pronto.

La carrera para adoptar la última nanotecnología en relación a los chips no solo atiende a criterios comerciales, sino también a geopolíticos. Estados Unidos, la Unión Europea y Japón, aduciendo riesgos para la seguridad nacional, se han apresurado a llevar la producción de estos elementos a sus propias regiones, por ejemplo, Washington aprobó un paquete de 52.000 millones de dólares para invertir en esta industria y tratar de recuperar su liderazgo. 

Otros artículos interesantes:

La escasez de chips durará 6 meses más, según el CEO de Cisco

La escasez global de chips podría llevar a Samsung a aplazar un año el lanzamiento de su próximo Galaxy Note

Intel avisa: la escasez de chips se prolongará varios años y aún no es posible afrontar la creciente demanda