Pasar al contenido principal

El Autopilot de Tesla: de bendición a maldición para Elon Musk

autopilot tesla
El Autopilot de Tesla ha estado centrando la atención sobre la compañía en los últimos meses. Beck Diefenbach / Reuters
  • El Autopilot de Tesla es un asistente de conducción que, entre otras cosas, puede mantener el coche en su carril y ajustar su velocidad en función del tráfico que lo rodea.
  • Dos accidentes fatales con Teslas en piloto automático ilustran las preocupaciones que tienen algunos fabricantes sobre los sistemas semiautónomos de asistencia al conductor y si suficientes conductores los usan correctamente.
  • Tesla ha dicho repetidamente que el piloto automático debe usarse por un conductor atento con las manos constantemente en el volante. 

Una característica que se suponía diferenciaría a Tesla de su competencia ha estado haciéndolo por razones totalmente contrarias a las deseables por la compañía.

El Autopilot de Tesla es un asistente con un nivel 3 de conducción semiautónoma que, entre otras cosas, puede mantener al automóvil en su carril y ajustar su velocidad en función del tráfico que lo rodea.  Tesla considera que las características de seguridad que son posibles gracias al hardware del Autopilot, como el frenado de emergencia automático, forman parte del paquete de piloto automático, pero estos asistentes de seguridad vienen de serie en los vehículos Tesla y pueden activarse incluso si el cliente no compra o utiliza el Paquete Autopilot mejorado, que es el que incluye las características de conducción semiautónomas. Las preocupaciones sobre el piloto automático —traducción literal de Autopilot— se han centrado en las funciones semiautónomas, como el Autosteer —volante activo—. 

Esta característica que, se suponía, diferenciaría a Tesla de su competencia ha estado haciéndolo, pero por razones totalmente distintas últimamente.

Desde su lanzamiento en 2015, Autopilot ha sido uno de los principales temas de conversación de Elon Musk y ha ayudado al fabricante de automóviles eléctricos a obtener una reputación como líder tecnológico en el mundo del automóvil. Pero recientemente, el Autopilot ha puesto a Tesla bajo el foco por razones que la compañía no esperaba ni deseaba.   

Dos accidentes fatales generan muchas dudas

Autopilot tesla
Los restos del Model X accidentado el 23 de marzo KTVU via Associated Press

Desde que se lanzó el Autopilot, dos accidentes fatales han justificado las precauciones que tienen algunos fabricantes sobre los sistemas de asistencia semiautónomos para conductores y si suficientes conductores los usan de la manera correcta.

La primera llegó en 2016, cuando Joshua Brown murió después de que su Model S se estrellara contra un camión en Florida mientras iba en modo piloto automático. Los registros de datos del vehículo revelaron que Brown puso las manos en el volante durante 25 segundos de los 37 minutos que el Autopilot estuvo activo durante el viaje, y que Brown había recibido siete advertencias visuales y seis acústicas para volver a poner las manos en la dirección. Mientras que la NHTSA —la DGT de EE.UU.— aseguró que el Autopilot no era responsable del accidente y no identificó ningún defecto en el sistema, la Junta Nacional de Seguridad en el Transporte (NTSB) dijo que el Autopilot jugó un papel fundamental en el accidente.

"Tesla le permitió al conductor usar el asistente fuera del entorno para el que fue diseñado, y el Autopilot le dio demasiada libertad al conductor para desviar su atención de la conducción", afirmó el presidente de NTSB, Robert Sumwalt, en 2017.

Dos meses después del accidente, Tesla lanzó una actualización que desactiva el piloto automático una vez que se ignoran varias advertencias para aplicar una mínima fuerza sobre el volante.

El segundo accidente fatal ocurrió en marzo, cuando un Model X se estrelló contra la barrera de una carretera en California. El conductor, Wei Huang, fue llevado a un hospital y luego murió. La NTSB todavía debe completar su investigación del accidente, pero la agencia confirmó que el piloto automático estaba encendido durante la colisión. Tesla afirmó que Huang había recibido múltiples advertencias para poner las manos en el volante durante el recorrido e indicó que la barrera deformable de la carretera aumentó el daño en Huang y en el vehículo.

El último accidente que involucró al piloto automático se produjo el 11 de mayo, cuando un Model S golpeó un vehículo del departamento de bomberos en Utah. La conductora tenía el Autopilot activado en el momento del accidente, pero también dijo que estaba usando su teléfono. Ella solo se rompió un tobillo como resultado del incidente.

En un informe que Tesla entregó al Departamento de Policía de South Jordan, la compañía dijo que el conductor quitó las manos del volante más de 12 veces durante el viaje, también durante los 80 segundos previos a la colisión.

Si bien la compañía ha dicho en repetidas ocasiones que el Autopilot debe usarse con un conductor atento cuyas manos están al volante, los analistas han señalado las decisiones que tomó la compañía al promocionar el asistente que, en conjunto, tiene el potencial de crear una falsa impresión  sobre el piloto automático. 

El propio nombre "Autopilot" puede crear una errónea impresión

Autopilot tesla
Cadillac.

Si se utiliza incorrectamente el Autopilot, puede provocar accidentes que un conductor atento evitaría.
Esto significa que Tesla tiene que encontrar un equilibrio difícil al vender esta función, entre destacar los beneficios del Autopilot y describir sus limitaciones. La compañía, de hecho, podría jugarse su futuro en este asunto.

La palabra "Autopilot" se asocia típicamente con sistemas que dirigen aviones, barcos o naves espaciales sin asistencia humana. Por el contrario, los nombres dados a estos sistemas  de asistencia al conductor por los competidores, como Super Cruise o Pro Pilot Assist de Nissan, crean más claramente la impresión de que están ayudando, en lugar de reemplazar, al conductor, dijo Brian Moody, editor ejecutivo de Autotrader, a Business Insider.

"Incluso si funcionan de manera similar e incluso si las advertencias son las mismas, creo que el nombre es el primer lugar en el que comienzan las dudas", dijo Moody. "La diferencia es que un nombre hace parecer que  conduce por sí mismo y el otro implica que debes estar allí como conductor porque solo te está dando una ayuda".

Un representante de Tesla refutó esa conclusión, citando un estudio de 2016 de una empresa alemana de marketing que encuestó a 675 propietarios de Tesla. La encuesta encontró que el 98% de los encuestados respondieron "Sí" cuando se les preguntó si entendían que cuando usaban el Autopilot se esperaba que mantuvieran el control del vehículo en todo momento.

La descripción de Tesla de Autopilot puede confundir a algunos clientes

Autopilot tesla
Tesla.

El sitio web de Tesla también puede crear confusión para algunos conductores. Cuando solicita una berlina Model S o un SUV Model X, Tesla usa el siguiente texto para describir las características del Autopilot de Tesla:

"Su Tesla ajustará la velocidad a las condiciones del tránsito, se mantendrá dentro de un carril, cambiará automáticamente de carril sin requerir la intervención del conductor, hará la transición de una autopista a otra, saldrá de la autopista cuando su destino esté cerca, se estacionará en una plaza cercana y entrará y saldrá de su garaje. Dicho esto, el Autopiloto mejorado aún se debe considerar como una función de asistencia a un conductor responsable de mantener el control del automóvil en todo momento".

En el siguiente párrafo, la compañía escribe: "El software Autopilot mejorado de Tesla ha comenzado a implementarse y las características se seguirán presentando a medida que se complete la validación, sujeto a la aprobación regulatoria".

Un cliente podría leer esa descripción y creer que el piloto automático puede controlar una parte importante de la conducción en carretera. Pero algunas de las características enumeradas, como la capacidad de cambiar carriles sin la intervención del conductor, la transición de una autopista a otra y salir de la vía cuando un destino está cerca no están incluidas en la iteración actual del piloto automático. En cambio, están entre las características que Tesla planea introducir en el futuro.

Un representante de Tesla le dijo a Business Insider que sus clientes no han expresado confusión sobre el texto en su sitio web.

Debajo de la caja que describe las capacidades de Autopilot, Tesla ofrece a los clientes la capacidad de comprar lo que llaman "Capacidad de conducción automática completa".

La empresa deja en claro que solo se refiere al hardware que requerirá una futura actualización de software para lograr la plena autonomía, pero el hecho de que la compañía ofrezca el hardware podría llevar a los clientes a creer que sus vehículos están más cerca de la conducción autónoma plena de lo que podrían y, por extensión, atribuirle más funciones al Autopilot de las que tiene actualmente, como asegura Gene Munster, socio gerente de la firma de capital de riesgo Loup Ventures, a Business Insider.

"Es como si estuviese casi listo para funcionar, y eso, creo, genera un poco de falsa confianza en el producto actual", asegura.

Autopilot tesla
YouTube / CBS This Morning

La tensión que el enfoque para vender el Autopilot genera dentro de la compañía es más palpable cuando sus empleados han demostrado sus prestaciones.

Munster dijo que había visto a los empleados de Tesla quitar las manos del volante durante las demostraciones de manejo, y Musk mismo lo hizo en múltiples ocasiones durante una aparición en This Morning de la CBS, que se emitió en abril.

Al principio del vídeo, Musk quita las manos del volante para señalar cómo el vehículo alerta al conductor cuando no siente las manos en el volante, pero Musk deja las manos fuera del volante después de eso, y se puede ver con las manos fuera de la dirección en otros momentos de la entrevista.

"Hay un tipo, el dueño de la compañía, en la televisión conduciendo el automóvil sin manos en el volante. Los dos mensajes no van juntos", dijo Moody.

Las estadísticas de seguridad favoritas de Tesla pueden no contar toda el asunto

Autopilot tesla
La NHTSA refutó la afirmación de Tesla de que un informe de 2017 de la agencia demuestra que Autopilot redujo las tasas de accidentes. Tesla.

Como pionero de los sistemas avanzados de asistencia al conductor, es más probable que Tesla reciba atención por un accidente relacionado con el Autopilot de lo que sus competidores serían escrutados por sus sistemas semiautónomos. Incluso si el sistema funciona según lo planeado, algunos incidentes conocidos tienen el potencial de crear inquietud sobre la seguridad.

Durante la junta pública con accionistas del primer trimestre de Tesla, en mayo, el gerente general, Elon Musk, expresó su frustración por la atención en los medios que el Autopilot recibió después de accidentes de que han trascendido y dijo que hace a los conductores menos seguros.

"Es increíblemente irresponsable que cualquier periodista con integridad escriba un artículo que lleve a la gente a pensar que el asistente de conducción autónoma es menos seguro. Porque la gente podría apagarlo y luego morir", dice.

Si bien Tesla deja en claro que el Autopilot no es sustituto de un conductor atento, la compañía ha dicho que esta característica hace que sus vehículos sean más seguros. La compañía a menudo cita dos estadísticas para apoyar ese punto, pero los datos pueden no contar toda la historia.

El primero proviene de un informe de la NHTSA de 2017 que examinó las tasas de accidentes antes y después de que el piloto automático esté disponible, lo que Tesla ha utilizado para afirmar que Autopilot redujo las tasas de accidentes hasta en un 40%. El informe distingue entre las características de frenado de emergencia automático de Tesla y las de asistencia al conductor y considera que el piloto automático consiste en un volante con capacidad de girar, que mantiene al automóvil en su carril, y ajusta la velocidad al tráfico circundante. 

En mayo, la NHTSA le dijo a Ars Technica que el estudio citado por Tesla no necesariamente demostraba que el Autopiloto redujera la tasa de siniestros. La agencia asegura que, si bien comparó las tasas de accidentes antes y después de que el Autosteer del Autopilot estuviera disponible, no evaluó su capacidad de prevenir accidentes.

Tesla se ha negado a comentar la declaración de la NHTSA

Tesla también ha dicho que los vehículos equipados con hardware de piloto automático tienen una probabilidad 3,7 veces menor de verse envueltos en un accidente mortal que otros vehículos, lo que implica que el 'piloto automático' es un factor decisivo en esa diferencia. Pero no está claro si la compañía pudo separar los incidentes en los que se empleó el piloto automático de aquellos en los que no estaba activo.

Tesla no respondió cuando se le preguntó sobre los orígenes de los datos que llevaron a esa estadística, pero Musk dijo en Twitter el lunes que los vehículos de Tesla fueron cuatro veces mejores que el promedio en base a los datos de accidentes mortales de la NHTSA para 2017.

Moody, sin embargo, asegura que las estadísticas no proporcionan una imagen completa del efecto del Autopilot en la seguridad del vehículo.

"Este es un ejemplo de cómo los hechos realmente no cuentan toda la historia", dijo Moody. "Es demasiado pronto para decir si las características automáticas, en general, realmente tienen un impacto en la seguridad de los pasajeros".

El mejor enfoque para promocionar el piloto automático debería ser conservador

Algunos de los competidores de Tesla, como General Motors, Nissan y Daimler, también han presentado asistentes al conductor con capacidades similares, pero otros están nerviosos por incluir sistemas semiautónomos en sus vehículos porque temen que los conductores confíen demasiado en ellos y fallen a la hora de prestar atención a la carretera.

En el caso de Tesla, esta confianza proviene del éxito de la compañía en el desarrollo de las características propias de la conducción semiautónoma

"La tecnología es tan buena, que es natural que la gente saque conclusiones precipitadas o confíe en ella más de lo que debería", dijo Munster.

Para combatir esta preocupación, la función Super Cruise de Cadillac, que se introdujo en 2017, puede rastrear los ojos de un conductor para determinar si está alerta. Si el sistema detecta que el conductor no está conectado, le enviará varias advertencias y, si es necesario, lo conducirá hacia un lado de la carretera.

El piloto automático también advertirá al conductor —y eventualmente se desactivará hasta que el automóvil esté estacionado— si no detecta una cantidad suficiente de par sobre el volante, pero múltiples propietarios de Tesla han demostrado maneras de engañar a los sensores colocando objetos, como una naranja, entre las secciones superior y media de la dirección.

Tesla no tiene problemas para vender sus coches. Son elegantes, ganan premios, tienen altas calificaciones en los índices de satisfacción del cliente y se dan a conocer en eventos que ningún otro fabricante de automóviles puede igualar. Pero con problemas de deuda, una relación tensa con los analistas de Wall Street y un historial de incumplimiento de los objetivos de producción para su sedán Model 3, Tesla no necesita otro problema un problema añadido.

El mejor enfoque para promover el piloto automático, entonces, debería ser más conservador, dijo Moody.

"A veces, lo más sabio puede ser adoptar un enfoque cauteloso".

Te puede interesar