Pasar al contenido principal

El BCE se plantea flexibilizar el objetivo de déficit de la eurozona antes de que acabe el mandato de Draghi, según Bloomberg

Mario Draghi, presidente del BCE.
Mario Draghi, presidente del BCE. Reuters
  • El BCE se plantea flexibilizar el objetivo de déficit de la eurozona, actualmente por debajo del 2%, antes de que acabe el mandato de Draghi en octubre, según Bloomberg.
  • El medio estadounidense asegura que la institución busca tener más margen para ampliar las políticas de estímulos durante más tiempo.
  • Afirma que Mario Draghi es partidario ofrecer flexibilidad por encima o por debajo de la meta del 2% para conseguir una mayor simetría.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

La última vez que el presidente del Banco Central Europeo (BCE), Mario Draghi, dio a entender que ampliaría los estímulos monetarios en la eurozona, su mensaje fue recibido con ira y amenazas por parte de Donald Trump. El presidente de EE.UU. acusó a Draghi de manipular el euro para favorecer la competencia desleal, amenazando con actuar contra Europa.

Exactamente un mes después de esta polémica, el BCE vuelve a ser noticia por sus medidas de estímulo, en este caso ante el bajo nivel de la inflación en la eurozona, que cerró junio en el 1,3% pese a que el objetivo marcado por la institución que preside Mario Draghi está ligeramente por debajo del 2%.

Leer más: La inflación pasa factura: 10 cosas que te van a costar más dinero

De este modo, el BCE se estaría planteando flexibilizar su objetivo de déficit de la eurozona antes de que acabe el mandato de Draghi el 31 de octubre y ceda el testigo a Christine Lagarde. Así lo asegura el medio económico estadounidense Bloomberg, que cita a funcionarios cercanos al BCE para señalar que su plantilla ya está analizando "informalmente si el objetivo de inflación es adecuado para la era poscrisis".

El medio estadounidense asegura que el BCE busca tener margen con la modificación del objetivo de inflación para poder ampliar las políticas de estímulos durante más tiempo. Esta medida permitiría elevar el IPC y la expectativa de precios, al tiempo que reduciría la necesidad de seguir manteniendo los tipos de interés en niveles históricamente bajos.

Leer más: Este gráfico desvela por qué el retraso de la subida de los tipos de interés del BCE es un peligro para los ahorros de las familias españolas

Bloomberg afirma además que Mario Draghi es partidario ofrecer flexibilidad por encima o por debajo de la meta del 2% para conseguir una mayor simetría. Otros altos funcionarios del BCE, como Massimo Rostagno, su director general de política monetaria, proponen fijarlo en el 2% directamente para facilitar su labor de control de la inflación.

En 2003, el objetivo oficial de inflación del BCE se situó "cerca, pero por debajo del 2%", mientras que anteriormente a esa fecha se permitía cualquier IPC por debajo de esa cota. Desde entonces, no ha habido cambios y, si se confirman las informaciones de Bloomberg, el BCE podría utilizar un nuevo objetivo para controlar la inflación, aun a costa de volver a despertar las iras de Trump.

Y además