El cambio climático hará que los osos polares se extingan en 2100

Oso polar.
Reuters
  • El cambio climático podría ocasionar la extinción de los osos polares, incluso antes del año 2100, según un estudio publicado en Nature Climate Change.

  • Como consecuencia de este hecho, las placas de hielo en el océano desaparecerán, haciendo imposible que los osos polares se alimenten.

  • Si todo continúa como está, se calcula que el único lugar habitable para ellos será en las islas Reina Isabel, en el Ártico canadiense.

  • Descubre más historias en Business Insider España.

El cambio climático podría ocasionar la extinción de los osos polares antes del 2100, según un estudio publicado en Nature Climate Change.

Esto ocurriría si las emisiones de gas siguen al mismo ritmo que en la actualidad.

Y es que, como consecuencia del cambio climático, se prevé que las placas de hielo en el océano desaparezcan, haciendo imposible que los osos polares se alimenten.

De esta forma, la disminución de su peso corporal reducirá sus posibilidades de sobrevivir a los inviernos árticos sin comida, según Science Alert.

"La caída de la reproducción y la supervivencia pondrá en peligro la persistencia de casi todas las subpoblaciones de aquí a 2100", explica la investigación.

Leer más: La ONU alerta de que la devastación que provocará el cambio climático será "mucho mayor" que la de la pandemia del coronavirus

Según Steven Amstrup, autor del estudio y científico jefe de Polar Bears International, actualmente, los osos polares se enfrentan a un período de ayuno cada vez más largo, mientras esperan que el hielo se congele y puedan volver a salir para alimentarse.

En el Ártico las temperaturas son extremadamente bajas y el agua está muy fría, lo que la hace capaz de convertirse en gruesas capas de hielo.

Sin embargo, esta región se está calentando 2 veces más rápido que el planeta Tierra en su conjunto.

De hecho, es probable que la temperatura media mundial anual esté —por lo menos— 1°C por encima de los niveles preindustriales en cada uno de los próximos 5 años.

Además, las probabilidades de que en un año se supere ese valor de referencia en más de 1,5°C son del 20%, según las predicciones climáticas de la Organización Meteorológica Mundial (OMM).

Si en el mar de Beaufort de Alaska la población de osos ya descendió entre un 25% y un 50% y en la Bahía de Hudson, que es el lugar más al sur habitado por estos animales, se contabilizó una caída del 30% de los mamíferos desde 1987, los osos polares tendrán grandes problemas para reproducirse a partir de 2080.

Leer más: El cambio climático puede aumentar el riesgo de nuevos virus, según el informe sobre la Agenda 2030 del Gobierno

Incluso, si la humanidad fuera capaz de limitar el calentamiento global a 2,4ºC —aproximadamente medio grado por encima de los objetivos del Acuerdo de París— seguramente solo retrasaría la extinción de estos mamíferos.

Según Amstrup, si las emisiones de gas se redujeran, el planeta necesitaría entre 25 y 30 años para estabilizar las masas de hielo debido a la gran cantidad de CO2 que contiene la atmósfera.

Y es que, a pesar de que los osos polares están acostumbrados a largos períodos de ayuno, necesitan de una temporada de caza sostenida para conseguir la energía que les permitirá reproducirse.

El impacto podría ocurrir antes de lo que sugiere el estudio

La mitad de la megafauna terrestre de la Tierra está clasificada como amenazada de extinción.

Sin embargo, únicamente los osos polares están en peligro por el cambio climático, ya que su hábitat es crucial para su supervivencia.

"El problema es que su entorno se está derritiendo, literalmente", ha señalado Amstrup.

Según los autores del estudio, esta situación debería ser abordada cuanto antes para reducir el riesgo de extinción de otros animales en las próximas décadas.

Leer más: El producto más vendido de Ikea ya tiene alternativa sostenible para ayudar a frenar el cambio climático

Además, la extinción de los osos polares podría ocurrir antes de lo que establece el estudio.

"Las proyecciones son bastante conservadoras. Lo más probable es que el impacto que pronosticamos ocurra mucho antes de lo que sugiere la investigación", ha asegurado Amstrup.

Si todo continúa como está, se calcula que el único lugar habitable para ellos será en las islas Reina Isabel, en el Ártico canadiense.

En la actualidad, se estima que hay menos de 26.000 ejemplares de la especie en 19 subpoblaciones desde Svalbard, en Noruega, a la bahía de Hudson de Canadá, pasando por el mar de Chukchi, entre Alaska y Siberia. 

Las predicciones funestas para los osos polares han llevado a considerar soluciones alternativas, como por ejemplo, programas de cría en cautiverio o ascensores aéreos a la Antártida.

Sin embargo, no existe un "plan B".

"La única manera de salvarlos es proteger su hábitat deteniendo el calentamiento global", ha comentado Amstrup.

"Pero no podemos construir una valla para proteger el hielo marino del aumento de las temperaturas", ha agregado.

LEER TAMBIÉN: Cuánto gana un empleado de Banco Santander en España: mira su sueldo y sus condiciones laborales

LEER TAMBIÉN: Todo lo que se sabe sobre los trastornos neurológicos relacionados con el coronavirus

LEER TAMBIÉN: Esto es lo que tienes que hacer para poder jubilarte a los 50 años (aunque no será fácil), según esta experta en planificación financiera

VER AHORA: X Smart Business Meeting: expertos del sector analizan los retos y el futuro de la educación y la formación en España

    Más:

  1. Cambio climático
  2. Medio Ambiente
  3. Ciencia
  4. Animales
  5. Top
  6. Trending