El Corte Inglés entra en el negocio logístico para intentar triplicar volumen de negocio y plantar cara a Amazon

Dos trabajadores en el centro logístico de Valdemoro (Madrid)

El Corte Inglés

  • El Corte Inglés entra en el negocio logístico con la apertura de una filial con la que avanzar en su estrategia omnicanal a través de acuerdos con empresas para explotar el potencial de su actividad vinculada al comercio electrónico.  
  • El grupo busca aprovechar su propia infraestructura para triplicar volumen de negocio y plantar cara a Amazon, según avanza El País.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

Mientras el sector de los grandes almacenes sigue intentando recuperar el nivel de consumo previo a la pandemia, El Corte Inglés sigue reorientando su abanico de actividades para intentar encontrar buscar nuevas vías de negocio lucrativas para suplir los ingresos perdidos en los últimos meses por el impacto del coronavirus.

De hecho, sus ventas se contrajeron un 40% en los primeros 6 meses del año respecto al mismo periodo de 2019 y la agencia de calificación Moody's ha estimado que perderá en torno a un tercio de sus ventas anuales en grandes almacenes debido al coronavirus, lo que supondrá un impacto de 4.400 millones de euros que no se prevé que pueda compensar con los buenos resultados de sus supermercados y de las ventas online durante la pandemia.

Para revertir esta situación, El Corte Inglés entrará en el negocio logístico en los próximos 12 meses con la apertura de una filial específica con la que aprovechar su propia infraestructura para avanzar en su estrategia omnicanal a través de acuerdos con un centenar de empresas con las que explotar el potencial de su actividad logística vinculada al comercio electrónico.

Qué es y para qué se crea Sicor, la nueva división de servicios integrales de El Corte Inglés

El grupo busca aprovechar su propia infraestructura para triplicar volumen de negocio, elevar su facturación hasta 1.200 millones de euros y plantar cara así a Amazon, según asegura El País, confirmando las informaciones que se han ido desvelando en los últimos meses sobre el desembarco en el sector logístico de la multinacional española de los grandes almacenes.

Así, El Corte Inglés estaría explorando nuevas vías para diversificar su negocio de la mano de nuevos socios y habría iniciado negociaciones con esas más de 100 marcas para convertirse en su socio logístico en la venta online, según adelantó en octubre Cinco Días, que el grupo buscaba ofrecer a esos posibles socios un servicio logístico completo y end to end.

Para escoger a estas compañías, el gigante de los grandes almacenes se habría centrado en marcas que eran escépticas con la venta online antes del confinamiento y que, desde entonces, venden a través de la web del grupo, que les permite utilizar su plataforma online como escaparate para los productos y, en paralelo, se encarga de la gestión logística de cada marca. 

La presidenta de El Corte Inglés, Marta Álvarez, ya dio a entender este giro estratégico en la pasada junta de accionistas del grupo celebrada en verano, cuando anunció que “en logística estamos desarrollando nuevas áreas de actividad de las que esperamos presentar pronto resultados visibles”. 6 meses después, la división logística ya cuenta con 5.000 empleados y 1,2 millones de superficie logística en 50 almacenes, según El País, que valora este segmento en 400 millones de euros.

La creación de una filial logística sigue los pasos de las filiales de viajes o seguros, en las que se partió de una infraestructura interna para desarrollar negocios que acabarían cobrando entidad dentro del grupo. El Corte Inglés lleva unos 2 años desarrollando el plan de crecimiento de su filial logística con Kearney y Goldman Sachs, en el que incluye duplicar plantilla, abrir servicios a terceros y constituir 5 plataformas logísticas de alimentación, según el diario del Grupo Prisa.

De este modo, el grupo busca sacar el máximo partido al fuerte crecimiento de sus ventas online, que han llegado a quintuplicarse con el coronavirus, al tiempo que intentará rentabilizar varios de sus activos inmobiliarios, aunque sin descartar hacerse con nuevos servicios como transporte aéreo internacional o logística de productos especiales o de lujo.

Además, la creación de su filial logística se enmarca dentro de la reorganización general en la que está inmerso el grupo. Así, El Corte Inglés ha intentado reorganizar su plantilla de actividades más impactadas por el coronavirus, como el ERTE para 4.800 empleados de la división de Viajes El Corte Inglés, a los que se busca reubicar para cubrir vacantes en otros departamentos del grupo.

LEER TAMBIÉN: El Corte Inglés contrae sus ventas un 40% en el primer semestre aunque logra ebitda positivo en los meses de verano

LEER TAMBIÉN: Los efectos del coronavirus en el El Corte Inglés provocarán un agujero de 4.400 millones de euros en pérdidas, según Moody's

LEER TAMBIÉN: El Corte Inglés pisa el acelerador en el online y negocia con 100 marcas para ser su socio logístico

VER AHORA: Tomás Villén, director general de Porsche Ibérica: “En 2021, más de la mitad de nuestras ventas serán coches eléctricos; hemos conseguido poner alma a la electrificación”