'Grape Beer': esta es la apuesta de Cruzcampo para acabar con la dicotomía entre cerveza y vino

Cruzcampo Grape Beer

Heineken

  • La compañía andaluza Cruzcampo ha creado Grape Beer, una bebida que aúna la autenticidad de la cerveza y el aspecto del vino.
  • De momento solo está disponible en el malagueño barrio del Soho, pero espera llegar a todo el país.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

La eterna dispuesta entre elegir vino o cerveza a la hora de salir parece tener los días contados gracias a Cruzcampo. La compañía que logrado aunar las dos cualidades de ambas bebidas en su nueva Grape Beer y que ha elaborado desde su fábrica de Málaga. 

La bebida, que buscar disfrutar de una auténtica cerveza desde el toque y el color del clásico vino, espera llegar a toda España, aunque de solo está disponible en el céntrico barrio del Soho de Málaga, tal y como recoge un comunicado de la compañía Heineken,  a la que pertenece la sevillana Cruzcampo.

Se trata pues de una cerveza que en su sabor y color recuerda al vino tinto, pero que desde la elaboración de la malta pilsen, malta de trigo y avena con un poco de lúpulo aporta el toque de la uva. Asimismo, durante la maduración y tras una fermentación previa, se agrega mosto de uva Angelato y las clásicas levaduras de la fermentación del vino, con el fin de generar un proceso enológico pero sobre base de cerveza.

Índice mundial de cerveza 2021: qué países invierten más dinero en producirla, quiénes son sus principales consumidores y dónde es más barata

De esta forma, en la segunda fermentación, se consigue el perfil del vino tanto en sabor como en color sobre el tradicional dorado de la cerveza. Jorge Varela, uno de los artífices de la mezcla junto a Juan Jiménez, ha explicado que llevaban mucho tiempo tratando de lograr un producto "que rindiese un homenaje especial" a 2 bebidas que les han acompañado durante su formación y desarrollo profesional.

Grape Ale, la cerveza artesanal italiana que ya aunó estos conceptos

No obstante, ya en Italia se había trabajado en esta dicotomía con Grape Ale, una cerveza artesanal que buscaba conjugar la tradicional forma de hacer vino y cerveza. En este caso, la bebida representaba una gran variedad de matices dependiendo de la creatividad del maestro cervecero y del tipo de uva empleada, que podía ir desde la sangiovese a la brachetto, tal y como recoge el blog especializado The Beer Times.

Por lo general, para su producción se utilizan maltas Pils o Pale, levadura de vino, lúpulos en cantidades mínimas, y un mosto compuesto de hasta 40% de uva. Este último se agrega en la primera o segunda fermentación, así como durante el proceso de su añejado, según apunta la Cámara de Cerveceros de México.

En 2014, la asociación de cerveceros italianos, Unionbirrai, otorgó la denominación de Grape Ale a las cervezas de fruta y que hasta entonces se conocían como Fruit Ale. Un año después, la organización estadounidense BJCP (Programa de certificación de Juez de Cerveza) la incluyó en su categoría de estilos locales como Italian Grape Ale y su fama comenzó a crecer.

LEER TAMBIÉN: Esto es todo lo que necesitas para hacer cerveza artesanal en casa

LEER TAMBIÉN: Si eres amante de la cerveza, este pack artesanal de menos de 20 euros te dará a probar al menos seis sabores distintos

LEER TAMBIÉN: Índice mundial de cerveza 2021: qué países invierten más dinero en producirla, quiénes son sus principales consumidores y dónde es más barata

VER AHORA: Los 10 vídeos más vistos en Youtube en España este año 2020