Pasar al contenido principal

DES 2018: Cómo las finanzas van a cambiar con las nuevas tecnologías

Inauguración de la conferencia DES 2018.
Inauguración de la conferencia DES 2018. DES

El mundo financiero vive también su propia revolución tecnológica. Por un lado, los grandes bancos están en proceso de implantar nuevas tecnologías como la inteligencia artificial o el blockchain para que sus procesos sean más eficientes así como para mejorar su relación con los clientes. Por otro lado, la innovación ha llevado consigo el desarrollo de startups enfocadas al mundo financiero, las conocidas como fintech, e incluso algunos bancos puramente online. 

En la última jornada de Digital Enterprise Show se han dado cita representantes del mundo financiero, procedentes tanto de bancos como de fintech, así como de empresas que prestan sus servicios para temas relacionados con las finanzas. La idea es que este sector, como el resto, no puede vivir de espaldas a la tecnología y que ésta debería servir para una doble vía.

Por un lado, para optimizar —y por tanto, abaratar— procesos, algo importante en un contexto en el que los bancos se enfrentan al momento de mejorar márgenes en un entorno de tipos de interés mínimos; y por otro, mejorar la experiencia del cliente para así generar a la larga una mayor fidelización. 

La inteligencia artificial es una de las tecnologías que más interesa al mundo de las finanzas, aunque está por determinar el camino que habrá que seguir. Una encuesta del diario financiero Financial Times a una treintena de bancos relevantes apuntaba que la industria está "emocionada con las perspectivas de esta tecnología", que puede ser una forma de rebajar costes. Aunque, en la misma encuesta, se percibía que la forma de llevarlo a cabo todavía es diferente y, en algunos casos, modesta. Así, os presupuestos de inteligencia artificial de estos grandes bancos oscilaba (entre aquellos que revelaron cifras) entre menos de tres millones de dólares hasta 15 millones.  

Leer más: DES 2018: Madrid, una ventana al mundo de la revolución digital

Pere Corominas, director de canales digitales de Caixabank, ha explicado en una conferencia en el DES que su compañía trabaja con IBM y tiene algunos desarrollos basado en la inteligencia artificial. Así, la entidad utiliza el asistente virtual Watson, lo que permitió que en 2017 lanzara su chatbox, que se puede utilizar a través de la app del banco pero también a través, por ejemplo, de Facebook Messenger. 

Otro de los terrenos donde las finanzas están viendo una mayor penetración de las nuevas tecnologías es en los pagos. "Por un lado está Caixabank Pay, donde el cliente puede incluir sus tarjetas de crédito y débito", ha apuntado Corominas al habar de la estrategia de Caixabank en este terreno, añadiendo que este sistema se puede complementar con Samsung Pay y Apple Pay. Otra de las innovaciones en este campo, según ha explicado el directivo, es su funcionalidad Firma Móvil con la "se reemplaza a la tradicional tarjeta de coordenadas". 

Por último, Corominas ha explicado el proyecto de Imaginbank, un banco puramente digital. Éste nació en enero de 2016 y, en un principio, estaba enfocado a un público millennial. Los objetivos eran atraer a 500.000 nuevos clientes. En este servicio, el usuario es quien gestiona sus finanzas de manera autónoma, pudiendo acceder a servicios sin comisiones que incluyen cuenta corriente, tarjeta, préstamos al consumo inmediatos con límite, herramientas de gestión de las finanzas personales, y pagos a través del móvil y persona a persona.

Fintech y banca 'online'

Las entidades tradicionales han empezado a desarrollar diferentes estrategias en el terreno de la banca online, sobre todo a partir del desarrollo de nuevos actores en el terreno de las finanzas. En los últimos años han nacido fintech o bancos puramente digitales que empiezan a presentarse como una alternativa a la banca tradicional, sobre todo ofreciendo comisiones más bajas, gracias a sus estructuras de costes más ligeras. 

En una conferencia en el DES bajo el nombre de "moldeadores de los servicios financieros y de seguros" se han dado cita varios de estos actores como el banco digital N26 o la fintech Revolut. Y también algunos de los actores más tradicionales dentro de la banca digital como ING. 

Los representantes de estas entidades han explicado cómo el sector de las finanzas está en evolución mediante el uso de las tecnologías. "Si en un primer momento bancos y fintech se percibían como dos mundos enfrentados, actualmente ha virado más hacia la cooperación", ha dicho Carlos Trevijano, socio del sector financiero de KPMG. 

En este sentido, Almudena Román, directora general de ING España, ha apuntado que dentro de la esfera del banco cuenta con diferentes fintech que se integran dentro de los servicios que el banco presta a sus clientes. Un ejemplo, de esto es Twyp, la app que sirve para realizar pagos entre usuarios a través del móvil. 

Por su parte, Francisco Sierra, director general del banco online N26, ha apuntado que comenzaron como fintech pero que pronto se dieron cuenta de que su futuro tenía que pasar por ser un banco. Actualmente, ya cuentan con licencia bancaria. Algo que también ha solicitado la fintech Revolut que nació como una cartera digital en la que a través de una aplicación móvil permitía realizar cambios de divisas con menores costes que un banco tradicional. 

Te puede interesar