El CEO de Ford considera que tienen "demasiada gente" y planean recortar 8.000 puestos de trabajo para financiar su expansión hacia los coches eléctricos

Jim Farley, CEO de Ford, junto al recién presentado F-150 Lightning eléctrico.
Jim Farley, CEO de Ford, junto al recién presentado F-150 Lightning eléctrico.

JEFF KOWALSKY / Contributor / Getty

Ford continúa con la idea de deshacerse de una parte bastante importante de su plantilla. El CEO de la empresa, Jim Farley, ha insinuado que el fabricante de automóviles tiene previsto seguir adelante con los recortes de puestos de trabajo comunicados, mientras intenta aumentar la producción de vehículos eléctricos. 

Farley ha afirmado, según recoge Bloomberg, lo siguiente: "En Ford tenemos demasiada gente en algunos lugares. Tenemos competencias que ya no funcionan, y puestos de trabajo que deben cambiar". Estas palabras van en la línea de otras que pronunció con anterioridad durante la conferencia automovilística de Wolfe Research en febrero, de la que ya informó Business Insider

Sus palabras se producen en medio de informaciones que apuntan a que el fabricante de automóviles podría recortar hasta 8.000 puestos de trabajo para facilitar la transición de la empresa desde los combustibles fósiles hacia los coches eléctricos. 

Según Bloomberg, citando fuentes no identificadas con conocimiento del asunto, estos 8.000 puestos podrían provenir de trabajadores de toda la empresa, pero principalmente de su recién creada unidad Blue, responsable de los vehículos con motor de combustión interna. Los detalles de los planes han concretado todavía.

Farley se negó a especificar cuántos puestos podrían ser despedidos. Actualmente, Ford cuenta con 88.000 trabajadores en Estados Unidos, incluidos 57.000 empleados por hora, según su página web corporativa. Business Insider ha intentado hablar con la empresa, pero un portavoz de Ford señala que no hacen comentarios sobre especulaciones.

"Para llevar a cabo nuestra transformación Ford+ y liderar esta emocionante y disruptiva nueva era de vehículos eléctricos y conectados, estamos centrados en remodelar nuestro trabajo y modernizar nuestra organización en todas las unidades de negocio de automoción y en toda la empresa", afirma la compañía.

El gigante automovilístico, con 118 años de antigüedad, se encuentra en una carrera, junto con otros fabricantes como GM, para superar a Tesla y dominar el todavía incipiente, pero creciente, mercado de los vehículos eléctricos. 

Farley planea ahorrar hasta 3.000 millones de dólares como parte de una amplia transformación, cuyo objetivo es impulsar la producción de vehículos eléctricos de Ford hasta dos millones en 2026.

En marzo, la empresa separó su división de vehículos eléctricos, denominada Model E, de su división de combustión interna, rebautizada como Ford Blue. Además, la marca automovilística se ha comprometido a invertir hasta 50.000 millones de dólares para electrificar su flota. 

"Ford es demasiado compleja", señala Farley. "Estamos planeando una complejidad mucho menor en nuestro negocio de Blue y ese es un tema que se extenderá al resto de la empresa durante los próximos años".

Los beneficios semestrales de Ford se han más que triplicado en comparación con el mismo periodo del año anterior, aumentando a 3.700 millones de dólares antes de impuestos. El aumento se ha visto impulsado, en parte, por la alta demanda de su Mustang Mach-E, F-150 Lightning y E-Transit eléctricas.

Otros artículos interesantes:

Precio de Tesla: cuánto cuesta cada modelo de Tesla en España

La crisis de la guerra en Ucrania provoca que conducir un coche eléctrico sea 700 euros más barato al año que uno de combustión, según un estudio en Reino Unido

Ford ha separado su negocio de coches eléctricos en una nueva compañía, a la que ha llamado como Elon Musk quería nombrar al Tesla Model 3

Te recomendamos