Relájate, esos objetos del cielo probablemente son de uno de los 90 países y 10.000 empresas que componen la economía espacial, valorada en casi un billón de euros

Jacob Zinkula
| Traducido por: 
Globos espía

Getty

  • Estados Unidos ha destruido tres objetos no identificados recientemente tras el derribo de un globo chino a principios de mes.
  • La Casa Blanca ha señalado que podrían tener vínculos con la industria espacial comercial.
  • La economía espacial alcanzó en 2021 un valor de casi 500.000 millones de euros y se espera que supere el billón de aquí a 2030.

No es imposible que los tres objetos que Estados Unidos derribó el pasado fin de semana tengan vínculos con extraterrestres. Pero es mucho más probable que simplemente estén relacionados con la creciente economía espacial. 

Durante el pasado fin de semana, Estados Unidos derribó tres objetos no identificados sobre Alaska, Canadá y el lago Huron. El pasado martes, el portavoz del Consejo de Seguridad Nacional de la Casa Blanca, John Kirby, afirmó que no hay pruebas de que ninguno de ellos estuviera relacionado con la recopilación de información por parte de los servicios de inteligencia chinos, a diferencia del globo espía derribado a principios de este mes. 

Aunque el Gobierno de Estados Unidos aún tiene que analizar los restos, Kirby dijo que una "explicación principal" en la comunidad de inteligencia es que los objetos "podrían ser globos simplemente vinculados a entidades comerciales o de investigación y, por lo tanto, benignos", comentarios de los que se hizo eco el presidente de Estados Unidos, Joe Biden, el jueves. El lunes, Kirby dijo que "una serie de entidades —incluidos países, empresas y organizaciones académicas y de investigación— utilizan objetos a estas altitudes con fines nada perversos, como la investigación científica".

Entre estas entidades, ninguna de las cuales ha reclamado la propiedad de los objetos, figuran los 90 países y las aproximadamente 10.000 empresas que participan actualmente en la industria espacial mundial. En la última década, las inversiones de gobiernos, empresas y multimillonarios como Elon Musk y Jeff Bezos han impulsado la industria hasta alcanzar una valoración de casi 500.000 millones de dólares en 2021. Para 2030, se espera que supere el billón de dólares, según un informe de Bank of America de enero

BofA define la economía espacial como "toda la gama de actividades y el uso de recursos que crean y proporcionan valor y beneficios a los seres humanos en el ámbito de la exploración, comprensión, gestión y utilización del espacio", incluida la investigación y el desarrollo, la fabricación de infraestructuras espaciales y la investigación científica vinculada a la industria.

 

Según el informe, aproximadamente el 80% de la economía espacial mundial estaba relacionada con productos y servicios espaciales comerciales en 2021, mientras que el 20% estaba vinculado a inversiones gubernamentales. 

En 2022, la Unión Europea anunció que invertiría unos 15.000 millones de dólares en los próximos cinco años en programas de exploración espacial, vigilancia de la Tierra y lanzamiento de satélites. En Estados Unidos, la NASA y el Departamento de Defensa son los mayores clientes de la industria, adjudicando contratos a empresas como Boeing, SpaceX y Lockheed Martin. 

No está claro hasta qué punto la industria espacial utiliza globos y objetos similares. Pero el lunes, la Casa Blanca dijo que el presidente Biden creará un equipo para analizar los objetos no identificados en el espacio aéreo estadounidense. Según Kirby, esto incluirá ponerse en contacto con las empresas que producen globos meteorológicos u objetos similares para saber "quién está a esa altitud, haciendo qué, con fines completamente legítimos". 

"Creo que todos reconocemos que probablemente necesitamos tener una mejor visión de conjunto al respecto, y por eso el presidente quiere que este esfuerzo interinstitucional eche un vistazo", dijo Kirby.

Pero dado que Estados Unidos ha tenido más de 500 avistamientos de "fenómenos aéreos no identificados" desde 2021, según un informe de inteligencia nacional publicado en enero, algunas personas se han preguntado por qué se acaba de crear este equipo ahora. 

"Por un lado, la Administración está diciendo que aún no sabemos qué son estos tres últimos objetos y no queremos realizar ninguna tipificación hasta que los recuperemos", dijo a la prensa el senador por Arkansas Tom Cotton. "Pero, por otro lado, no era una amenaza. Ambas cosas no pueden ser ciertas".

Conoce cómo trabajamos en Business Insider.